Análisis: el mundo mira con lupa los millonarios sueldos del fútbol

Análisis: el mundo mira con lupa los millonarios sueldos del fútbol

En tiempos del coronavirus, hay debate por sus salarios. Algunos se bajan el sueldo o donan. 

Lionel Messi

Lionel Messi, durante el partido de octavos de final contra Nápoles.

Foto:

AFP

Por: PABLO ROMERO
12 de abril 2020 , 09:33 a.m.

Nunca antes la sociedad había mirado con tanta lupa y con tanto ojo crítico los salarios de los futbolistas en el mundo: se dice que ganan millones de millones, que los salarios son desproporcionados, que no son comparables con los de otros profesionales, que algunos se bajan el sueldo y los aplauden, que otros no quieren y los chiflan, que unos hacen donaciones y que qué bueno, pero que otros no donan nada y que qué malo… En tiempos de crisis por el coronavirus, el tema salarial en el fútbol pasó a la agenda pública.

No es secreto que en el fútbol se manejan dineros escandalosos. Cifras millonarias por transacciones, y que muchos futbolistas encabezan los listados de mayores ingresos en el mundo, como lo demuestra la revista especializada Forbes, que en 2019 resaltó a 12 futbolistas entre los 100 sueldos anuales más altos del deporte, entre ellos los de Messi (112 millones de euros), Cristiano Ronaldo (96) y Neymar (91). Según L’Equipe, Messi gana 8,3 millones de euros al mes, por citar el sueldo más alto; otros ganan menos, como Mbappé, con la bobadita de 1,9 millones.

Lionel Messi

Lionel Messi

Foto:

EFE

Por cuenta de la crisis, parece haber una mirada desconfiada hacia el bolsillo de los que más ganan. Y ahí están los futbolistas. En Colombia, el técnico Juan Carlos Osorio hizo un llamado que bien pareció un grito de alerta. “El fútbol se ha desorbitado, vive en una burbuja, es imposible que los futbolistas ganen millonadas y los doctores que salvan vidas no se ganen ni el 10 por ciento de eso”, dijo a EL TIEMPO hace una semana.

También lo dijo el mexicano Javier ‘Chicharito’ Hernández, que juega en la MLS. “Me sorprende ganar millones de dólares como futbolista mientras que los médicos y científicos que buscan la cura del covid-19 no ganan nada”.

Me sorprende ganar millones de dólares como futbolista mientras que los médicos y científicos que buscan la cura del covid-19 no ganan nada

Algunos de esos futbolistas millonarios van más allá. Carlos Tévez, ícono de Boca Juniors, dijo que un futbolista puede sobrevivir seis meses, incluso hasta un año, sin recibir salario. Su honestidad avivó el debate, pues no todos sus colegas piensan igual y no todos sus colegas ganan igual. Y por eso le cayeron como fieras. Tévez jugó en Europa y en China. Debe tener los fondos suficientes para decir lo que dijo. Aunque muchos sientan que les pisan las mangueras.

“A mí me sacas el 30 por ciento del contrato y esa plata la tengo destinada, tengo compromisos”, le respondió un jugador menos conocido, el argentino Néstor Ortigoza, que no jugó en China ni en Europa.

Carlos González Puche es el director ejecutivo de la Asociación de Futbolistas en Colombia, y tiene su explicación a esta realidad. “Si los clubes pagan los salarios que pagan es porque tienen cómo pagarlos. Que los del Real Madrid ganan mucho, sí, ¿pero y cuánto produce el club? Los jugadores se ganan lo que los clubes consideran que producen. Sí debería haber un límite de gastos. Lo que más se ha demostrado es que entre más dinero entra al futbol, más se gasta. Y la verdad es que la riqueza del fútbol se concentra en 4 o 5 ligas mientras las demás están pobres”.

Carlos González Puche

Carlos González Puche

Foto:

Si los clubes pagan los salarios que pagan es porque tienen cómo pagarlos.

‘Ganan lo que merecen’

Son las estrellas, los que juegan, los que hacen posible que el fútbol sea atractivo y convoque a millones de personas. Eso es lo que argumentan quienes hacen parte de la industria del fútbol, y quienes valoran que Messi se gane lo que se gana porque es el mejor en lo que hace. Juan Pablo Pachón es empresario de fútbol. Representa a jugadores en Colombia y en el mundo. Admite que hay ligas con sueldos exorbitantes, pero apunta a que los futbolistas se ganan lo que merecen por el espectáculo que dan.

“La Fifa, las ligas europeas y las latinoamericanas, excepto algunas como la Liga colombiana, reciben dineros exorbitantes por la gran demanda y buena administración que tienen en la venta de sus derechos de televisión, publicidad, boletería y jugadores estrellas; lo que significa un crecimiento económico exponencial. Debido a este gran desarrollo económico, considero más que justos los salarios que reciben los futbolistas, pues son ellos los verdaderos personajes de este deporte”, dice Pachón.

Debido a este gran desarrollo económico, considero más que justos los salarios que reciben los futbolistas, pues son ellos los verdaderos personajes de este deporte

Argumenta que los jugadores ganan lo que ganan porque su vida funcional en el deporte es corta y deben aprovecharla. “La carrera profesional de un futbolista dura máximo de 12 a 15 años, y de estos años de carrera logran tener en el mejor de los casos un exponencial económico máximo de un 50 % de su carrera, es decir si son muy exitosos quizá solo por 6 o 7 años recibieran salarios acordes con su desempeño”.

Crisis vs. salarios altos

La pelota no rueda. Los estadios están vacíos o si acaso son albergues para atender la emergencia. Los grandes clubes se abastecen de sus ahorros. Si cuando hay normalidad los más poderosos se debaten por acaparar a las estrellas con sueldos de otra galaxia, ahora la disputa es al que mejor cierre la billetera. La crisis los toca a todos y los jugadores reciben la presión social por lo que ganan. ¿Deben donar? ¿Deben reducir sus sueldos?

El alemán Toni Kroos fue contundente: “Una bajada de sueldo es como una donación en vano o para el club”, dijo, inconforme con la reducción en muchos clubes, como el suyo, el Real Madrid, que anunció una baja del 10 al 20 por ciento en los salarios anuales.

The best 7

Toni Kroos.

Foto:

Vincent West / REUTERS

Y la polémica es generalizada. En Italia quieren que los sueldos de los futbolistas se rebajen para aliviar a los clubes. Pero la Asociación de Futbolistas calificó la medida de “sinvergüenza”, al considerar que de esta manera serán los jugadores los que terminen soportando el peso de la crisis. En Inglaterra, la Premier League propuso un recorte del 30 % de los salarios, solicitud que ha generado controversia entre los jugadores. En contraposición con Tévez, el futbolista Wayne Rooney reaccionó con colmillos afilados.

Si el gobierno se me acercara para ayudar financieramente a las enfermeras o comprar ventiladores, estaría orgulloso de hacerlo, siempre y cuando supiera a dónde va el dinero. Estoy en una posición en la que podría renunciar a algo, pero no todos los futbolistas pueden decir lo mismo”, afirmó.

Estoy en una posición en la que podría renunciar a algo, pero no todos los futbolistas pueden decir lo mismo.

En Colombia la nueva realidad golpea con furia. Porque si bien hay jugadores que ganan muy bien, la brecha salarial es amplia. Por eso los clubes han tenido arduos diálogos para que las plantillas rebajen los salarios mientras pasa la crisis. Lo han hecho Nacional, Medellín y Junior, entre otros. Pero es un asunto delicado cuando lo que se toca es el bolsillo.

Atlético Nacional

Los jugadores de Atlético Nacional celebran uno de los goles.

Foto:

Esneyder Gutiérrez /CEET

Donaciones y subastas

La pelota está congelada, pero muchos futbolistas han anotado sus golazos con una dosis de solidaridad, cediendo algo, poco o mucho, de lo que atesoran. Y el mundo los aplaude. Falcao hizo tripleta de donaciones a un hospital en Turquía y a dos fundaciones en Colombia. James hizo asistencia de crac con mercados para familias vulnerables y elementos de salud como tapabocas. Wilmar Barrios, Teo Gutiérrez, Alfredo Morelos, Yerry Mina, y otros símbolos de Colombia, hicieron su aporte.

Radamel Falcao García

Radamel Falcao García celebra su gol.

Foto:

AFP

Robert Lewandowski donó un millón de euros; Neymar, 880.000 euros; Messi, como la plantilla del Barcelona, se rebajó el sueldo un 70 por ciento. El exfutbolista Andreas Brehme subastó el balón de la final del mundial del 90. Y todo es para ayudar. Y nada será suficiente. El DT Reinaldo Rueda se rebajó el sueldo a la mitad en la selección Chile, y el de Colombia, Carlos Queiroz, ofreció lo mismo y no se lo aceptaron.

El mundo está pendiente de sus ídolos. Y en tiempos de necesidad, esos gestos son celebrados como goles. Aunque las sociedades pidan más recursos para la salud y menos gastos en el fútbol. Lo que nadie sabe es si después de la crisis, estallará la burbuja.

PABLO ROMERO
Redactor de EL TIEMPO
En Twitter: @PabloRomeroET

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.