Secciones
Síguenos en:
Efromovich admite negocio con hijo de funcionario que le pidió soborno
Germán Efromovich se destapó contra Roberto Kriete

Germán Efromovich adquirió la aerolínea Avianca en 2004. En 2009, la compañía se fusionó con la aerolínea salvadoreña Taca.

Foto:

César Melgarejo. EL TIEMPO.

Efromovich admite negocio con hijo de funcionario que le pidió soborno

El dueño de Avianca habló sobre el caso de presuntos sobornos que lo tiene en prisión preventiva.

Germán Efromovich, detenido en Brasil por una investigación que busca determinar si pagó sobornos para obtener contratos, dice que tuvo una semana “solo un poco más agitada de lo común”.

El socio mayoritario de Avianca no pasa por su mejor época. El año pasado perdió la dirección de la aerolínea, luego de incumplir un acuerdo de préstamo con la estadounidense United Airlines, lo que lo obligó a ceder el control al socio minoritario, Kingsland.

Y este año, Avianca se acogió a la ley de quiebras de Estados Unidos, por lo que sus acciones, y las del resto de miembros, están en riesgo de diluirse, lo que dejaría la compañía en manos de los nuevos inversionistas.

(Contexto: Los pagos a Petrobras que hoy tienen detenido a Germán Efromovich)

Pero el empresario se muestra optimista. Busca recuperar el control de Avianca como uno de los inversionistas que inyectarían el capital que le hace falta a la compañía y cree que la investigación por sobornos “caerá por su propio peso”.

La investigación sobre presuntos sobornos

El Ministerio Público de Brasil busca determinar si Efromovich, dueño de la empresa de construcción de buques Eisa, pagó sobornos al entonces director de la empresa estatal Transpetro, Sergio Machado, con el fin de favorecer su compañía en las licitaciones.

Según Efromovich, esta versión es desmentida por una declaración del propio Machado, dada ante el Ministerio Público de Brasil en 2016, en la que le preguntan por la petición de sobornos en 2008 y el exfuncionario afirma que Efromovich se negó.

Queda por aclarar, sin embargo, un pago por 28 millones de reales que Efromovich hizo al hijo de Machado (Expedito Machado), por otro negocio en 2009. Sobre este hay dos versiones: la primera, dada por el propio Efromovich en esta entrevista, según la cual, meses después de rechazar los sobornos, Sergio Machado le presentó a su hijo, con quien hizo un negocio que no tenía nada que ver con Transpetro.

(Le puede interesar: Los detalles que hay en Brasil sobre investigación contra Efromovich)

La segunda versión, del mismo documento del Ministerio Público de 2016, indicaría que el negocio con Expedito Machado no fue un hecho aislado de la conversación en 2008: “Germán se negó, dijo que no apoyaba a los políticos, pero indicó que estaría dispuesto a presentar inversiones ajenas a Transpetro en las que el deponente podría tener un retorno de al menos igual magnitud”, dice la declaración.

El documento oficial sigue: “El deponente luego (le) presentó a su hijo Expedito; que resultó en un acuerdo de inversión en campos petroleros terrestres en Ecuador”. Además, la declaración oficial dice que el monto de 28 millones de reales, resultado de las utilidades de Efromovich en Ecuador, “había sido cuantificado para ser equivalente a un monto cercano a lo que el dependiente (Sergio Machado) pretendía ganar con la ventaja ilícita”.

EL TIEMPO habló con Efromovich sobre la investigación y las disputas en Avianca.

¿Cuál es su versión frente a la acusación de sobornos?

Ese tema es muy simple. Sergio Machado era presidente de Transpetro. Nosotros (la empresa Eisa) ya habíamos ganado dos licitaciones para construir navíos en Brasil. Sergio Machado me pidió plata en 2008, y yo lo mandé lejos. Le dije que no tenía por qué darle ningún dinero, que me gané el contrato de manera lícita.

Pero sí hubo un pago de 28 millones de reales al hijo de Machado, ¿por qué se dio eso?

Entonces pasa un tiempo, porque él (Sergio Machado) no sé si estaba enojado conmigo, y el señor me invita a conocer a su hijo (Expedito Machado), anda a imaginar en ese momento que él usaba a sus hijos para manejar su corrupción. Estábamos en la crisis del 2008, con la caída del petróleo. Necesitábamos financiación para otra empresa nuestra en Ecuador, y los bancos estaban cerrados.

'Pero si tú quieres cancelar el negocio, me pagas una multa'. Y yo le digo: ‘Es justo’. En 2009 comienza a subir el petróleo, él ejerce la opción y yo prefiero pagarle la multa

Entonces el hijo, que administraba un fondo de inversión en Londres, nos dice: ‘Podemos conseguirles dinero’. A cambio querían tener el 38 por ciento de la empresa. Hicimos una negociación en la que, en el momento que él ejerciera la opción de compra, tenía un tiempo para conseguir el dinero y si yo antes conseguía algo mejor, la cancelaba. Entonces él me dijo: ‘Pero si tú quieres cancelar el negocio, me pagas una multa’. Y yo le digo: ‘Es justo’. En 2009 comienza a subir el petróleo, él ejerce la opción y yo prefiero pagarle la multa.

(Además lea: ¿Quién es Germán Efromovich?)

¿No sospechó de hacer negocios con el hijo del que meses antes le pidió sobornos?

El hijo no me pidió sobornos. Cuando el papá me pidió sobornos lo mandé lejos, pero todavía teníamos relación y estábamos trabajando en la empresa que él presidía. Hoy día haría lo mismo, no hay relación.

No lo mandó tan lejos, porque aún tenían relación...

Es usted el que sigue sin entender. Él me presentó al hijo, que tenía un negocio, para ver si me interesaba. ¿Por qué la acusación se cae por su propio peso? Porque, cuando descubrieron lo que hacían con otras empresas, en una confesión ante el Ministerio Público él mismo (Sergio Machado) dice que nunca se habló de corrupción, que era una transacción independiente de Transpetro.

Lo que dice O Globo es que el pago de esa multa era la fachada para pagar los sobornos...

Esa es la maldad de un periodista que está inventando esa historia. No tiene ningún soporte.

(Le recomendamos: Germán Efromovich está dispuesto a capitalizar de nuevo a Avianca)

¿Cómo va la estrategia para recuperar el control de Avianca, luego de que la empresa se acogiera a la ley de quiebra de Estados Unidos?

Los accionistas actuales de Avianca prácticamente van a perder la compañía, porque la acción no tiene valor y el dinero que consiga (por inversiones producto del proceso de bancarrota en Estados Unidos), en su mayoría, va a ser transformado en las nuevas acciones y las anteriores van a ser diluidas. Lo que nosotros vamos a hacer es participar a través de unos inversionistas que están interesados en que yo recupere la dirección de la empresa. Vamos a participar en esa financiación, que se va a convertir en las nuevas acciones.

¿Con cuánto dinero intervendrá?

No sé decir, porque no sé el plan de negocios. Con lo que sea necesario.

¿Qué razones dio el Ministerio Público para ordenar detenerlo, sin que haya un proceso formal aún?

La única interpretación que te puedo dar es que, como saben que paso el 80 por ciento de mi tiempo fuera de Brasil, buena parte de este tiempo en Colombia, estas personas que indujeron esta historia al Ministerio Público, que este compró no sé por qué, convencen al juez de que tiene que tomar providencias para que, de repente, en cuanto investiguen yo no me vaya, porque tengo nacionalidad colombiana y estaría protegido.

JUAN MANUEL FLÓREZ ARIAS
EL TIEMPO​@juanduermevela

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.