Intermediario de pagos en internet, negocio que crece con poco control

Intermediario de pagos en internet, negocio que crece con poco control

En Colombia operan unas 24 empresas de estas, pero no todas reportan balances a la Superservicios.

Las absurdas peticiones que, según Avianca, hacen los pilotos en paro

En Colombia operan unas 24 empresas intermediarias de pagos por internet.

Foto:

123rf

Por: Economía y Negocios
26 de enero 2018 , 04:25 p.m.

El negocio de las pasarelas de pago en Colombia va disparado. Se estima que los recursos que se manejan por estos canales virtuales, a través de los cuales las personas pagan sus compras por internet o hacen pagos de servicios, entre otros, representan el 4,7 por ciento del PIB.

Solo en el 2016, los colombianos realizaron transacciones digitales, es decir, compras en línea y recaudo de pagos, por más de 41,3 billones de pesos, 26 por ciento más que en 2015. Y, en los primeros seis meses del 2017, esas mismas transacciones totalizaron unos 25 billones, frente a 19,4 billones de igual periodo del 2106, según el cuarto ‘Estudio de transacciones digitales en Colombia: eCommerce & recaudo para 2016 y el primer semestre del 2017’, direccionado por el MinTIC y la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico (CCCE).

Este es uno de los vehículos que más contribuye en la reducción del uso del efectivo y de los costos de las transacciones, pero sobre su control en el mercado es poco lo que se conoce.

En Colombia operan al menos 24 pasarelas de pago, dice Victoria Eugenia Virviescas, presidenta de la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico (CCCE), pero advierte que pueden ser más y que son vigiladas por la Superintendencia de Sociedades.

Firmas como PayU, Mercado Pago, En línea Pagos, Pagos Inteligentes, ePayco, Interpagos, Pago Digital, Recaudo Express, ev1enlinea, Dicmax, Shopify, Kushki, Mercado Libre ofrecen sus servicios en el país.

Pero, según consultas en esa superintendencia, solo PayU y Mercado de Pagos aparecen reportando información allí. La Superintendencia Financiera no las vigila.
Andrés Fuentes, gerente para Colombia de PayU, advierte que para operar en el país debieron constituir una sociedad, y es a la Supersociedades a la que reportan sus balances.

“Siempre que tengo la oportunidad de asistir a eventos en los que puedo explicar el negocio de PayU, recomiendo a los comercios que revisen no solo la solidez tecnológica de la pasarela y su capacidad para controlar el fraude, sino también su fortaleza financiera y empresarial para evitar riesgos”, dice.

Ricardo García, gerente de EGM Ingeniería Sin Fronteras, empresa que administra la pasarela PlacetoPay, también apunta a la Supersociedades como órgano rector de estas firmas y agrega que en su caso, además de reportar sus balances a dicha superintendencia, “en los acuerdos que tenemos con los comercios, estos también revisan nuestro trabajo; así mismo lo hacen las entidades bancarias, que velan porque cumplamos, por ejemplo, con los estándares de seguridad establecidos”.

Uno de los problemas radica en que, por lo general, las pasarelas, que son las que conectan al consumidor y al comercio en una operación de compra en línea, facilitando el pago de esta, no transfieren de inmediato ese pago a la tienda virtual, argumentando, entre otras razones, un margen de espera hasta que la persona reciba en las condiciones pactadas el artículo que adquirió.

Para las autoridades de vigilancia y control del mercado, esa es una ‘zona gris’ que se debe corregir.

Jorge Castaño Gutiérrez, superintendente financiero, sostiene que las pasarelas de pago son un mecanismo importante en el funcionamiento y en la reducción de los costos del sistema financiero.

Sin embargo, advierte que la mayoría de estas se han preocupado más por el estándar de la seguridad de las transacciones y de la administración de la información, que es algo bueno, más no por el riesgo legal de recoger unos dineros de terceros y tenerlos por un tiempo.

“Ahora comienzan a ofrecer pequeños créditos a las personas que les hacen esos cobros. En Colombia prestar plata es legal, siempre y cuando se haga con recursos propios, y ahí es donde está la discusión con las pasarelas de pago; estamos mirando cómo resolver esos vacíos. Estamos pensando en soluciones de fondo, revisando algunas definiciones de cara a todas estas nuevas tecnologías que se están desarrollando para facilitar que estas fluyan sin que se ponga en riesgo al consumidor o a quienes utilizan esas plataformas”, dijo.

Vacíos que no impiden que el negocio siga creciendo en el país, donde muchos actores ven su gran potencial.

“En una economía donde el e-commerce representa más del 4 por ciento del PIB y que al 2020 estará por encima de las 100 millones de transacciones, Colombia es un mercado que madura cada vez más en el uso del comercio electrónico como estrategia de diversificación”, dice Wladi Leonardo Gordillo, subgerente de Venta No Presente de CredibanCo, firma que maneja e-Co, su propia pasarela de pagos en el país.

Para Fuentes, de PayU, las pasarelas “son consolidadores de las distintas opciones de pago del mercado, y lo hacemos para facilitarles la vida a los comercios y los consumidores”, de ahí que tengan convenios con otros sistemas como Redeban, Credibanco y ACH, que administra el botón de pagos PSE.

Y, aunque el país tiene potencial para crecer, dice que a los colombianos “nos falta creernos más el cuento” de que esta es una herramienta que sí puede aportar mucho en la reducción del uso del efectivo.

“Tenemos infraestructura, seguridad y tecnología muy importantes que se podrían aprovechar más para superar a Argentina y a Chile”, puntualiza.

¿Cuánto cuesta pagar a través de una pasarela?

Pagar una compra o servicio a través de una pasarela no debe generar ningún costo al consumidor final. Para el comerciante o empresa que contrata este desarrollo sí tiene unas tarifas y comisiones, pues al final son estos los que ofrecen a sus clientes facilidades de pago para que adquieran sus productos.

En Colombia, esas comisiones las regula el propio mercado y varían según la pasarela y el tipo de servicio. Un sondeo realizado entre varias de estas arrojó que las tarifas van del 1,9 al 3,49 % más un adicional que oscila entre los 100 y 900 pesos por transacción exitosa.

Algunas definen sus tarifas dependiendo del tipo de plan que seleccionen, el cual puede incluir varios medios de pago, o por volumen de transacciones.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.