Gasto público ineficiente en el país cuesta más que la corrupción

Gasto público ineficiente en el país cuesta más que la corrupción

Según BID, entre compras públicas, transferencias y nómina 4,8 % del PIB se gira incorrectamente.

BID

Las reducciones en el tamaño del Estado suelen ser en la región foco de conflictos con las organizaciones de trabajadores.

Foto:

AFP-Archivo EL TIEMPO

08 de octubre 2018 , 09:28 a.m.

El mal gasto en el sector público en América Latina es tan abultado que costaría  220.000 millones de dólares al año, un monto suficiente para acabar con la miseria en la región.

“Ese monto sería suficiente para eliminar la pobreza extrema en la región”, dice el reporte del BID.

En el informe reciente en el que aconseja gastar de forma inteligente y no hacer recortes generalizados, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) calcula que el costo de la ineficiencia en compras gubernamentales, en la nómina del sector público y en transferencias que no llegan a sectores indicados, equivale a 4,4 por ciento del PIB regional y en caso de Colombia a 4,8 por ciento.

Dado que el estudio toma como base cifras del 2016, en Colombia se trata de  41 billones de pesos anuales.

Colombia ocupa el quinto puesto y si bien no es la nación de Latinoamérica más gasto público ineficiente, el director de Portafolio, Ricardo Ávila Pinto, dice que la suma que se malgasta supera con creces el faltante identificado en el proyecto de Presupuesto 2019, calculado en 14 billones de pesos. Aunque aclara que no quiere decir que semejante monto se pierda en corrupción, más allá de las prácticas criminales de algunos, la plata se usa mal, sin que necesariamente dé lugar a grandes avances sociales. Es decir la ‘chambonería’ en el manejo de lo público costaría más que la corrupción.

El BID indicó que en América Latina, la inversión pública necesaria para asegurar el crecimiento futuro de los países- ha avanzado sólo un 5 por ciento frente a un crecimiento de más del 50 por ciento en otras regiones del mundo.

El informe agrega que en 16 países de América Latina, los impuestos directos y las transferencias de efectivo logran reducir la desigualdad en un promedio de sólo el 4,7 por ciento, contra un 38 por ciento en un muestreo de países desarrollados.

"Entre el 2007 y el 2014, todos los países experimentaron una transición, desplazándose hacia (...) una mayor preferencia por el gasto público lo que ha aumentado las preocupaciones acerca de la sostenibilidad fiscal, aunque como es natural, no todos los países evolucionaron de la misma forma”, agrega.

De hecho, en este punto Colombia es determinado como una de las naciones que si incrementaron su gasto público, "lo hicieron de forma moderada, en contraste –por ejemplo– de Argentina, que viajó una larga distancia en términos de su apetito por el gasto público”.

El BID encontró varios focos de ineficiencia en el gasto público regional: adquisiciones, empleo público, transferencias a los territorios, subsidios a la energía, programas sociales y gastos tributarios.

Para el organismo, “el gasto inteligente puede generar grandes dividendos. América Latina y el Caribe pierde miles de millones de dólares por año en el gasto que se podría cambiar a otros gastos más rentables o sencillamente utilizarse para disminuir la deuda.

Se debe hacer un mayor uso del análisis de costo-beneficio para determinar las mejores opciones presupuestarias

Todo este escenario llevó a que el BID recomendara “hacer un mayor uso del análisis de costo-beneficio para determinar sus mejores opciones presupuestarias, o la creación de organismos dedicados a la planificación estratégica que utilicen rigurosas evaluaciones del impacto de los programas gubernamentales, antes de tomar decisiones sobre la asignación de recursos”.

Asimismo, propuso la adopción de reglas fiscales en los países de la región, con el fin de que mantengan sus déficits controlados, cosa que no sucede en muchas naciones Latinoamérica. Sobre este punto, es importante señalar que desde el 2011, Colombia cuenta con el Comité Consultivo de la Regla Fiscal, órgano que se encarga de determinar esta ‘línea roja’ fiscal, de modo que no se desfase la fórmula entre ingresos y gastos anuales.

Con Agencia Reuters

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.