Un hijo de ‘Tirofijo’ está entre los 9 líderes de las Farc esfumados

Un hijo de ‘Tirofijo’ está entre los 9 líderes de las Farc esfumados

Comisionado de Paz confirma nombres y está a la expectativa de reactivar órdenes de captura.

Farc

La Procuraduría estableció que los tres hombres fueron excluidos de las listas que las Farc entregaron a la Oficina del Alto Comisionado para la Paz.

Foto:

Eliana Aponte / EL TIEMPO

Por: Unidad Investigativa 
24 de septiembre 2018 , 10:56 a.m.

En el búnker de la Fiscalía están atentos a las instrucciones que imparta la Casa de Nariño para saber si reviven o no un puñado de órdenes de captura contra al menos 9 líderes de la ahora exguerrilla de las Farc, cuyo paradero se desconoce desde hace semanas.

Si bien las alarmas se prendieron con la salida de ‘Iván Márquez’ y Hernán Darío Velásquez, ‘el Paisa’, del espacio territorial de Miravalle (Meta), de quienes se perdió el rastro desde mediados de agosto cuando se fueron de la zona por una supuesta operación militar en su contra, hay al menos otras 7 personas de las que se espera que confirmen si siguen o no en el proceso de paz.

Se trata de exjefes que lideraron importantes estructuras del desmovilizado grupo, con capacidad para reagrupar tropa, por lo que varios estamentos del Estado están a la expectativa sobre si se debe o no revivir su cacería.

EL TIEMPO estableció que uno de ellos es Alberto Cruz Lobo, alias Enrique Marulanda, uno de los hijos del extinto líder de las Farc Manuel Marulanda, alias Tirofijo. Su rastro se perdió el 8 de agosto pasado en la región de Mesetas (Meta), donde se había establecido tras la firma de la paz y era custodiado por hombres de la estatal Unidad Nacional de Protección (UNP).

El hijo de ‘Tirofijo’ militó en el Bloque Oriental y, tras su desarme, se convirtió en uno de los 111 integrantes del Consejo Nacional de Reincorporación (CNC) que estructuró la exguerrilla para coordinar su retorno a la vida civil. Sin embargo, el segundo miércoles del mes pasado decidió irse y devolver el esquema oficial de seguridad.

Y 264 horas después, con el precedente de haberle dado unos días antes la mano como símbolo de compromiso al comisionado de Paz, Miguel Ceballos, otro histórico del Bloque Oriental desapareció del radar oficial.

El 19 de agosto se perdió todo rastro de Nelson Enrique Díaz, alias Iván Alí, un guajiro de 42 años con ascendencia militar en la estructura guerrillera

En efecto, el 19 de agosto se perdió todo rastro de Nelson Enrique Díaz, alias Iván Alí, un guajiro de 42 años con ascendencia militar en la estructura guerrillera.

Los otros en la lista

“Información de inteligencia da cuenta de que habría recibido la orden de desaparecer desde mediados de julio, un mes antes de perderse del espacio territorial de Colinas, en el Guaviare, y de incluso habérsele visto allí personalmente con el comisionado Ceballos, de rearmar a sus antiguos compañeros y recuperar las zonas de injerencia que las Farc tenían en este departamento”, le dijo a EL TIEMPO una fuente oficial. Lo que está por establecerse es de dónde provino esa orden.

Ivan Ali

Nelson Enrique Díaz Osorio, alias 'Ivan Ali'.

Foto:

Cortesía oficina del Comisionado

Romaña

Henry Castellanos Garzón, alias 'Romaña'.

Foto:

Cortesía oficina del Comisionado

Paisa

Hernán Darío Velásquez, alias 'Paisa'.

Foto:

Cortesía oficina del Comisionado

Zarco Aldineber

José Manuel Sierra Sabogal, alias 'Zarco Aldineber'.

Foto:

Cortesía oficina del Comisionado

Iván Márquez

Iván Márquez

Foto:

Cortesía oficina del Comisionado

Esta tesis se refuerza en el hecho de que el 30 agosto, tan solo 11 días después, otro excomandante siguió la misma ruta: Elmer Matta Caviedes, alias Albeiro Córdoba. El hombre dejó una carta devolviendo el esquema estatal de protección y abandonó con rumbo desconocido el espacio territorial de Colinas. Se cree que se esfumó con ‘Iván Alí’ para recuperar el control criminal y las rutas del narcotráfico en el Guaviare.

Además, ‘Córdoba’ siempre hizo público su desacuerdo con varios aspectos del proceso de negociación con el gobierno y hasta intentó convencer a varios de los 156 excombatientes ubicados en Colinas de volver con él a la guerra. Inteligencia lo identifica como hijo del extinto Noel Matta, conocido como Efraín Guzmán, también fundador de las Farc.

Otro de los ilocalizables que militó en el Bloque Oriental es José Manuel Sierra Sabogal, conocido como ‘el Zarco Aldinever’, que a sus 41 años es considerado el heredero del ‘Mono Jojoy’. La última vez que se supo algo de él fue el 2 de agosto, cuando oficialmente desistió de su esquema de seguridad.

Si bien ‘el Zarco’ estaba en el espacio territorial de Mesetas, junto al hijo de ‘Tirofijo’, conoce de primera mano cómo y en dónde operó el Bloque Oriental y sabe la forma en que se puede rearmar esta fracción guerrillera.

En la lista de ilocalizables también figura Luis Gustavo Cuellar Pajoy, alias ‘Manuel Político’, quien el 12 de julio desistió su esquema de seguridad y se fue del espacio territorial de La Pradera, en Putumayo. Su caso tiene la particularidad de que era visto como activista de Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (Farc), el partido que nació tras el desarme.

La lista la completan Henry Castellanos, alias ‘Romaña’, quien fue visto por última vez a comienzos de septiembre en Arauca y a quien se le han encontrado al menos 17 bienes a nombre de testaferros que no reportó tras dejar las armas. Y José Benito Cabrera, ‘Fabián Ramírez’, quien el 22 de junio desistió de su esquema de seguridad; no obstante, hace poco hizo saber que está en Caquetá, aunque no ha reaparecido personalmente.

La desaparición de estos 9 líderes generó que jefes del ahora partido Farc, como Rodrigo Londoño, ‘Timochenko’, y Victoria Sandino comenzaran a recorrer el país para dialogar con la base desmovilizada para evitar que eventualmente regresen a las armas. De hecho, las directivas de la colectividad tampoco saben nada del paradero de sus excompañeros e hicieron saber que, si no aparecen, deben asumir las consecuencias.

Por ahora, como lo advirtió el propio comisionado Ceballos, la Jurisdicción Especial de Paz (JEP) espera que estos 9 esfumados se presenten en su sede para saber si continúan con el proceso de paz, lo que impacta en la reactivación o no de las órdenes de captura. Existe un plazo que, según supo EL TIEMPO, está a punto de vencerse.

UNIDAD INVESTIGATIVA
u.investigativa@eltiempo.co
En Twitter: @uinvestigativa

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.