La historia de Linda Caicedo, goleadora de 14 años en la Liga femenina

La historia de Linda Caicedo, goleadora de 14 años en la Liga femenina

Ganó con América de Cali el título.  Admira las gambetas del brasileño Neymar. 

Linda Caicedo

Linda Caicedo, jugadora del América.

Foto:

Juan Pablo Rueda / EL TIEMPO

Por: MARCO ANTONIO GARCÉS
05 de octubre 2019 , 11:01 p.m.

Mauro Caicedo y doña Herlinda pensaron que el mejor regalo para su pequeña de 5 años era una bonita muñeca, como lo haría cualquier pareja con el anhelo de ver feliz a su hija. Pero se llevaron una sorpresa cuando se la entregaron y la niña les dijo que prefería unos guayos y un uniforme de fútbol. Sí, unos guayos.

Ellos, antes que escandalizarse, accedieron a su solicitud y vieron que los disfrutaba bastante, jugando frente a la casa o en la cancha de las Palmas, muy reconocida en Villagorgona, un corregimiento del municipio de Candelaria –cercano a Cali– que ha dado grandes futbolistas.

Pero lo mejor es que le siguieron la idea y desde ese momento buscaron una escuela de formación en la que ella pudiera hacer lo que le gustaba, y así lograron que la acogiera el club Real Juanchito, que la integraba a los partidos de los varones, lo que tal vez explica por qué es tan fuerte para esconder el balón a pesar de los duros golpes que recibe.

Así comenzó la historia futbolística de Linda Lizeth Caicedo, la niña maravilla de la tercera edición de la Liga Femenina en Colombia, que con 14 años fue máxima goleadora, con 7 tantos, y jugadora clave en la campaña del América de Cali campeón.
Rafael Murillo, presidente del club Real Juanchito, recuerda perfectamente cuando la recibieron, hace 9 años. “Desde el momento en que llegó advertimos que Linda tenía condiciones diferentes”, dice Rafael.

Desde el momento en que llegó advertimos que Linda tenía condiciones diferentes

Su inteligencia, rapidez mental y calidad hacían que los niños la vieran como alguien que les hacía mucho daño en la cancha. Quienes jugaban a su lado pensaban que ya tenían el partido ganado, y los rivales, al contrario, que la derrota era inminente. “Los padres de familia de los equipos rivales que iban a los partidos antes de conocerla decían ‘cuidado con la niña’, tratando de protegerla, pero cuando ya marcaba diferencia gritaban: ‘Duro con la niña’ ”, afirma Rafael.

Llegó a Generaciones Palmiranas, que orientaba Felipe Taborda, y en 2016 Atlas CP de Cali estaba buscando jugadoras para disputar el Ponyfútbol en Medellín y puso los ojos en la delantera.

Linda Caicedo

Linda Caicedo, campeona con América

Foto:

Juan Pablo Rueda / EL TIEMPO


Su timidez fuera de las canchas contrasta con la valentía con que encara los compromisos, como el de la vuelta de la final contra el DIM-Formas Íntimas en el estadio Atanasio Girardot, ante más de 22.000 espectadores y en una cancha llena de lagunas por un fuerte aguacero en la que terminó en una pierna, lesionada de la rodilla derecha, pero aguantó hasta el minuto 88 con tal de ayudar a que su equipo ganara el título.

Dice que el partido en que más golpes ha recibido en su corta carrera fue el que disputó contra Millonarios, en el segundo choque de la semifinal, realizado en el Pascual Guerrero, cuando perdieron 1-2, pero la victoria 2-0 en Bogotá les dio el cupo a la gran final.

Es delgada, mide 1,62 m y pesa 57 kg, aunque su técnica, velocidad y picardía la convierten en una rival temida en el área, porque nadie sabe qué se va a inventar hasta garantizar que el balón infle la red. Nació el 22 de febrero de 2005 en Cali, en el hogar conformado por sus padres y su hermana mayor, María Helena (22 años).

Linda asegura que ha aprendido mucho de entrenadores como Diego Fernando Vásquez, Miguel Ramírez, Felipe Taborda, Ángelo Marsiglia y, ahora, Andrés Usme, que la llevó al América para que le ayudara con goles.

Una noticia que causó nostalgia en el América de Cali es que por su corta edad no podrá jugar la Copa Libertadores en Quito (Ecuador), aunque la institución la llevará como acompañante. “Estoy muy tranquila, es el reglamento y hay que aceptarlo; estoy muy joven y ya tendré la posibilidad de jugar otros campeonatos”, le comentó a EL TIEMPO.

Actualmente cursa décimo grado en el colegio La Gran Colombia, en Villagorgona, adonde no acude desde hace tres meses por sus compromisos deportivos. También confiesa que es poco rumbera, aunque en cada celebración de gol del América se la veía bailar animadamente reguetón junto con Farlyn Caicedo y Kelly Ibargüen.

Hace un año, después de haber ganado su segundo título nacional con la selección Valle prejuvenil y siendo nuevamente la máxima anotadora del torneo, tenía claro que su sueño era jugar en América de Cali.

“El profe Andrés Usme me llamó para que aportara y marcara goles”, dice Caicedo, quien le bajó presión al segundo partido de la final al adelantar a su equipo con un toque sutil a la salida de la experimentada Sandra Sepúlveda.

Linda Caicedo

Linda Caicedo, goleadora de la Liga femenina.

Foto:

Juan Pablo Rueda / EL TIEMPO


En diálogo con EL TIEMPO, nos confesó que su mejor amiga es la defensora Kelly Caicedo. Es tanta su tranquilidad que hizo caso omiso del supuesto favoritismo con que llegaban las antioqueñas por ser base de la Selección Colombia, exteriorizado antes de la final y en las diferentes ruedas de prensa. “Ellas están en todo del derecho de decir lo que quieran, nosotras confiábamos en lo que teníamos”, manifestó.

En septiembre de 2017, con apenas 12 años de edad, se erigió como la goleadora del campeonato nacional con 15 tantos, dos de ellos contra Bogotá en la final de Ibagué.
Un año más tarde, el 23 de septiembre de 2018, volvió a levantar el trofeo de campeona con la victoria categórica 4-0 sobre Antioquia en la gran final de Pereira, donde Linda volvió a festejar dos veces y acumuló 8 tantos para recibir el trofeo como la más efectiva del certamen.

La artillera admira a Neymar jr. por su gambeta, lo mismo que a Catalina Usme –la ‘10’de América– por su inteligencia. En cuanto a las características que la asemejan al jugador brasileño, admite que el regate, aunque le falta mejorar el cabeceo. Sin embargo, las últimas salidas en falso del jugador auriverde han hecho que sus afectos se trasladen a figuras como Mbappé y Lionel Messi, de quienes cree que también tiene algunas cualidades parecidas.

Dos sueños que ya cumplió eran salir campeona con el América y quedarse con el trofeo de goleadora, además de jugar la Copa Libertadores ­–el que no se pudo por su edad–; luego, llegar a la Selección Colombia y ponerse la camiseta del Barcelona, de España.

Por su parte, el Tino Asprilla se la imagina en poco tiempo en Europa: “Allá no hay jugadoras como ella, el Valle y Colombia tienen que aprovecharla. Si yo fuera empresario, la llevaría al Real Madrid”, dice.


MARCO ANTONIO GARCÉS
CORRESPONSAL FUTBOLRED CALI
@marquitosgarces

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.