Secciones
Síguenos en:
Meluk le cuenta... (Equipo que gana no se cambia)
AUTOPLAY
Meluk le cuenta: "Equipo que gana no se cambia"Meluk le cuenta: "Equipo que gana no se cambia"
Meluk le cuenta: "Equipo que gana no se cambia"

Introduzca el texto aquí

Meluk le cuenta... (Equipo que gana no se cambia)

Chile es otra cosa: un contrincante mediano, con las mismas libras que Colombia en la báscula.

Venezuela es minimosca. Peso mínimo. Chile es otra cosa: un contrincante mediano, con las mismas libras que Colombia en la báscula futbolística de la eliminatoria suramericana para el Mundial de Catar 2022.

La evidente mayor dificultad que representa para la Selección el partido de este martes, más con la condición de ser visitante, contra un equipo más duro, peligroso, talentoso y fuerte, ¿provocará que haya cambios en la alineación del técnico Carlos Queiroz?

Le puede interesar: (James Rodríguez: los 9 años del ‘10’ de la Selección Colombia).

En el fútbol se repite como un mantra que equipo que gana no se cambia, a pesar de la moda de las tan cacareadas ‘rotaciones’ puntuales para intentar aprovechar las debilidades y contrarrestar las fortalezas específicas del rival. Es cierto que hay que redoblar alertas y marcajes en la pelota quieta en contra, reforzar doblajes en las bandas y que a Vidal hay que estorbarlo desde la salida, quizás con el mismísimo Zapata.

Colombia derrotó con extrema comodidad 3-0 a Venezuela, con una alineación que en líneas generales no jugaba junta hace casi un año. El partido duró apenas 25 minutos, hasta el 2-0. El resto fue un entrenamiento. Con la falta de juegos por la pandemia y con la solidez mostrada (obvio, contra una Venezuela mínima), pues lo lógico es darle continuidad al equipo que ganó con suficiencia y tuvo minutos de juego. No está Arias por su terrible lesión de tobillo y peroné. Medina jugó desde el minuto 12, y se presumía desde antes del infortunio de Arias que sería el titular en Chile.

Así las cosas, repetir el mismo equipo parece lo más lógico. La defensa es la cantada. El mediocampo es fuerte, valiente, guapea y tiene los hombres (Lerma y Cuadrado) para los doblajes y respaldos en las bandas, zonas en las que Chile luce fuerte y peligroso. Además, los mismos Cuadrado y Lerma dan salida ofensiva. Y el ataque es intocable, a pesar de que muchos hinchas insisten en Falcao así sea como acompañante de Zapata.

En Chile, por su parte, la prensa habla de tres posibles cambios con respecto al equipo que perdió 2-1 contra Uruguay en Montevideo. Mauricio Isla sería el lateral derecho (una locomotora por ese ‘ferrocarril’), con lo que se desacomodaría toda la defensa, pues Paulo Díaz se correría al centro de la zaga al lado de Sierralta, quien a su vez movería a Sebastián Vargas al lateral izquierdo. Quizás Lorenzo Reyes reemplace a Claudio Baeza en el mediocampo, y se especula con que Pedro Fuenzalida juegue como un tercer atacante y no de volante.

Chile es un obvio desafío de mayor exigencia, pero no por ello hay que buscarle la cuadratura al círculo de la formación. Equipo que gana no se cambia: lo digo, como se dice en el fútbol.

Meluk le cuenta...

GABRIEL MELUK
​Editor de DEPORTES
En Twitter: @MelukLeCuenta

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.