Los pecados del Nacional de Osorio

Los pecados del Nacional de Osorio

El primer favorito al título, eliminado. Las razones del fracaso en esta liga. Análisis.

Juan Carlos Osorio

Juan Carlos Osorio, técnico de Nacional.

Foto:

Jaiver Nieto /EL TIEMPO

Por: Juan Camilo Álvarez Serrano
25 de noviembre 2019 , 11:52 p.m.

Con las manos vacías, Atlético Nacional acabó el 2019 con la eliminación anticipada para la final de la Liga II. Juan Carlos Osorio, el técnico que asumió el mando para este campeonato, es el primer señalado, por el índice acusador, del fracaso inocultable.

¿Cuáles fueron los pecados del Nacional de Osorio?
1. Rotación excesiva. Solo Yerson Candelo estuvo en los 29 encuentros, en algunos sumó muy pocos minutos. Ubicó jugadores en posiciones donde no supieron cumplir las funciones que buscaba en el planteamiento inicial. Solo Daniel Muñoz y Christian Mafla se salvaron de esa ‘polifuncionalidad’ que buscaba Osorio. Eso terminó enredándole partidos que pudieron ser triunfos.

2. Poca confiabilidad. Salvo los clásicos frente al DIM, que ganó con autoridad y solvencia, Nacional no pudo hacer partidos redondos, con victorias y buen juego y muchos goles.Aunque fue el mejor en la fase de todos contra todos, su equipo generó más dudas que certezas y eso es una falencia grave para buscar un título.

3. La suspensión. Haber estado sin dirigir en la raya cerca de un mes y medio por una suspensión por agredir a un árbitro (manotazo en una mano en juego de Copa Colombia) influyó en el normal desarrollo de sus tareas durante los partidos. Osorio estuvo nervioso, tenso, con malos tonos y agresivo a lo largo de la Liga.

4. Poco gol. Nacional generó opciones de gol a todos sus rivales. Sin embargo, no tuvo efectividad, poder anotador. En la mayoría de sus partidos controló la tenencia de la pelota y posiciones territoriales, pero no anotó.

5. Bajones individuales. De arco a arco: José Cuadrado, el portero, no logró ganar ningún partido con sus atajadas y Hernán Barcos, el centro delantero, quien hizo 15 goles en el año, ajustó 9 juegos sin anotar. El equipo sintió su bajo aporte efectivo. Esos bajones individuales se reflejan en el resultado colectivo. Otros como Jarlan Barrera, Pablo Ceppelini, Daniel Bocanegra, entre otros, fueron intermitentes con su juego y solo mostraron chispazos que no encendieron la llama de la victoria en los momentos cruciales del cuadrangular.

Juan Camilo Álvarez Serrano.
Corresponsal de Futbolred.
Medellín

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.