Dos infartos y un accidente, los nuevos obstáculos en caso Odebrecht

Dos infartos y un accidente, los nuevos obstáculos en caso Odebrecht

Jorge Pizano, testigo clave, murió al igual que Jorge Arango, árbitro en caso de la Ruta del Sol II.

Jorge Enrique Pizano

Jorge Enrique Pizano, aquí con su familia,  falleció después de sufrir un infarto.

Foto:

Archivo particular

Por: Unidad Investigativa
14 de noviembre 2018 , 08:17 a.m.

Nota publicada originalmente el pasado 8 de noviembre, antes de que se conocieran las declaraciones entregadas por Pizano a Noticias Uno.

La muerte del ingeniero Jorge Enrique Pizano Callejas, de un infarto, tiene desconcertados a investigadores e investigados dentro del escándalo de sobornos del caso Odebrecht.

A pesar de padecer un cáncer, Pizano venía rindiendo testimonios claves en torno a varios contratos irregulares que la multinacional Odebrecht había firmado de manera autónoma dentro de la Concesión Ruta del Sol II, en su calidad de socio principal de la obra.

En efecto, en su rol de controller (una especie de supervisor especial de la concesionaria, nombrado por Corficolombiana), el ingeniero detectó desembolsos sospechosos e hizo varios reportes a este respecto que cubre el periodo 2013-2015.

Pero el fallecimiento del ingeniero no es el único obstáculo extraprocesal que ha tenido este escandaloso expediente de corrupción.

A mediados de octubre, la fiscal del caso, Amparo Cerón, sufrió un accidente automovilístico en Chile, tras el cual estuvo 15 días inconsciente. Las secuelas del percance le han impedido reintegrarse a sus labores.

Además, hace cuatro meses falleció Jorge Arango, uno de los tres árbitros del tribunal de arbitramento que debe resolver las diferencias entre Odebrecht y la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) por la liquidación de la Ruta del Sol II. Dicho contrato fue la génesis del pago de sobornos de la brasileña y es la piedra angular de las investigaciones contra funcionarios públicos.

El ‘controller’

En el caso de Pizarro, EL TIEMPO estableció que ya había rendido testimonio ante ese tribunal de arbitramento.

También le había explicado a la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) sus hallazgos, de los cuales guardaba de manera celosa grabaciones y evidencia clave.

De hecho, ahora se esperaba que testificara dentro del proceso que se le sigue al expresidente de la ANI Luis Fernando Andrade, por los delitos de interés indebido en la celebración de contratos y contrato sin cumplimiento de requisitos legales, entre otros 9 cargos que le imputó la Fiscalía General y que le podrían significar hasta 15 años de prisión.

“Para la defensa de Andrade, el testimonio de Pizano era clave. Sin duda, su muerte es un duro golpe dentro de ese proceso. El ingeniero tenía información muy valiosa y desconocemos si se la alcanzó a entregar a las autoridades que indagan el caso”, le admitieron a este diario allegados al expresidente de la ANI, quien ya completa 11 meses en detención domiciliaria y se alista para el arranque de su juicio.

Tribunal, congelado

Partes interesadas en el caso también expresaron inquietud por el hecho de que el tribunal de arbitramento esté congelado desde el pasado 13 de julio, cuando falleció el jurista Jorge Arango Mejía.

El exmagistrado y expresidente de la Corte Constitucional ya había avanzado en el estudio de la evidencia y, aunque el caso marchaba a buen ritmo, aún no ha podido ser reemplazado, lo cual ha dilatado un fallo clave para el expediente.

En efecto, tal como lo reveló EL TIEMPO en octubre, dentro de la oferta de indemnización que Odebrecht les está haciendo a los organismos de control, además de 106.000 millones de pesos, pide inmunidad total para los ejecutivos involucrados en los sobornos y que el contrato de la Ruta del Sol II se liquide de acuerdo con un documento firmado con la ANI, pasando por alto el tribunal del que hacía parte Arango.

Tanto la Contraloría General como la Procuraduría y la Fiscalía se opusieron a la oferta. No obstante, EL TIEMPO estableció que la firma brasileña insistirá en la indemnización integral, en las próximas semanas, ajustando el precio ofrecido. Con esto buscará sellar con la Fiscalía un principio de oportunidad que cobije a tres de sus directivos.

Ahora, la Fiscalía espera que Amparo Cerón, cabeza del expediente, se recupere del accidente. “Sabemos que después de estar dos semanas en coma inducido, se recupera satisfactoriamente. Incluso, ya le dieron de alta en el hospital y recuperó plenamente sus condiciones. Pero aún no se reintegrará”, informaron fuentes del ente acusador.

Si bien explicaron que Cerón cuenta con varios fiscales de apoyo que han seguido con la dinámica del proceso –que ya involucra a más de 100 personas–, admitieron que su ausencia ha sido un obstáculo de peso para el caso.

Por ahora, la Fiscalía recibe constantes reportes de su estado de salud y le está prestando plena asistencia para que asuma los juicios que se avecinan y nuevos capítulos del escándalo de corrupción.

UNIDAD INVESTIGATIVA
u.investigativa@eltiempo.com
@uinvestigativa

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.