El auge de las especializaciones semipresenciales

El auge de las especializaciones semipresenciales

Estos programas mezclan lo mejor de la educación virtual con los beneficios de la presencialidad. 

eSCRIBIR

Es clave acabar con el paradigma cultural de la educación virtual, argumentando que es de menor calidad que la presencial.

Foto:

iStock

Por: REDACCIÓN + CONTENIDO
29 de julio 2019 , 12:00 a.m.

En Colombia el avance de la tecnología es cada vez más frecuente en las universidades. De su aplicación en las aulas han nacido conceptos como ‘blended learning’ o ‘b-learning’ (aprendizaje combinado) de los cuales se apoyan algunos programas de pre o posgrado semipresenciales, que aplican el uso las TIC en al
menos el 50% de sus actividades académicas.

Esta combinación, pese a que en el país no es reconocida como una modalidad
formal de la educación superior, es un tema que viene despertando mucho interés en aquellos profesionales que por tiempo, recursos o convicción deciden estudiar una especialización con este enfoque.

Según Gloria Figueroa, directora de UPB virtual de la Universidad Pontificia
Universidad Bolivariana, “el Ministerio de Educación Nacional (MEN) aún no diferencia entre los distintos tipos de educación virtual en Colombia, sin embargo el modelo semipresencial se está abriendo camino en el ámbito académico”, comentó.

De hecho, cifras del MEN confirman que la modalidad virtual creció en todos sus niveles más de un 90% entre 2011 y 2014, 95% en 2016 y 98% en los dos últimos años.

“Pese a este buen ritmo, en el país solo se ofertan 211 especializaciones en modalidad virtual, una cantidad mínima -menor al 5%- al compararla con los más de 3.700 programas de este tipo que ofrecen las universidades colombianas”, afirmó Figueroa

Abecé de las semipresenciales

Este enfoque busca es una combinación de experiencias de aprendizaje donde el estudiante de manera virtual y a distancia puede adelantar autónomamente
diversos temas del programa y al mismo tiempo compartir presencialmente con sus compañeros y profesor.

Su flexibilidad, según Diego Cardona, vicerrector Académico de la Universidad
EAN, facilita obtener el máximo provecho de los alumnos, por lo que mezcla la presencia en el aula con el trabajo remoto. “Al ser semipresencial, la especialización se puede adaptar a todo tipo de materias, docentes y grupos de estudiantes”, resaltó.

El ‘e-learning’ o educación virtual -denominado así desde el año 2000-, ha ido evolucionando con el tiempo y hoy, más allá de ofrecer el contenido de una asignatura o curso través de internet, gracias al uso de las TIC permite desarrollar programas completos de pre y posgrado 100% virtuales.

“Así nace el blended learning, también conocido como aprendizaje híbrido, mixto o semipresencial. Esta combinación rompe los límites espaciales y temporales para contribuir en la mejora de los resultados de formación de los estudiantes”, señaló
Sergio Gómez, director de Educación Virtual de la Universidad de La Salle.

Aunque existen casos de su aplicación en los colegios, este modelo se desarrolla con mayor frecuencia en la educación superior, especialmente en la oferta de posgrados que se pueden estudiar en el extranjero y que en este momento se ofrecen en
Colombia. Para resaltar, se calcula que en el país no hay más de 35 especializaciones
semipresenciales.

Ventajas del modelo

En primer lugar, permite aprovechar 100% las competencias y habilidades
digitales de los jóvenes, quienes sienten un interés mayor en este tipo de enfoque semipresencial comparado con el tradicional, debido a que les ayuda a poner en práctica y fortalecer sus destrezas en el manejo de la tecnología.

“Otra de las ventajas, principalmente para programas de posgrado, es el manejo del tiempo en al cual no se tienen agendas diarias o permanentes de asistencia a clase en horarios estrictos, pudiendo definir cuál es el mejor momento para sus sesiones
de virtualidad”, aseguró Fredy Sanz, vicerrector de Investigación y Altos Estudios Posgraduales de la Universidad Manuela Beltrán.

Otro aspecto importante dentro de esta modalidad está relacionado con quienes viven en zonas remotas y no les queda fácil desplazarse hacía las universidades, e incluso en ciudades o zonas con tráfico muy denso y con problemas de transporte. “Sin importar dónde estén, podrán ver el contenido de sus materias a distancia y solo desplazarse cuando sea necesario para ver clase de forma presencial”, agregó Sanz.

Los programas semipresenciales siguen marcando una tendencia fuerte a nivel internacional, los cuales se han impulsado por la irrupción de las TIC en todos los contextos sociales, incluida la educación superior.

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.