Por daño de Hidroituango, desastre ecológico amenaza al río Cauca

Por daño de Hidroituango, desastre ecológico amenaza al río Cauca

El fiscal Néstor Humberto Martínez dice que hay una investigación penal sobre delitos ambientales.

Néstor Humberto Martínez, fiscal general

El Fiscal asegura que si la situación del río Cauca en la zona aledaña a Hidroituango no se ataja con rapidez, la población ribereña será la más afectada.

Foto:

Héctor Fabio Zamora / EL TIEMPO

Por: Yamid Amat
14 de abril 2019 , 09:42 a.m.

Una peligrosa planta invasiva, que se llama buchón, apareció en el río Cauca 8,5 kilómetros arriba de la represa de Hidroituango y se ha convertido en la más grave amenaza de “envenenamiento” de la aguas del río.

El fiscal general de la nación, Néstor Humberto Martínez, en diálogo con EL TIEMPO, precisa las inmensas dimensiones del fenómeno y advierte además sobre el riesgo de una avalancha como consecuencia de movimientos de tierra que se han presentado en la tierra excavada, junto a residuos sólidos ubicados en la ladera de la montaña. El fiscal Martínez dice que “lo que ha pasado es que la presa ha generado un efecto que podríamos llamar “colador” porque los recursos biológicos que trae el río desde su nacimiento se estancan en Hidroituango y no pasan río abajo para llegar a Caucasia, a la Mojana sucreña, etc.

Al acumularse todos esos nutrientes a nivel del dique, surgió un alimento potente para que surja una planta invasiva que crece muy rápidamente: esa planta se llama buchón y ha logrado extenderse en estos dos meses por 8,5 kilómetros sobre zona embalsada.

¿Por qué en dos meses?

Desde el momento en que se cerró la casa de máquinas y se llenó la represa, el río sólo sale por el vertedero, dejando solo pasar la zona superficial del agua, la cual se encuentra sin sedimento.

¿Pero qué es lo que se estanca?

Los recursos alimenticios, los nutrientes biológicos y el contenido minero del río.

Es decir, ¿la desviación del río Cauca produjo este fenómeno?

Estrictamente lo que está pasando es por la presa, que actúa como una planta de sedimentación, al punto que 55 kilómetros arriba de la zona de presa se presenta tal grado de excesos de nutrientes en el agua estancada, que se produce eutrofización, por lo que empieza a crecer el buchón y a multiplicarse. Se extiende ya 8 kilómetros y medio sobre el embalse, una distancia que en Bucaramanga equivale al trayecto entre el centro de Bucaramanga y el Club Campestre o en Bogotá de la Torre Colpatria al Seminario Mayor de la calle 93.

Pero, ¿qué fue exactamente lo que produjo el nacimiento de esta planta?

Según los peritos, esa planta se expande aceleradamente cuando hay mucho alimento en el río que ha surgido por efecto de la retención de los nutrientes. Para explicarlo gráficamente: el agua sale por encima de la presa, pero ella retiene la sedimentación propia del río. Como el sedimento es mucho más pesado que el agua, se queda atrapado desde la presa hasta aguas arriba y no está llegando aguas abajo del río Cauca. Lo anterior crea un medio ideal para el establecimiento y reproducción en exceso de esta planta, que impide la entrada de luz al cuerpo de agua, creando tapetes de esta maleza flotante.

¿Cómo se descubrió este fenómeno?

A raíz de las investigaciones penales que está haciendo la Fiscalía.

¿Investigaciones penales sobre?

Sobre delitos ambientales, que presumiblemente se pueden haber cometido con ocasión de la construcción de la represa y con la complicidad de servidores públicos. En este momento tenemos una indagación penal a partir de elementos objetivos que sugieren que se han cometido algunas infracciones a la ley desde el punto de vista ambiental. Pero la urgencia de la Fiscalía no es proceder procesalmente a establecer responsabilidades en este momento; entendemos que frente a la gravedad de lo que está pasando, nuestra mejor contribución es, por ahora, pedirle a un juez penal de garantías que adopte medidas preventivas en favor de las víctimas, de tal manera que se disponga de manera urgente un plan de choque para retirar el buchón del río.

¿Y se pueden retirar todas estas plantas?

Sí. Hay un procedimiento técnico. La idea es que el buchón de agua no se maneje como actualmente se hace, con retroexcavadoras. Se necesitan muchos más puestos de control, barreras de suspensión en el curso del río y máquinas cosechadoras que recojan el buchón en forma continuada. Ahora que estamos en pleno invierno, el régimen de lluvias hará que la carga orgánica sea más alta y, claro está, va a crecer más aceleradamente el buchón...

Buchón en el río Cauca

Buchón, la planta invasiva que se ha extendido por el río Cauca unos 8 kilómetros arriba de la represa de Hidroituango.

Foto:

Cortesía Fiscalía

Entonces ¿sí se ha cometido delito penal- ambiental?

No podemos afirmarlo todavía porque la investigación no ha terminado, pero sí hay alteraciones medioambientales

¿Si el fenómeno no se controla quiénes serán víctimas?

Toda la población ribereña que vive de la pesca, que vive del oro extraído artesanalmente por su cultura, cuyas costumbres, actividades socioeconómicas y culturales giran en torno a esta cuenca que es la segunda más importante de Colombia. Mire usted: al río los campesinos lo llamaban “el mono” por su color amarillo y como ha cambiado de color después de la presa, de donde sale sin nutrientes, lo llaman “el zarco”.

¿De qué manera se puede salvar el río?

Con un plan de choque inmediato contra el buchón. Eso requiere un plan de manejo ambiental continuo y eficiente, porque el fenómeno es resultado de la obra civil y hay que tomar las medidas de contención que se han debido adoptar de manera programada y constante para minimizar el impacto ambiental de la obra.

¿Cuáles son las medidas cautelares que debe tomar el juez?

Le estamos pidiendo al juez penal de garantías que le ordene a EPM en un plazo que él tendrá que establecer, que desarrolle ese plan de choque para la limpieza y recolección del buchón de agua y que adopte un plan estable y continuo para prevenir nueva sobrepoblación y crecimiento desproporcionado de la planta.

Si esas medidas cautelares no se toman ya y no se comienza la limpieza inmediata en el río Cauca, ¿qué riesgo se corre?

En primer lugar, que el río va a dejar de ser navegable. Ya lo es a nivel de Sabanalarga. En segundo lugar, el impacto sobre la seguridad alimentaria de esa parte de Antioquia. El buchón no permite la fotosíntesis en el río y se pierde el oxígeno y aguas abajo no hay alimento para los peces, lo que altera las cadenas tróficas. El agua tiende también a descomponerse por falta de oxígeno y los olores, como en la Represa del Muña, son nauseabundos. La minería artesanal también sufre, porque los barequeros pierden la capacidad de buscar oro a partir de Hidroituango, en donde queda atrapada la sedimentación del río.

¿Esta es la única investigación que se hace sobre impacto ambiental?

No. También encontramos problemas con una planta de asfalto abandonada y con una zona de disposición de materiales excavados. Mire: Al construir la presa tuvieron que remover toneladas de tierra y esos residuos sólidos los llevaron parcialmente al Higuerón sobre la ladera de la montaña, al lado de una quebrada y por donde pasa el río Cauca. El manejo de esos residuos sólidos no se hizo apropiadamente, según los informes técnicos que he podido conocer. Esos residuos quedaron expuestos a las condiciones meteorológicas y ambientales. Gran riesgo. Entonces también le hemos pedido al juez una medida cautelar para el adecuado manejo de los residuos sólidos; llegamos a encontrar fracturas en esos residuos, grietas de hasta 60 metros de longitud; eso quiere decir que se están moviendo y como están en la ladera de la montaña, pueden caer sobre la carretera que hizo EPM y además generar un represamiento y posible avalancha sobre el río.

¿Así de grave?

Si. Así de grave. La zona está sobre una quebrada. La quebrada se eliminó con el material extraído para la presa y el agua que tenía esa quebrada está llevándose ese material hacia abajo. Además de que hay indicios de inestabilidad en la zona.

Mejor dicho, hay un riesgo de derrumbe…

Sí señor. Riesgo real de derrumbe y de avalancha. Por eso, pedimos al juez que disponga como medida cautelar la estabilización urgente e inmediata de taludes y manejos de aguas superficiales en el zodme El Higuerón, que es donde hay un gran volumen de material de excavación sacado para hacer la obra de Hidroituango.

¿Qué es zodme?

Zona de manejo de escombros y material de excavación.

Todo esto ocurre en el río antes de llegar a la represa.

Exactamente, y después de la represa pasa también un fenómeno muy grave: los alimentos naturales para las especies animales se han detenido en la represa y así se va a afectar toda la pesca de esa región.

¿Por qué este fenómeno solo se advierte cuando pasa la crisis de Hidroituango?

Porque antes de la crisis de Hidroituango el agua estaba circulando, el río pasaba con todos sus nutrientes a través de los túneles y no había represamiento.

¿Hasta dónde le cabe responsabilidad a EPM?

Eso es lo que también investigamos, porque la muerte que está sufriendo el río está asociada al tema de ingeniería de la obra; porque si los túneles funcionan, el río pasaría completo con su sedimentación aguas abajo. Las decisiones que se tomaron tuvieron una connotación en su estructura, pero a la vez, en el medio ambiente, en la retención de los sólidos, que como el agua no pasa por debajo sino por encima, por el rebose, se produce la alteración. Antes, llevaba qué comer a la fauna y la flora acuática y también algo que los mineros tuvieran que sacar. Después, no. Esa es la crisis.

¿Consecuencia de la crisis de Hidroituango es esta nueva emergencia?

Sí, definitivamente sí, porque al hacerse el llenado y no utilizar los túneles se generó esa retención sobre todos los nutrientes, sobre toda la base del lecho del río.

¿Le ha comunicado a la EPM la gravedad de la situación?

Estamos notificando a EPM para que concurra a una audiencia el 6 de mayo.

¿Las medidas deben incluir la detención de las obras mientras limpian el río?

No, para nada. No hay que detener las obras. No se afecta la hidroeléctrica, pero esta tampoco puede afectar el medio ambiente.

Usted sabe que la gente antioqueña es muy susceptible frente al tema de Hidroituango. ¿No corren estas denuncias el riesgo de que los antioqueños sientan que la Fiscalía maltrata la construcción de la represa?

Todo lo contrario. Este es un acto de prevención y de solidaridad con las gentes de Antioquia. Porque estamos pensando es en la población ribereña, porque hay un cambio impactante en su fuente de vida, en la capacidad de generar pesca para su sustento, de la minería para su supervivencia.

YAMID AMAT
Especial para EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá:

Empodera tu conocimiento

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.