Secciones
Síguenos en:
Hasta Mancuso criticó que la justicia haya sido lenta para imputarlo
Tribunal Mancuso Barranquilla

Salvatore Mancuso continúa en Estados Unidos.

Foto:

EL TIEMPO

Hasta Mancuso criticó que la justicia haya sido lenta para imputarlo

FOTO:

EL TIEMPO

En una carta al presidente de la Comisión de la Verdad, reiteró su compromiso con las víctimas.

En una comunicación cargada declaraciones, el exjefe paramilitar Salvatore Mancuso le reiteró al padre Francisco de Roux, presidente de la Comisión de la Verdad, su deseo de contribuir en el esclarecimiento de los hechos del conflicto armado.

(Además: Ganaderos piden que la JEP los acrediten como víctimas de secuestro)

Por un lado, Mancuso planteó un encuentro con los excomandantes de las Farc, los de las Autodefensas Unidas de Colombia (Auc), los agentes del Estado, miembros de la Fuerza Pública, políticos, entre otros actores que hicieron parte de la confrontación armada y pueden contar las verdades de lo que ocurrió.

Uno de los puntos que llamó la atención fue la crítica que Mancuso le hizo al sistema transicional de Justicia y Paz, a través del cual él y miles de exparamilitares de las Auc se desmovilizaron. 

"En 15 años que llevamos de proceso, solo me han condenado por aproximadamente 3.000 delitos y me han imputado alrededor de 15.000 hechos de guerra de un total de 70.000 por los que debo responder por línea de mando", dijo Mancuso.

(También Masacres y amenazas de muerte aumentaron en el primer bimestre: JEP)

Y agregó que esa situación significa "una verdadera revictimización del Estado Colombiano contra las víctimas del conflicto armado".

El 'expara', además, alertó sobre los riesgos que corre su vida por querer contar la verdad, que, como ya en varias ocasiones ha dicho, involucra a varias personalidades nacionales.

"Me han solicitado en extradición para llevarme nuevamente a prisión en Colombia para poder torturarme y asesinarme y así silenciarme definitivamente. Pero las victimas me necesitan vivo desde cualquier parte del mundo para poder continuar cumpliéndoles, de nada les sirvo asesinado en Colombia, por eso he adelantado acciones legales en pro de proteger mi vida", se lee en la carta de Mancuso.

(Puede leer: Por negarse a aportar verdad, JEP cerró puerta a Ramiro Suárez Corzo)

Esta es la carta completa de mancuso:


Reciba un cordial y respetuoso saludo.

Padre de Roux, me he enterado de su interés de hablar conmigo en su calidad de presidente de la Comisión de la Verdad, me pide públicamente que me dirija a usted de forma directa y no a través de terceros.

Desde el año 1997 comprendí que lo que estábamos haciendo en la guerra no era lo correcto, desde ese momento hemos tratado que el Estado Colombiano busque salidas negociadas al conflicto armado, advirtiendo desde ese entonces que era fundamental que estuviésemos todos los implicados; no fue posible y lo que no evitamos y sucedió después, fue catastrófico, miles y miles de víctimas se hubiesen podido evitar.

Agradezco su interés de querer visitarme y escuchar mi testimonio, es muy valioso e importante para la historia del país, conocer una parte sustancial de la verdad de uno de los actores del conflicto, lo que permitirá finalmente presentar propuestas de soluciones que eviten más víctimas, no obstante, de forma respetuosa quiero expresarle que en sus mensajes hay un desconocimiento de unos antecedentes, voluntades y circunstancias importantísimas que preceden su solicitud, una de ellas es que, se desconoce la gestión adelantada y los aportes a la paz de Colombia por parte del Doctor Álvaro Leyva Duran, particularmente de la búsqueda del respeto y protección de los derechos de las víctimas del conflicto armado, su función mediadora también ha sido importantísima para plasmar mi voluntad y la de otras personas que deseamos aportar verdad en la JEP y en la Comisión que usted preside.

Lo mismo ocurre con la gestión de los Comisionados doctora Patricia Tobón Yagarí y el doctor Leyner Palacios, quienes desde el año pasado adelantaron labores propias de su cargos y en defensa de los derechos humanos de las comunidades e incluso, de quienes fuimos sus victimarios.

Otro aspecto no tenido en cuenta por usted es que desde hace varios meses propuse que se celebrarán audiencias o sesiones de CARA AL PAÍS, es decir, de manera pública.

Justicia y Paz es un proceso que tiene un valor incuestionable, que pocos hasta ahora han reconocido, donde comenzó a contarse la verdad sobre el conflicto armado colombiano, el compromiso de los postulados fue superior al de algunos funcionarios que tuvieron en sus manos las verdades contadas, pero que no comprendieron su papel histórico o simplemente no lo quisieron asumir, ese trabajo fue y es limitado e insuficiente, pues el mismo Estado Colombiano es juez y parte y obviamente no desea que se conozcan y trasciendan las verdades para poder eludir su responsabilidad en el conflicto, además solo participamos nosotros, un solo actor del conflicto armado. En dicha justicia transicional, al igual que en la justicia ordinaria, muchas verdades quedaron perdidas.

Tampoco consideró otro asunto planteado y que es innegociable, consiste en que la verdad sea reconstruida y contada de forma completa entre todos los actores del conflicto, EX GUERRILLA, EX AUC, TERCEROS CIVILES, MIEMBROS DE LAS FUERZAS PUBLICAS ACTIVOS Y NO ACTIVOS, AGENTES DE ESTADO DE FACTO, POLÍTICOS, todos…, con
las víctimas y los medios de comunicación como testigos, además del acompañamiento de organizaciones internacionales. Y al hacerla pública, se conocerá la verdad completa, sin sesgos ni amañamientos, asumiendo las responsabilidades por cada uno de los actores involucrados, esto nos permitirá evitar más víctimas futuras, que se siga perpetuando el conflicto armado, lograr la no repetición y una posibilidad verdadera de reconciliación.

Además de la solicitud ante la JEP efectuada por la Corte Suprema de Justicia desde el año 2018, para que estudiara la posibilidad de que el suscrito ingresara en dicha jurisdicción, he venido participando de los procesos preparatorios de reconocimiento y diálogos para la no repetición que varias organizaciones en conjunto con la Comisionada de la Verdad Patricia Tobón Yagarí y el comisionado Leyner Palacios, han venido impulsando en varios territorios de Antioquia, sur de Córdoba, Montes de María y Chocó.

Varias comunidades étnicas y campesinas han participado de estos procesos. Es muy importante reconocer el camino adelantado en este sentido y mediante esta carta reafirmo mi compromiso de seguir participando en estos espacios junto con otros actores responsables. Las comunidades, el país y el mundo necesitan que sigamos activando estos espacios.

Con estos antecedentes, quiero respetuosamente plantearle que la COMISIÓN DE LA VERDAD, facilite los encuentros donde converjamos los actores del conflicto armado para reconstruir y contar entre todos, la verdad sobre diferentes hechos de interés para las víctimas y el país, es trascendental por ejemplo, que de las desmovilizadas guerrillas de las FARC se hagan presentes no solo Rodrigo Londoño como su máximo ex comandante, sino también, los ex comandantes de los bloques de esa guerrilla que operaron en las mismas zonas donde yo también estuve al frente de los Bloques de Autodefensas, además de invitar a otros ex comandantes de las AUC que quisieran aportar sus verdades, los terceros y agentes de estado de facto, miembros activos y no activos de la fuerza pública, que tengan relación y conocimiento directo y esencial de los hechos a contar, considero importante contar con la participación del doctor Álvaro Leyva Durán, la Comisionada de la Verdad Patricia Tobón Yagarí y el comisionado Leyner Palacios. Un primer paso de mucha trascendencia.

Ahora respecto al trabajo con las comunidades de protección especial, le solicito que la COMISIÓN DE LA VERDAD organice otros espacios de reconocimiento y no repetición en distintos lugares del país, con acompañamiento internacional y las debidas garantías de seguridad para todos los que participemos en los mismos, con similares actividades y mecanismos ya efectuados, nuestro reconocimiento voluntario de responsabilidades, pedido de perdón y compromisos de no repetición con el acompañamiento y liderazgo de la comisionada Patricia Tobón, del comisionado Leiner Palacios y otros líderes y representantes de víctimas. Es el momento histórico para profundizar este trabajo que ya hemos arrancado y que el país y el mundo apoyen el mismo. El tiempo de la Comisión de la Verdad es corto, y por respeto a las víctimas debemos pasar a la acción.

Es importante informarle a usted padre de Roux, acerca de la denuncia que he hecho respecto a lo que está ocurriendo con el proceso de Justicia y Paz, la revictimizadora lentitud procesal que afecta principalmente a las víctimas, por ejemplo, en mi caso, en 15 años que llevamos de proceso, solo me han condenado por aproximadamente 3.000 delitos y me han imputado alrededor de 15.000 hechos de guerra de un total de 70.000 por los que debo responder por línea de mando.

Una simple regla de tres es suficiente para ver con certeza los años que se necesitarán para concluir la judicialización de todos los cargos en mi contra y demás postulados, le aseguró que serán muchísimas víctimas y sus familiares, las que no conocerán o podrán hacer efectivas las decisiones judiciales y administrativas de justicia y reparación a su favor, porque cuando se dicten, muy seguramente ya estaremos muertos. Esta es una verdadera REVICTIMIZACIÓN DE PARTE DEL ESTADO COLOMBIANO contra las víctimas del conflicto armado, desconociendo el espíritu de la Justicia Transicional y vulnerando sus derechos constitucionales y legales.

Agravada esta situación porque una parte relevante de la verdad declarada por todos los postulados, ha sido “secuestrada” por personas desde puestos de poder, quienes han impedido que se conozca la verdad sobre las causas del conflicto armado y sus responsables. Las AUC no iniciamos la guerra, ni fuimos los únicos responsables.

Cualquier intención de justificar las implicaciones de esta evidencia demoledora, se la dejo a otros, pues sería una descarada tergiversación de la verdad. Como tendrá usted la oportunidad de constatar, las retaliaciones por contarle estas incómodas verdades y las expresadas en la conversación con Rodrigo Londoño, no se harán esperar.

Es importante informarle Padre de Roux, que he denunciado desde hace varios años una inocultable realidad, relacionada con la evidente e indiscutida posibilidad de que se adelanten atentados contra mi vida, nunca antes habíamos visto a casi todo el aparato estatal perseguir política y jurídicamente a una persona como en mi caso particular, todo por lo incómodas que han sido y siguen siendo mis verdades, pues pretenden silenciarme a cómo dé lugar, es la cuenta de cobro por cumplir con Justicia y Paz, contar las verdades del conflicto armado y obviamente también para eludir responsabilidades.

Los hechos son elocuentes, así como también lo es que han asesinado a más de 3.600 desmovilizados de las AUC y sus familiares, muchos de ellos torturados o envenenados en las cárceles de Colombia bajo la protección del Estado; me han negado los beneficios de Justicia y Paz a pesar de haber cumplido. Unos pocos pero poderosos han concertado complots criminales en mi contra y de miembros de mi familia, iniciando y tramitando procesos judiciales en la justicia ordinaria con falsos testigos, destrucción de pruebas, con montajes, falsedades, denegación sistemática de la aplicación de justicia, etc.

Han incumplido los acuerdos de paz y me han solicitado en extradición para llevarme nuevamente a prisión en Colombia para poder torturarme y asesinarme y así silenciarme definitivamente. Pero las victimas me necesitan vivo desde cualquier parte del mundo para poder continuar cumpliéndoles, de nada les sirvo asesinado en Colombia, por eso he adelantado acciones legales en pro de proteger mi vida.

Recuerde que estoy detenido en una cárcel de Estados Unidos y por eso se me dificulta y estoy limitado para adelantar personalmente cualquier actividad necesaria para lograr materializar lo pretendido, por eso, debo hacerlo a través de terceros.

Aprovecho para solicitarle que por conducto diferente podamos hablar sobe mi seguridad y la de mi familia.


JUSTICIA
justicia@eltiempo.com

También le recomendamos:

-Corte tumba ley que creó al Ministerio de Ciencia, con efecto diferido

-Precluir, acusar o anular: ¿Qué viene ahora en el caso contra Uribe?

-Consejo de Política Criminal aprueba reglamentación de cadena perpetua

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.