Jacobo, hijo de Cabal y amuleto para volver a ser campeones

Jacobo, hijo de Cabal y amuleto para volver a ser campeones

El pequeño los acompañó durante el US Open y desde ahí siempre ganaron sus partidos.

Juan Sebastián Cabal

Juan Sebastián Cabal con su hijo Jacobo.

Foto:

Tomada de la transmisión de TV

Por: Deportes
06 de septiembre 2019 , 09:19 p.m.

Una vez se acababan los partidos del US Open, siempre un gran fanático saltaba de la tribuna para celebrar el triunfo. Jacobo, hijo de Juan Sebastián Cabal, se robó el show durante todo el US Open, que el caleño ganó junto a Robert Farah.

La felicidad para Cabal de tenerlo en la cancha es enorme. Siempre lo alza como si fuera el trofeo más preciado. No hay nada más preciado para él que poder celebrar estos triunfos junto a su hijo Jacobo.

En todas las atenciones a prensa, Cabal lo llevaba, mientras el pequeño Jacobo aún no dimensiona la gesta que está consiguiendo su padre en el tenis mundial.

Una vez ganaron el US Open, volvió a aparecer en la pista para darle el mejor abrazo a su padre y felicitarlo por su triunfo a él y a Farah, quienes demuestran con una gran sonrisa el amor que le tienen.

A Jacobo siempre lo buscaron las cámaras. Cuando era la hora de los partidos, los analizaba como un experto. Estaba serio y veía los movimientos de su papá y de su tío, como llama a Robert Farah.

Fue muy especial para nosotros poder disfrutar con mi familia y mi hijo. Él fue muy feliz de ver mis partidos, de entrar a la cancha y escucharme decirle que soy feliz. Gracias a Dios que ganamos todos los partidos aquí en el US Open”, aseguró Cabal con una enorme sonrisa.

En la final, Jacobo fue el primero en abrazar a los campeones. Pareció tener las piernas y velocidad del jamaiquino Usain Bolt para ir corriendo a abrazar a sus héroes luego de esta gran gesta.

Ya en las piernas de su padre, Jacobo lo veía llorar por la felicidad que le daba ganar un nuevo título. El pequeño solo le dijo que estaban saliendo en televisión, le sacó una sonrisa y le secó sus lágrimas.

“Él es feliz viéndome, así que por eso él entra a la cancha, se divierte, nos hace divertir y salirnos de la vida del deportista, somos humanos y personas. Gracias a Dios puedo disfrutar de estos momentos con mi familia y mi hijo”, concluyó Cabal.

Y fue así como Jacobo fue la luz de esperanza para los tenistas colombianos, que no lo soltaron en ningún momento durante el festejo y lo llevaron, junto al trofeo de campeones, por toda la cancha a que saludara a todos los espectadores que querían felicitarlos.

DEPORTES

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Empodera tu conocimiento

Sal de la rutina

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.