Dos casos de muertes que activan alarmas sobre maltrato

Dos casos de muertes que activan alarmas sobre maltrato

En el Día del Niño, EL TIEMPO publica dos casos de violencia en el seno de las familias.

Maltrato infantil

El padre de la menor aceptó ser el responsable de atarla.

Foto:

Archivo / EL TIEMPO

Por: Guillermo Reinoso
26 de abril 2019 , 09:41 p.m.

Los casos de dos niños de menos de 4 años que fallecieron supuestamente en accidentes caseros se han vuelto emblemáticos en el país, no solo porque revelan aspectos del maltrato, muchas veces silencioso, que sufren los menores de edad, sino también porque los responsables son los propios padres o miembros del entorno familiar.

Los dos hechos no están ligados, pero coinciden en que sucedieron el año pasado en Santander y que si no hubiera sido por los médicos forenses que los recibieron habrían pasado como muertes accidentales o, incluso, muertes naturales. Es por eso que estos dos casos se han vuelto tema de estudio de los expertos en maltrato infantil.
Las investigaciones por esas muertes se encuentran en pleno desarrollo y los presuntos responsables enfrentan cargos por homicidio agravado.

Estos casos de maltrato se dieron a conocer a propósito de la celebración, este sábado, del Día del Niño en Colombia, una fecha en la que se promueven el bienestar y los derechos de la niñez. No obstante, las cifras oficiales indican que, al contrario, la violencia contra los menores va en ascenso y que el hogar es el escenario más frecuente y los padres, los principales agresores.

En uno de los presuntos casos de muerte accidental, los familiares señalaron que el menor había rodado por unos escalones en la casa de sus padres. En el otro, el testimonio del padrastro indicaba que de un momento a otro empezó a convulsionar.

Ambos niños fueron llevados a centros de salud, donde, según Medicina Legal, los médicos no lograron establecer el diagnóstico de maltrato.

Sin embargo, el equipo de forenses que tuvieron a cargo las necropsias realizaron procedimientos científicos que incluyeron la toma de muestras de tejidos (de piel, cerebro y óseo), exámenes de las partes del cuerpo y radiografías.

Estos análisis, que se prolongaron durante varias semanas, generaron más preguntas. Si bien aparentemente la muerte de los dos niños fue accidental, no se entendía por qué en sus cerebros y en los huesos de sus extremidades había huellas de graves lesiones. “Uno de los niños había sufrido eventos 8, 10 y 30 días antes de la muerte. El otro también presentaba tres momentos diferentes de traumas y las fracturas llevaban varios días de causadas”, explica un experto de Medicina Legal.

Uno de los niños había sufrido eventos 8, 10 y 30 días antes de la muerte. El otro también presentaba tres momentos diferentes de traumas y las fracturas llevaban varios días de causadas

De hecho, en el segundo menor, el informe forense permitió descartar el argumento de las convulsiones expuesto inicialmente por el cuidador, quien, tras las evidencias, indicó que el niño había sufrido un accidente con un pesado armario, el cual se le cayó encima.

Una de las características del maltrato es que los niños empiezan a ser víctimas de traumas menores y estos van aumentando hasta que llegan a la muerte”, agrega el funcionario.

Con base en estos hallazgos, el equipo de forenses de Medicina Legal dudaron aún más de las versiones entregadas por los familiares y solicitaron a la Fiscalía y a la Policía Judicial realizar las inspecciones en los sitios de los hechos y escuchar a los testigos. Dichos procedimientos fueron clave para confirmar que, en el caso del menor que supuestamente rodó por unas escaleras, la vivienda era de una sola planta y solo tenía dos escalones a la entrada. En el lugar de los hechos tampoco se encontró algún elemento que pudiera haber causado esas lesiones.

En el caso del otro menor no se halló el gigantesco armario que señaló el padrastro en su segundo relato. Pero, además, de acuerdo con el experto, no es posible que un niño de menos de cinco años tenga la fuerza para provocar que un mueble tan grande se desestabilice y le caiga encima.

Desvirtuadas las versiones de los familiares sobre muerte accidental, los casos pasaron a manos de la Fiscalía,
que inició las investigaciones por homicidio agravado. Hoy, los padres del primer niño y el padrastro del segundo responden en juicio y podrían ser condenados hasta 60 años de cárcel.

Cifras preocupantes

En el primer trimestre de 2019, según cifras preliminares de Medicina Legal, 10.713 menores fueron víctimas de hechos de violencia, para una reducción del 2,58 por ciento frente al mismo periodo de 2018, cuando se registraron 10.997 casos.

Pero si bien hay una disminución en las cifras totales en lo que va del 2019, no ocurre lo mismo con los homicidios, con 175 casos, y la violencia sexual, con 5.200. Estos delitos presentan incrementos del 2,3 y 2 por ciento, respectivamente, comparados los mismos lapsos de tiempo.

En 13 de los casos de homicidios reportados este año, los presuntos responsables son familiares del menor, principalmente, o amigos o conocidos. El 68 por ciento de esos crímenes fueron con arma de fuego.

Y si se compara todo el 2018 con el 2017, las cifras son aún más alarmantes. El año pasado, 24.184 niños y adolescentes fueron víctimas de hechos de violencia, para un aumento del 10 por ciento frente al 2017, cuando se presentaron 21.977 casos (ver gráficos). Del total de los hechos reportados el año pasado, 673 corresponden a homicidios; 267, a suicidios; 456, a muertes accidentales; y 22.788, a presunta violencia sexual.

Las señales de alerta

Según el Instituto de Medicina Legal, el maltrato infantil requiere de “alto grado de sospecha” para que no pase desapercibido, principalmente en los centro de salud. Por eso recomienda a los médicos sospechar cuando los relatos de los hechos no son muy claros o son vagos o cambiantes, si se presentan lesiones múltiples o múltiples tipos de lesiones o estas son inconsistentes con los relatos, y las consultas al médico son tardías. “El sector salud requiere entrenamiento para el diagnóstico de maltrato en los servicios de urgencia, dado que casos como los referidos (en la nota) tienen historia de consultas previas a estos servicios por traumas progresivos sin diagnóstico de maltrato”, explica la entidad.

GUILLERMO REINOSO RODRÍGUEZ
REDACCION EL TIEMPO
guirei@eltiempo.com @guirei24

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Empodera tu conocimiento

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.