Las lecciones de Justicia y Paz para la JEP / Opinión

Las lecciones de Justicia y Paz para la JEP / Opinión

Con los procesos de paz suele ocurrir que sus buenos resultados acaban siendo minimizados.

Magistrados de la JEP

Los magistrados de la JEP tienen un valioso acervo que debería ser evaluado sin prevenciones políticas e ideológicas.

Foto:

Mauricio Dueñas / EFE - Archivo EL TIEMPO

Por: Jhon Torres
25 de agosto 2019 , 08:50 p.m.

La ley de Justicia y Paz, el instrumento legal creado por el gobierno Uribe para sacar adelante la negociación con los ‘paras’, acaba de cumplir 14 años.

Son casi tres lustros en los que, por primera vez, el país probó un modelo de justicia transicional cuyas lecciones, buenas y malas, no pueden pasar desapercibidas para los responsables de la nueva Jurisdicción Especial para la Paz (JEP).

Con los procesos de paz suele ocurrir que sus buenos resultados acaban siendo minimizados. Al tiempo, sus fallas, que todos las tienen, con frecuencia son magnificadas, muchas veces por pura y simple política. Pasó con el proceso con las Auc y está sucediendo también con el firmado, tras 50 años de guerra, con las Farc.

En el campo puntual de la justicia, el resultado de la negociación con los ‘paras’ no es para nada despreciable. Por el contrario, es una vara muy alta la que deja para el modelo de justicia acordado con la guerrilla.

Sancionada a finales de julio del 2005, la ley finalmente aprobada por el Congreso estableció sanciones mucho más duras que las inicialmente pretendidas por el gobierno de la época. Además, sendas sentencias de las cortes Constitucional y Suprema les quitaron a los ex-Auc, en especial a sus jefes, gabelas que desde un primer momento fueron polémicas.

A corte del 2018, por información aportada por desmovilizados, la Fiscalía había descubierto 5.447 fosas clandestinas, de las que fueron recuperados los restos de 7.056 personas asesinadas por los paramilitares. De esas víctimas, 4.300 fueron identificadas y entregadas a sus familias.

Las versiones de los jefes ‘paras’ y varios mandos medios fueron además claves para descubrir el grado de penetración del paramilitarismo en la política colombiana. Más de un centenar de excongresistas, exgobernadores, exalcaldes y varios altos oficiales fueron condenados por esas alianzas macabras. Y faltan aún capítulos por develar.

Los magistrados de la JEP tienen en la historia de ese primer experimento de justicia transicional un valioso acervo que debería ser evaluado sin prevenciones políticas e ideológicas. Por ejemplo, recordar que fue la decisión de la Corte Suprema de ordenar que todas las audiencias de los victimarios fueran públicas y abiertas, tanto a medios como a las víctimas, la que permitió que el escándalo de la ‘parapolítica’ no pasara de agache.

JHON TORRES
Editor de EL TIEMPO
En Twitter: @JhonTorresET

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.