Las razones del descache de 4,5 millones de personas del censo

Las razones del descache de 4,5 millones de personas del censo

Colombia, con 45,5 millones de habitantes y no 50 millones. Población obliga a replantear políticas.

Censo

Población menor a la proyectada obligaría al Gobierno, al sector privado a ajustar sus estrategias y a que estas, además, estén mejor focalizadas y segmentadas desde el punto de vista geográfico.

Foto:

Rodrigo Sepúlveda/Archivo EL TIEMPO

Por: REDACCIÓN ECONOMÍA Y NEGOCIOS
07 de noviembre 2018 , 07:36 a.m.

El retraso de tres años en la realización del censo poblacional; la consecuente necesidad de estirar 13 años las proyecciones de la medición realizada en el 2005; el hecho de que esas mismas estimaciones no fueran ajustadas y corregidas, como lo establece el protocolo estadístico, y que dichas proyecciones de población difícilmente reconocieron la importante dinámica socioeconómica del país se cuentan entre las razones fundamentales que llevaron a prever que este año Colombia superaría los 50 millones de habitantes.

Sin embargo, Juan Daniel Oviedo, director del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), reconoció que el descache frente a esa proyección fue del 9 por ciento, pues en el país hay unos 45,5 millones de habitantes, es decir, cerca de 4,5 millones de personas menos de las que se pensaba.

No creo que esa cifra (que aún es preliminar) vaya a cambiar de forma drástica, incluso, como resultados de los chequeos de cobertura y calidad que nos pidan realizar expertos convocados para validar los datos”, explicó el funcionario.

Dentro de 20 días, cuanto mucho, se tendrá el dato definitivo de la población del país, una vez se termine de digitalizar los 1,1 millones de formularios restantes, el comité de expertos poscensal valide la metodología de imputación de 1,3 millones de personas que no respondieron a este llamado y se realicen los chequeos de cobertura que indiquen los expertos en las áreas geográficas focalizadas de Valle del Cauca, Nariño y Chocó.

Aunque Oviedo reconoció que no fue sano para el censo el retraso de seis meses, cuando la media internacional es de tres, también dijo que es frecuente que la población censada esté por debajo de las estimaciones dadas.

Lo que no tiene vuelta de hoja es que ese descache en los resultados del censo poblacional del 2018 sin duda tendrá algunos impactos que llevarán a que se revisen algunas políticas públicas en varios frentes.

Esto, como consecuencia de unas proyecciones de población que no recogen los cambios socioeconómicos dados en los últimos años, resultado, entre otros factores, “de la bonanza petrolera que favoreció el presupuesto público y, por supuesto, todas las estrategias de transferencias condicionadas para la mitigación de la pobreza y consolidación de una clase media en el país, que, como reflejo directo, implica hogares más pequeños y con un mayor poder adquisitivo y capacidad de gasto”, explicó el director del Dane.

Los impactos

Una población menor a la proyectada en el país obligaría al Gobierno Nacional, al sector privado y al comercio a ajustar sus estrategias y a que estas, además, estén mejor focalizadas y segmentadas desde el punto de vista geográfico.

El funcionario señala que una menor población implicaría tomar decisiones estratégicas desde el punto de vista de planeación urbana, y que el hecho de que esa población esté ubicada en áreas geográficas específicas hará que las políticas comerciales, públicas, educativas y sociales puedan ser mucho más pertinentes y focalizadas, según sus condiciones particulares encontradas a nivel de departamentos, municipios y localidades.

Ovideo destaca que otros expertos han dicho que esa menor población o menor número de habitantes afectará varios indicadores socioeconómicos, como el de riqueza relativa (PIB per cápita), las coberturas de servicios públicos como acueducto y alcantarillado, energía eléctrica e internet.

“Lo que es importante aclararle a la opinión pública es que, si bien hay un cambio estructural en el número de habitantes del país, una vez obtengamos la validación por parte de la comisión de expertos censales, tendremos que proyectar de nuevo la población hacia futuro, pero, además, reproyectar los reportes de información a entes multilaterales e internacionales (como el Banco Mundial, el Fondo Monetario y la CAF) con las nuevas series de población resultantes de este censo”, puntualizó el director del Dane.

Otras cifras claves

El censo alcanzó una cobertura geográfica del 99,8 por ciento y encontró que el país tiene 45,5 millones de habitantes y 27 % más de unidades de las previstas (517.427 manzanas urbanas), lo que dificultó su operación.

La población femenina, según el censo, supera a la masculina. Por cada 100 mujeres hay 95 hombres, y la mayoría de hogares está compuesto por entre 3 y 3,5 personas.
Pero además, 80 % de los colombianos pertenecen a los estratos 1, 2 y 3, y solo el 20 %, al 4, 5 y 6. También revela que la población envejece cada vez más. El índice de envejecimiento es del 40,6 adultos por cada 100 en edad de trabajar, superior al del 2005 cuando era de 20,5 adultos. Y hay 25,9 niños por cada 100 mujeres.

En el país existen 3 millones de personas con alguna dificultad funcional para realizar sus actividades diarias y la cobertura de internet es del 42,3 %, siendo Bogotá, con 74,1 %, la ciudad de mayor cobertura.

REDACCIÓN ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.