Secciones
Síguenos en:
Los chats y audios de la Corte y lo que dice la defensa de Uribe
Álvaro Uribe Vélez en 2010
Foto:

REUTERS / Edgard Garrido

Los chats y audios de la Corte y lo que dice la defensa de Uribe

El pasado tres de agosto la Sala de Instrucción ordenó detener en casa por cárcel al expresidente y senador Álvaro Uribe Vélez por los delitos de soborno a testigos y fraude procesal. El proceso tiene una larga historia que ya ajusta más de seis años.

La Corte avanza en la investigación y al final de esta etapa la Sala de Instrucción decidirá si archiva el proceso o llama a juicio al exmandatario.

Todo este caso se inició en el 2014 tras un debate de control político en el Congreso. En el 2018  la Corte archivó una denuncia de Uribe contra el senador Iván Cepeda por supuesta manipulación de testigos, y ordenó investigar al expresidente.
(Lea también: Abecé del caso que tiene detenido al expresidente Álvaro Uribe Vélez). 

La Corte en su decisión de la semana pasada considera dos cosas: la primera, que el proceso debía continuar porque el  material recaudado "al parecer indica su presunta participación como determinador" de los dos delitos imputados. La segunda, que Uribe debía estar detenido en casa por cárcel porque hay por lo menos dos indicios graves sobre los delitos formulados y porque además podría obstruir la justicia.

La defensa ha cuestionado esos argumentos insistiendo que el senador Uribe no dio instrucciones para que se cometieran delitos y que siempre ha estado dispuesto a acudir al llamado de la justicia. 

"El país debe saber que el Presidente Uribe no le pidió a nadie que sobornara
a ningún testigo, ni dio instrucción alguna para que se consiguieran testigos,
limitándose, como es su derecho legítimo, a pedir que se verificara la
información que, por conducto de la ciudadanía, le llegaba y que esta se
trasladara siempre a la Corte", señaló la defensa en su momento.

Según la Corte, uno de los testigos a los que habrían buscado sería Juan Guillermo Monsalve, un exparamilitar que ha dicho que supuestamente el bloque Metro de las Autodefensas se fundó en la Hacienda Guacharacas de los Uribe Vélez, en Antioquia, declaración que Cepeda adjuntó en un debate de control político contra Uribe por supuestos nexos con el paramilitarismo en el 2014. Estos señalamientos no han sido probados judicialmente.

(Le sugerimos leer:Los argumentos de la Corte en el expediente contra Alvaro Uribe). 

A cambio de retractarse de lo dicho y afirmar que lo había hecho presionado por Cepeda, a Monsalve, según la Corte, le habrían ofrecido una acción de revisión en su proceso o meterlo a la Jurisdicción Especial para la Paz, sin cobrarle honorarios, así como mejores condiciones de reclusión, y seguridad para él y su familia. 

Pero no sólo habría sido Monsalve. La Corte asegura que  Diego Cadena -el abogado a quien supuestamente Uribe le delegó la función de buscar los paramilitares en las cárceles, y quien hoy está imputado y con medida de aseguramiento por estos hechos- buscó a otros ex-Auc que pudieran testificar a favor de Uribe y de su hermano Santiago Uribe, en juicio por supuestos nexos con 'los 12 Apóstoles' así como por homicidio. 

Esos otros testigos serían exparamilitares como Carlos Enrique Vélez, Jhon Jaime Cárdenas Suárez y Faunes José Barahona Rodríguez, o Eurídice Cortés Velasco.

También, supuestamente, habrían buscado a exnarcotraficantes como Juan Carlos 'el Tuso' Sierra, en Estados Unidos, o a la exfiscal de Justicia y Paz Hilda Jeaneth Niño Farfán, detenida por supuestamente favorecer a terceros en esa justicia transicional, para que declararan a favor de Santiago y Álvaro Uribe. 

La defensa del expresidente, -que tenía plazo hasta este martes para presentar su recurso de reposición contra la detención pero que decidió no hacerlo-, ha dicho que nunca existieron sobornos o presiones a testigos, que el expresidente únicamente buscó a personas que tenían interés en "contar la verdad" sobre lo que sabían y verificar sus versiones. 

Y esta semana la defensa dijo que no presentaría el recurso de reposición porque creen que no tiene sentido hacerlo ante la misma Sala de Instrucción que ordenó la detención de Uribe, pero además cuestionaron la imparcialidad de los magistrados de la Corte por desechar a testigos que daban declaraciones que podían ser favorables a Uribe, por incluir una interceptación que se hizo por error al teléfono del expresidente, y porque aseguran que en ninguna interceptación del voluminoso expediente se escucha a Uribe: "En más de 22.000 interceptaciones, no existe registro de audio del expresidente hablando con testigos, tampoco pidiendo que se cambien testimonios o dando la instrucción de ofrecer beneficios a testigos para que lo hagan. En consecuencia, la Sala de Instrucción determina la detención con conclusiones basadas en inferencias, no en pruebas directas", ha señalado la defensa de Uribe. En efecto, en ninguna página del expediente la Corte pone alguna interceptación en la que Uribe esté hablando con testigos.

Pero, ¿cuáles son las evidencias que valoró el alto tribunal? En el documento con el que se resolvió la situación jurídica hay testimonios como los de Juan Guillermo Monsalve, su esposa Deyanira Gómez, los de Carlos Enrique Vélez o Eurídice Cortés,.

Además  hay otros testimonios en los que la Corte no cree como la declaración de Carlos Eduardo López Callejas, amigo de Monsalve,  quien dice que él buscó al exparamilitar por cuenta suya, no porque Álvaro Hernán Prada -representante del centro democrático investigado en este caso- se lo pidiera.

Contra López la Corte compulsó copias porque considera que mintió en la declaración que dio ante el alto tribunal. El alto tribunal también entrevistó -y tampoco le cree- a Enrique Pardo Hasche, compañero de celda de Monsalve que supuestamente fue el intermediario para que lo contactaran en la cárcel. Él aseguró en el proceso que nunca hubo una intervención directa o indirecta de Álvaro Uribe Vélez, y que nunca los buscaron para que Monsalve hablara. 

La defensa del expresidente ha cuestionado que la Corte compulse copias contra varios de los testigos del caso. "Esto es una clara coacción a personas a quienes la Corte intimida de antemano, y no se establece el mismo procedimiento para testigos como Carlos Enrique Vélez, a pesar de su evidente falta de verdad frente a la justicia, o Iván Cepeda, que no ha dado claridad sobre la entrega completa de las conversaciones con Monsalve y si eliminó las mismas", dice la defensa.

En el expediente hay chats, interceptaciones, cartas y otros elementos sobre las cuales la Corte decidió que debe seguir investigando.  Estas son algunas de ellas, principalmente, las que hablan sobre Juan Guillermo Monsalve: 

Mensajes de WhatsApp 

Entre los chats que aportó el abogado de Iván Cepeda en la denuncia están las conversaciones de chat entre Carlos Eduardo López Callejas, conocido como 'el Llanero' y Juan Guillermo Monsalve. En estos mensajes, dice la Corte, se puede ver que López fue buscado por miembros integrantes o afines al partido Centro Democrático en la ciudad de Neiva que sabían de su cercanía con Monsalve, y que supuestamente buscaban llegar a él para obtener la declaración grabada en video en las que se retractara de lo dicho contra Uribe, culpando a Iván Cepeda. 

Chat de Juan Guillermo Monsalve

Chat de Juan Guillermo Monsalve y 'el Llanero'.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Chat de Juan Guillermo Monsalve

Chat de Juan Guillermo Monsalve y 'el Llanero'.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Con estos chats, dice la Corte, se expone que Carlos Eduardo López Callejas, 'el Llanero' supuestamente fue buscado por Álvaro Hernán Prada, el director del Centro Democrático en el Huila procesado también por la Corte por este caso, quien supuestamente fue insistente en pedirle su intervención para conseguir el video de retractación de Monsalve. 

Según la Corte estos y otros chats aportados en la denuncia por Cepeda mostrarían que la iniciativa de retractación no surgió de López Callejas ni de Juan Guillermo Monsalve.

La defensa de Uribe ha señalado al respecto: El Presidente Uribe tampoco buscó ni instrumentalizó al Representante Álvaro Hernán Prada para que buscara sobornar a Monsalve.

Mientras eso pasaba en Neiva, todas esas comunicaciones se dan al tiempo en que a Juan Guillermo Monsalve lo visita Diego Cadena en la cárcel La Picota, en febrero del 2018. En la primera visita no lo atendió, pero sí en las tres siguientes. 

En el proceso también se aportó un chat de voz entre Juan Guillermo Monsalve e Iván Cepeda en el que el exparamilitar le cuenta que lo estaban buscando supuestamente personas cercanas a Uribe para que se retractara. 

La defensa del senador Uribe ha cuestionado que tras de dos años del proceso, "no se le ha permitido interrogar a personas que son clave como el mismo Juan Guillermo Monsalve, su esposa Deyanira Gómez y a Carlos Eduardo López “Caliche”. Asimismo, tampoco ha sido posible acceder a los celulares y computadores incautados a Monsalve".

Chat de Juan Guillermo Monsalve

Chat de voz entre Juan Guillermo Monsalve e Iván Cepeda.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Ante la Corte, Juan Guillermo Monsalve habló de esos chats con Cepeda y dijo que lo mantuvo informado de lo que estaba pasando desde el principio, desde que su compañero de celda Enrique Pardo Hasche supuestamente comenzó a decirle que se retractara -en diciembre del 2017- y desde que su amigo 'el Llanero' supuestamente le informó que lo estaban buscando en Neiva para que declarara a favor de Uribe. 

En el expediente la Corte también incluyó algunos mensajes que aportó Deyanira Gómez Sarmiento, la esposa de Juan Guillermo Monsalve, quien aseguró que Juan Guillermo Villegas -un ganadero, cercano a Uribe- y Diego Cadena habían buscado a la mamá de Monsalve en Medellín para decirle que la familia debía confiar en Cadena. 

Chat de Juan Guillermo Monsalve

Chat de Juan Guillermo Monsalve y su madre.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Otro de los chats en el expediente de la Corte fue aportado por Deyanira Gómez, en el que 'el Llanero' habla con Monsalve luego de que se conoció que se habían compulsado copias contra Uribe y Prada y la opinión pública supo de los hechos. 

En esos chats Monsalve presuntamente cuestiona a López Callejas y le pregunta cuándo le pidió que fuera a buscar a alguien -pues había noticias con versiones que decían que era Monsalve el que había buscado a los allegados a Uribe- y que ya comprendía "por qué razón estaban tan desesperados en que les grabara el video". 

Chat de Juan Guillermo Monsalve

Chat de Juan Guillermo Monsalve y 'el Llanero'.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Según la Corte, esa versión de López Callejas de que actuó por su propia iniciativa, sin que nadie lo buscara, fue la misma que dio ante el alto tribunal "aunque con evidentes incongruencias en su testimonio", dice la corporación judicial. 

En el documento la Corte también incluyó algunos chats que aportó la defensa de Álvaro Hernán Prada, con los que el representante señala que López Callejas fue el que lo contactó para ofrecerle la supuesta retractación de Monsalve. 

Chat de 'el Llanero'

Chat de Carlos López, 'el Llanero' con Álvaro Hernán Prada.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Interceptaciones

En el expediente también hay interceptaciones al teléfono de Diego Cadena en las que se lo escucha hablando con Álvaro Uribe, llamadas que se dieron después de que estalló el escándalo en la opinión pública. Sobre esas interceptaciones, la Corte asegura en el documento que se realizaron porque si bien Cadena era la persona que estaba buscando a los testigos en las cárceles, no era el abogado oficial de Álvaro Uribe Vélez. 

Es por eso que, dice la Corte, en ese caso no se puede alegar que se vulneró el derecho a la inviolabilidad de las comunicaciones entre investigado y abogado. Una de las críticas que Uribe ha hecho al expediente de la Corte es que alegan que sí se vulneró la inviolabilidad de las comunicaciones, sin precisar con qué abogado exactamente. 

Sin embargo Cadena ha señalado que si tenía un poder para representar a Uribe y así se manifestó en la audiencia de imputación en su cargo. De hecho trascendió que solo renunció a ese poder "amplio y suficiente", días antes de la imputación.

La defensa del senador Uribe ha señalado: "La Sala de Instrucción, además, avala la escucha y valoración de conversaciones que son sagradas y protegidas por la Constitución, como aquellas que tiene un investigado con sus abogados y las de un periodista con su fuente".

En esas interceptaciones se escucha a Cadena informándole a Uribe que van a sacar artículos periodísticos en medios de comunicación y por eso le dice que ve conveniente aclarar porque "van a sacar una versión que va a desacreditar la realidad de lo que realmente fue".  A esto Uribe le responde: "hágame un favor. Saque la cosa suya y dígale a Fabián que saque a Álvaro Hernán Prada la cosa de él. Ayúdeme con eso que Álvaro Hernán Prada también saque lo de él, doctor Diego". 

En esos mensajes interceptados Uribe sostiene lo que ha dicho su defensa en todo este proceso: que a Álvaro Hernán Prada lo buscaron unas personas de Neiva para decirle que Monsalve quería retractarse. Pero además, asegura la Corte, en esas llamadas Uribe "busca exonerarse de todo vínculo con estos hechos por cuando dice que Prada de 'buena persona y sin consultarme mandó ese tipo'". 

Interceptación Álvaro Uribe y Diego Cadena.

Interceptación Álvaro Uribe y Diego Cadena.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Para la Corte esas conversaciones entre Uribe y Cadena supuestamente "no son espontáneas" porque "ya advertidos, en no pocas oportunidades, se aprecia que las utilizaron para prefabricar elementos de prueba, vale decir, presentando los sucesos de manera cuidado y a su favor". 

En sus declaraciones Juan Guillermo Monsalve asegura que desde diciembre del 2017 su compañero de celda Enrique Pardo Hasche comenzó a decirle que no se pusiera " a sacar la cara por un guerrillero (...)" y que él estaba "en el mando equivocado".

Según Monsalve, Pardo le dijo que ayudaran a Uribe y que escuchara a sus abogados que tenía "buenas propuestas, le dan la libertad y que lo sacan del país, mejor dicho, o qué quiere, ¿quiere plata o alguna cosa?", asegura Monsalve, afirmando que se negó.

A su vez, Pardo le dijo a la Corte que si comenzó a decirle esto a Monsalve fue por iniciativa propia, para colaborarle a Monsalve en su proceso porque el exparamilitar estaba arrepentido de lo que había testificado, y que le decía que lo iban a ayudar, pero porque eso era lo que le iban a pedir a Cadena.

Según Monsalve, Pardo le dijo que su contacto con los abogados de Uribe no sólo era a través de Diego Cadena sino también de Jaime Lombana, quien estuvo uno de los cuatro días que Cadena lo visitó en la cárcel, pero en otra mesa junto a Enrique Pardo Hasche. 

Entrevistado por la Corte, Enrique Pardo Hasche aseguró que Juan Guillermo Monsalve no se retractó porque hubo supuestas presiones para que no lo hiciera, del exjefe paramilitares Daniel Rendón Herrera, alias 'don Mario', quien recién había sido trasladado a la cárcel La Picota. 

La Corte también obtuvo interceptaciones del teléfono de Pardo Hasche con Diego Cadena, conversaciones de marzo del 2018. Eso fue después de las cuatro visitas de Cadena a La Picota en la que no habían podido supuestamente conseguir la carta de Monsalve. 

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

El 30 de marzo, en una interceptación, se escucha como Pardo le dice a Cadena que ya está la carta y que se la va a entregar la esposa de Monsalve, Deyanira Gómez.

Luego, en otras interceptaciones,  Diego Cadena le dice a Pardo que había hablado con la esposa de Juan Guillermo Monsalve  y que ella le había dicho "mire, ya está el documento que ustedes le exigieron a mi marido" hecho ante el que, dice Cadena en la llamada interceptada, "tuvo que aclararle" que fue Monsalve el que los contactó a ellos.

A la Corte le llama la atención que aunque en la conversación Cadena le manifiesta su sorpresa por lo que le dijo Gómez, a su vez le dice a Pardo que no le diga nada a Monsalve, cuando habría sido tan fácil  para Pardo recriminarle por qué estaba diciendo que eran los abogados los que habían buscado la retractación si supuestamente era al contrario.

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Otra llamada interceptada es la de Cadena con Deyanira Gómez en la que ella le dice que ya estaba la carta que ellos "le solicitaron a Juan" y en la que más adelante Cadena le dice que en la carta él debía decir la verdad porque luego eso se prestaba para que la Corte dijera que fue manipulado. También le dice que él nunca le dijo que hiciera un documento, sino que Monsalve supuestamente les "había explicado una situación" y por eso le preguntaron si estaba dispuesto a hacer una declaración extrajuicio.

Interceptación Diego Cadena y Deyanira Gómez.

Interceptación Diego Cadena y Deyanira Gómez.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Además hay una interceptación de una llamada entre Diego Cadena y Juan Guillermo Monsalve en la que Monsalve le dice que su esposa estaba preocupada por lo que Cadena le había dicho, a lo que Cadena responde que como ella le habló de la carta que "le exigieron" eso sonaba muy comprometedor. Luego Cadena le dice a Monsalve que "están hablando por un teléfono con total transparencia". 

Interceptación Diego Cadena y Juan Guillermo Monsalve.

Interceptación Diego Cadena y Juan Guillermo Monsalve.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Sobre lo que Cadena dice en estas llamadas, la Corte asegura que "ante la eventualidad pero sin la certeza de estar siendo interceptado, procura sortear a su favor dichas comunicaciones y así expresamente lo devela: “mire estamos hablando por un teléfono
con total transparencia, tranquilo usted me va a entregar una declaración, yo se la voy a llevar al señor"", asegura el alto tribunal. 

En el expediente también están las llamadas de Cadena y Enrique Pardo una vez Cadena se reúne con la esposa de Monsalve, encuentro en el que Cadena y sus escoltas advierten que los están grabando y en el que ella insiste en que fue Cadena quien los buscó. En ellas Cadena y Pardo hablan de forma reiterada que no hicieron nada ilegal y que todo fue transparente, situación que para el alto tribunal es llamativa porque, considera que si eso fue así, no necesitarían hablar tanto del tema para convencerse de ello. 

La defensa del senaror Uribe sobre las gestiones de Cadena ha señalado: "En el caso de Carlos Enrique Vélez debe precisarse que la visita que el abogado Cadena le realizó en julio de 2017 no obedeció a ninguna instrucción por parte del Presidente Uribe, se trató de una verificación autónoma que el abogado Cadena realizó tras conocer, por su cuenta, una información en la cárcel La Picota".

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Luego de escucha a Pardo Hasche preocupado e incluso le pide a Cadena ayuda jurídica si algo sucedía. "La conclusión que arrojan las legales interceptaciones no es otra que el pleno conocimiento, conciencia y voluntad de Enrique Pardo Hasche y su interlocutor Diego Cadena de estar desplegando una conducta ilegal para lograr a cambio de ofrecimientos y presiones que Monsalve Pineda se retractara y pidiera perdón a la familia Uribe Vélez", dice el alto tribunal. 

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo

Interceptación Diego Cadena y Enrique Pardo

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

En el expediente, además, están interceptaciones entre Álvaro Uribe y uno de sus abogados Jaime Lombana. Con esas conversaciones, dijo la Corte, se evidencia que desde el jueves 15 de marzo de 2018 Lombana ya tenía conocimiento que en la cárcel La Picota, a la que había ido a visitar a Enrique Pardo Hasche, estaba recluido Juan Guillermo Monsalve, testigo en los procesos de Álvaro Uribe. También se ve en esas llamadas que supuestamente Uribe le estaba solicitando a Lombana que fuera a visitarlo para la rectificación que presuntamente quería dar. La Corte dice que Lombana le había dicho a ese alto tribunal que sólo supo de Diego Cadena hasta que estalló el escándalo en los medios. 

Interceptación Álvaro Uribe y Jaime Lombana.

Interceptación Álvaro Uribe y Jaime Lombana.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

También hay interceptaciones que se dan luego de que Juan Guillermo Monsalve se negó en recibir en la primera visita a Diego Cadena, y le exigió que a través de Juan Guillermo Villegas, un ganadero de Antioquia cercano a Uribe- se le hiciera saber a él o a su familia que podía confiar en Cadena y que estaba supuestamente autorizado por Uribe para que diera su declaración de retractación.  

Interceptación Álvaro Uribe y Juan Guillermo Villegas

Interceptación Álvaro Uribe y Juan Guillermo Villegas

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

En esas llamadas, en todo caso, Uribe señala que según le habían informado a él Monsalve estaba diciendo que quería retractarse y que por eso lo que querían ahora es que él dijera la verdad. La Corte señala que en esas conversaciones Uribe supuestamente sabía que sus teléfonos estaban interceptados. 

Pero de otras interceptaciones del 2018, luego de que saliera a la luz pública el escándalo, a la Corte también le parece llamativo que el senador Uribe le pregunte a Cadena si le pidió a Monsalve que "rectificara o dijera la verdad". Para el alto tribunal esto muestra que Uribe supuestamente "quiere cerciorarse, ya tarde evidentemente y a propósito de las notas periodísticas que hacen alusión a estos hechos, cómo y de qué manera procedió Diego Cadena".

Interceptación Álvaro Uribe y Diego Cadena.

Interceptación Álvaro Uribe y Diego Cadena.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

En otras llamadas Cadena y Uribe hablan sobre la reunión del 22 de febrero del 2018 en la cárcel La Picota. En esas conversaciones Cadena le reitera a Uribe que asumirá la responsabilidad por si "llega a haber una mala interpretación". 

Interceptación Álvaro Uribe y Diego Cadena.

Interceptación Álvaro Uribe y Diego Cadena.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

En el expediente también hay una versión según la cual 'el Llanero' o 'Caliche' habría hablado con el senador Uribe y que lo habría hecho através del congresista Prada. 

La defensa del expresidente señala que esa versión va en contravía de todas las evidencias y de la cronología como se dieron los hechos. Afirma la defensa que Uribe no conoce a esa persona y que el expresidente nunca habló con él. Igualmente señala que en el episodio en particular Prada llama a Uribe en tres ocasiones y él no le contesta, pero que luego le devuelve la llamada.Y que cuando Prada le comenta sobre un testigo que quiere declarar, el senador Uribe solo le dijo a Prada, sin pasarle a nadie al teléfono, que ojala esa persona diga la  verdad. Cuestiona la defensa que la Corte le de credibilidad a testigos que han demostrado que mienten y que solo valore apartes de las conversaciones y no todo ese material.

Grabaciones

Entre las evidencias de la Corte están las grabaciones que aportó la esposa de Juan Guillermo Monsalve, Deyanira Gómez, realizadas con un reloj que el abogado de Monsalve entró a la cárcel Picota. 

Con ese reloj Monsalve grabó audios que, según la Corte, constituyen una prueba lícita ya que sostiene que, según la jurisprudencia, una presunta vícitma de un delito (Monsalve) puede preconstruir la prueba con una grabación. 

Con ese reloj se grabó el primer encuentro que Monsalve tuvo con Cadena, en el que también participó Enrique Pardo Hasche y el abogado de Monsalve.  

Grabación Juan Guillermo Monsalve.

Grabación Juan Guillermo Monsalve.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Grabación Juan Guillermo Monsalve.

Grabación Juan Guillermo Monsalve.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

También hay grabaciones de conversaciones que Monsalve sostiene con Pardo Hasche ya dentro de la cárcel en la hablan de la reunión que habían tenido con Cadena. 

Grabación Juan Guillermo Monsalve.

Grabación Juan Guillermo Monsalve.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Ante el alto tribunal, además, se aportaron las grabaciones de la reunión que tuvo Deyanira Gómez con Diego Cadena, encuentro en el que supuestamente le iba a entregar la carta de retractación. 

Tanto Cadena como Gómez grabaron ese día la reunión pero el alto tribunal asegura que a la grabación de cadena le faltan por lo menos 20 minutos. 

Audio Deyanira Gómez

Audio Deyanira Gómez y Diego Cadena.

Foto:

Expediente de la Corte Suprema.

Los argumentos de la defensa ante la Corte
Abogados de Álvaro Uribe

Los abogados Jaime Granados y Víctor Mosquera (centro) asistieron ayer a la Corte para notificarse de la decisión.

Foto:

Foto: César Melgarejo. EL TIEMPO

Uribe no buscó a Juan Guillermo Monsalve: 

El primer argumento de la defensa de Uribe ante el alto tribunal es que asegura que no es cierto que Uribe hubiera buscado a Juan Guillermo Monsalve a través de otro exparamilitar identificado como Carlos Eduardo López Callejas para que se retractara de lo dicho y señalara a Cepeda.

Según la defensa, López Callejas les dijo que Monsalve, quien supuestamente era su amigo, le había manifestado de forma espontánea que lo dicho contra los Uribe Vélez no era cierto y que solo lo dijo motivado por los ofrecimientos de Cepeda. 

La defensa sostiene que López fue quien les dijo que Monsalve quería retractarse, que nunca se le hizo ningún ofrecimiento, y asegura que el conocimiento que Uribe tuvo de los contactos con Monsalve "fue absolutamente residual". 

La visita de Cadena en La Picota: 

La defensa asegura que no es cierto que Uribe hubiera enviado a Diego Cadena para que, a través de Enrique Pardo Hasche se presionara la retractación de Monsalve a cambio de beneficios judiciales. 

La defensa sostiene que Uribe sí buscó a personas que pudieran decir la verdad sobre supuestos falsos testimonios en su contra o su familia, y para que comparecieran ante la justicia y aclararan quién estaba detrás de esas supuestas presiones. 

Así, asegura que la labor de Cadena era verificar la verdad de las versiones que le llegaban a Uribe. En la segunda visita que Cadena le hizo a Monsalve, dice la defensa, Monsalve supuestamente le dijo que le había enviado una carta a Uribe en la que le pedía perdón y le decía que estaba muy arrepentido, y que se retractaría de lo dicho. Ante esto, asegura la defensa, Cadena le dijo que lo único que tenía que hacer era decir la verdad. Afirman que los detalles que Cadena les contó sobre el ofrecimiento a Monsalve de una acción de revisión "nunca fueron detallados, todos fueron generales". 

Además, asegura que el conocimiento de Uribe sobre las reuniones de Cadena con Monsalve "no eran a nivel de detalles o minucia". 

Los contactos de Diego Cadena con Carlos Enrique Vélez y otros: 

La defensa asegura que Uribe nunca le dio instrucciones a Diego Cadena para que buscara a personas como Carlos Enrique Vélez, Eurídice Cortés, Fauner Barahona o Jhon Jaime Cárdenas, y que nunca tuvo conocimiento de que Cadena hiciera giros de dinero a Vélez por concepto de viáticos o ayudas humanitarias, ni a Eurídice Cortés. 

Afirman que lo que dice Vélez sobre el supuesto soborno es falso, y que además él ya se había retractado en el 2016 en una declaración ante la Sala de Casación Penal. También afirman que Vélez, según dijo Cadena, los extorsionó y les exigió dinero pero que no denunciaron por temor a su seguridad. 

Sobre Hilda Niño Farfán: 

La defensa asegura antes de que Diego Cadena se reuniera con ella, Niño ya había puesto en conocimiento de la Fiscalía General que tenía información sobre supuestos hechos de manipulación del caso de 'los 12 Apóstoles'. Según los abogados de Uribe, la intención de ella era visibilizar lo que sabía. 

Afirma que si Niño solicitó un traslado de sitio de reclusión, "solo fue un acto de indelicadeza" y no un beneficio pactado a cambio de que declarara en el caso de Santiago Uribe. También dijo que Uribe nunca conoció sobre esas peticiones de Niño. 

JUSTICIA
@JusticiaET

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.