Wall Street cae fuertemente mientras Trump pelea con demócratas y FED

Wall Street cae fuertemente mientras Trump pelea con demócratas y FED

Trump dice que "el único problema" de la economía estadounidense es la "Reserva Federal".

parálisis en Washington

La basura se acumula en Washington, debido a la parálisis parcial del gobierno federal, provocada por el desacuerdo de Trump y los demócratas sobre los fondos para el muro con México.

Foto:

Win McNamee.Getty Images/AFP

Por: REUTERS
24 de diciembre 2018 , 04:31 p.m.

Wall Street cerró hoy con fuertes pérdidas y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, descendió un 2,91 por ciento, en la peor víspera de Navidad de la historia de los mercados y con todos los indicadores principales en baja

Todo, mientras el dólar se debilitaba y  los inversores trataban de asimilar el efecto de la parálisis de la administración por cuenta de las divergencias entre la Casa Blanca y el Congreso, y el nuevo conflicto que ha planteado el presidente Donald Trump con la Reserva Federal y su jefe Jerome Powell. 

Según datos al término de la sesión, que hoy operó hasta media sesión por ser víspera de Navidad, el Dow Jones retrocedió 653,17 puntos, hasta los 21.792,20, mientras que el selectivo S&P 500 bajó un 2,71 o 65,52 unidades, hasta 2.351,10, y el índice compuesto del mercado Nasdaq perdió un 2,21 por ciento o 140,08 enteros, hasta los 6.192.

Todos los sectores económicos terminaron el día en rojo, y destacaron por sus pérdidas el sector de servicios públicos (-4,26 %), el energético (-4,02 %), el inmobiliario (-3,72 %), el industrial (-3,14 %) y el de bienes esenciales (-2,98 %).

Los treinta valores del Dow Jones acabaron en zona roja, con Nike (-5,90 %) encabezando las pérdidas, por delante de Microsoft (-4,17 %), Johnson & Johnson (-4,10 %), Procter & Gamble (-3,97 %) y United Technologies (-3,88%).

En los últimos meses, Wall Street ha dado muestras de debilidad, y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, ha caído un 12 por ciento desde octubre. De hecho, Wall Street cerró el viernes su peor semana desde la crisis financiera de 2008.

Este panorama estaba gravitando también sobre el dólar, que este lunes se depreció frente al euro y al yen japonés. El índice dólar, que compara al billete verde frente a una cesta de seis grandes divisas, cayó un 0,46 por ciento a 96,511 y ha retrocedido desde un máximo en un año y medio a 97,711 que tocó el 14 de diciembre.

Detrás de este comportamiento están las preocupaciones sobre la posibilidad de una paralización prolongada del gobierno estadounidense. Este domingo voceros del gobierno dijeron que la parálisis parcial de la administración podría extenderse hasta el 3 de enero, cuando comience a operar el nuevo Congreso y los demócratas tomen el control de la Cámara de Representantes.

Una cuarta parte de la Administración quedó cerrada desde la medianoche del viernes y el Senado levantó su sesión del sábado en Washington sin lograr resolver un impasse por la exigencia de Trump de más fondos para el muro fronterizo con México, lo cual los demócratas no están dispuestos a aceptar.

Sobre el tema, Trump trinó este lunes: "Estoy todo solo (pobre de mí) en la Casa Blanca esperando que los demócratas vuelvan y hagan un trato para la seguridad de la frontera, que se necesita desesperadamente. Si, en algún momento, los demócratas no quieran llegar a un acuerdo, le costará a nuestro país mucho más dinero que el muro fronterizo. ¡Qué locura!".

"Es vísperas de Navidad y el Presidente está sumiendo al país en el caos", se lamentaron en un comunicado la líder de los demócratas en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el jefe de la bancada en el Senado, Chuck Schumer, quienes también lo criticaron porque embarcarse en una guerra personal contra la Reserva Federal, mientras el mercado bursátil se desplomaba.

Jerome Powell

El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, podría ser despedido por el presidente Trump, según medios.

Foto:

Jim Lo Scalzo. EFE

Buscando un poco de calma

El secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, habló este fin de semana por teléfono con los directores de los seis principales bancos estadounidenses, en un intento por ofrecer tranquilidad después de la semana de pérdidas en Wall Street.

En concreto, Mnuchin contactó a Brian Moynihan, consejero delegado de Bank of America; Michael Corbat, de Citigroup; David Solomon, de Goldman Sachs; Jamie Dimon, de JPMorgan Chase; Jamie Gorman, de Morgan Stanley; y Tim Sloan, de Wells Fargo.

Según Mnuchin, todos ellos coincidieron en que tienen "amplia liquidez disponible para hacer préstamos a los consumidores, los mercados financieros, y otras operaciones de mercado".

Además, el titular del Tesoro convocó este lunes al Grupo de Trabajo sobre mercados financieros del presidente Donald Trump, una entidad que incluye a la junta de gobernadores de la Reserva Federal (Fed); así como la Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por sus siglas en inglés), entre otros organismos.

Esa convocatoria también asustó a los inversionistas, pese al mensaje de Mnuchin sobre "el importante crecimiento en la economía de EE.UU. con una robusta actividad de consumidores y negocios". 

Actualmente, EE.UU. vive un buen momento económico con una tasa de desempleo del 3,7 por ciento, en mínimos de casi medio siglo, y una inflación cercana a la meta anual del 2 por ciento.

Sin embargo, la debilidad de Wall Street intranquiliza a Trump, que está valorando la posibilidad de despedir al presidente de la Reserva Federal (Fed), Jerome Powell, después de que ese organismo elevó los tipos de interés. Esto, según medios locales que citan a funcionarios familiarizados con el asunto.

La Fed aumentó un cuarto de punto los tipos de interés, de manera que el precio del dinero en EE. UU. se ubicó entre el 2,25 y 2,50 por ciento, con lo que se sitúan a niveles no vistos en más de una década en la primera economía mundial.

El secretario Mnuchin dijo el fin de semana que el Presidente no tiene previsto despedir a Powell. Sin embargo, Trump dio este lunes una señal contraria al trinar: "El único problema de nuestra economía es la Fed. No tienen un tacto con el mercado, no entienden lo necesario sobre las guerras comerciales o el dólar fuerte o incluso los cierres demócratas del Gobierno por las fronteras"

Trump, a continuación, comparó al banco central estadounidense con un "golfista poderoso" que no puede anotar porque no tiene "tacto" con la pelota y, por tanto, tampoco puede golpearla. El mandatario considera que el gradual ajuste monetario defendido por la Fed supone una amenaza para la aceleración de la economía estadounidense. Las críticas del mandatario al banco central quebraron el tradicional respeto por la independencia de la política monetaria desde la Casa Blanca, y han sorprendido a los mercados y analistas.

REUTERS-EFE

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sal de la rutina

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.