‘Tomate’ Agudelo, primer colombiano en ganar en la Vuelta a España

‘Tomate’ Agudelo, primer colombiano en ganar en la Vuelta a España

Vive en Canadá, trabaja en la construcción, toma fotos y habla de ciclismo en una emisora.

Antonio Agudelo

Antonio Agudelo cruza la meta en Alto Campoo, en la Vuelta a España de 1985.

Foto:

www.revistamundociclistico.com

Por: Lisandro Rengifo
11 de septiembre 2019 , 11:31 a.m.

La quinta etapa de la Vuelta de la Juventud colombiana de 1979 se disputó en los 79 kilómetros que hay entre los municipios huilenses de Garzón y Pitalito, un 3 de febrero, un día pasado de calor, en la que el líquido fue el principal amigo de los ciclistas.
(Le puede interesar: Resumen y resultados de Vuelta España etapa 17).

La meta estaba cerca y el lote se alistó para el final. José Antonio Agudelo Gómez lanzó de primero el embalaje, pero cuando veía más cerca la victoria, al ciclista nacido en Don Matías, Antioquia, se le atravesó un perro, perdió el equilibrio y vio cómo José Diosa lo derrotó en la raya de sentencia.

Agudelo se llenó de ira. No podía ser posible que la victoria se le hubiera perdido por este incidente. El periodista Julio Arrastía Bricca (q. e. p. d.) estaba en la escotilla del transmóvil radial y cuando vio la cara del ciclista se dio cuenta de que estaba roja y le dijo: “Parece un tomate” y así se quedó: ‘Tomate’.

Incluso ahora, cerca de cumplir los 60 años, Antonio Agudelo es recordado como el ‘Tomate’ Agudelo, mencionado así, de corrido, y por ser, entre otras cosas, el primer ciclista en ganar una etapa en la Vuelta a España, carrera en la que hoy los colombianos hacen fiestas.

(Lea también: Tercer retiro para Rigoberto Urán de una gran vuelta)

Antonio Agudelo

Antonio Agudelo recibe órdenes del técnico Raúl Mesa.

Foto:

www.revistamundociclistico.com

Fue en la jornada entre Cangas de Onis y Alto Campoo, de 190 km, en la Vuelta de 1985. Un momento inmortal que aún está grabado en su memoria.

“Fue algo muy especial. Yo era gregario en el equipo. Hubo una fuga y me enviaron a perseguir. Les llegué y al final pude ganar la etapa. Se la gané a Robert Millar. En esa Vuelta quedó de segundo, pero pudo haberla ganado. En la última etapa los españoles se unieron y la perdió”, le dijo Agudelo a EL TIEMPO.

En esa última subida sorteó varios ataques. No era tan escalador, pero se defendía. Esa vez recordó cuando perdió esa etapa en 1979 y, por eso, su objetivo era que no se le escapara.

Samuel Cabrera, Francisco ‘Pacho’ Rodríguez, Millar y Peio Ruiz Cabestany eran los integrantes de la escapada y entre ellos se jugó el triunfo.

Fue tan corto ese momento, tan fugaz, que no alcancé a levantar los brazos

“Al final era como plano. Vi que la meta estaba lejos, pero me la jugué, les partí y gané. Fue tan corto ese momento, tan fugaz, que no alcancé a levantar los brazos”, precisó ‘Tomate’, que subió al podio, recibió el gran premio, unas flores, bajó, fue al carro del equipo, llegó al hotel, se arregló.

Fue al comedor, recibió las felicitaciones de sus compañeros en el equipo Café de Colombia, pero no hubo una celebración. Días después tuvo que retirarse. No volvió a ganar en una de las tres grandes. Corrió tres veces el Tour de Francia y en tres ocasiones la Vuelta, nunca hizo el Giro. Esa victoria le sirvió para firmar un buen contrato con el equipo Teka de España, pero el rendimiento no fue el mejor. Las lesiones lo tumbaron y no se pudo parar.

(Lea también: Valverde le agradeció a Nairo por ayudarle a ganar la etapa)

A aventurar

Un problema de meniscos lo obligó a retirarse pronto del ciclismo. Tenía solo 29 años, y a tocar puertas, a buscar trabajo.

Por el ciclismo fue poco al colegio, no tuvo ninguna profesión, así que Agudelo no sabía más que montar en bicicleta. Con los pocos ahorros puso una taberna, pero no le fue bien. Tuvo que venderla porque lo acosaron con cobros para dejarla funcionar.
Comenzó a viajar a los Estados Unidos. Iba y volvía. Irse del país era lo mejor. Y en el 2003 fue a parar a Toronto (Canadá).

Alberto Moreno le dio una mano. Vivió en su casa. Pronto se empleó como mesero. No hablaba nada de inglés y eso fue un gran obstáculo, no se podía comunicar casi que con nadie, pero no bajó los brazos.

Antes de irse, en Colombia aprendió fotografía y le nació la idea de ponerla en práctica en Canadá.

“Mis hijos estaban pequeños y tenía que enviarles dinero”, recordó. Pero ese trabajo no fue tan rentable.

Se dedicó a la construcción. No sabía nada de eso. Solo hacía caso, pero rápidamente aprendió a hacer la estructura por dentro del edificio. Se volvió experto en las divisiones entre oficinas, en fabricar techos y ahí se quedó.

No ha dejado de lado la fotografía. Montó una empresa a la que llamó Tomate una Foto.

“En el verano me sirve. Hago fotos de bodas, cumpleaños, pero es bien complicado. La gente cree que venirse a Canadá es fácil, pero no. Uno tiene tanta gente en su país que a uno le gustaría devolverse, pero todo es costumbre”, precisó.

No se ha olvidado de la bicicleta. Cuenta que en Canadá las estaciones son muy marcadas y sale en el verano.

Extraña a su familia, aunque dos de sus hijos viven en Estados Unidos y con ellos se ve con frecuencia. Jonathan vive en Colombia, es kinesiólogo y trabaja administrando una empresa de construcción. Estiven tiene 23 años y es piloto de la Fuerza Naval, mientras que Estéfani estudia medicina.

“Tengo un nieto, se llama Martín. Es mi adoración. Ya lo conocí y fue una gran alegría”, comentó.

Con sus excompañeros de aventuras ciclísticas poco se ha visto. Sí se comunica con algunos. Habla con Martín Ramírez, Rubén Darío el ‘Diablo’ Beltrán y hace poco se encontró con Abelardo Ríos.

Está enterado de lo que pasa en el ciclismo. Señaló que vibra con los triunfos de Nairo Quintana, Egan Bernal, Rigoberto Urán, Esteban Chaves y Miguel Ángel López.

“Ufff. Lo de Bernal es algo fuera de serie. Todo el mundo soñaba ganarse el Tour de Francia, pero era difícil creerlo. Esa prueba es para solo unos pocos. Mucha gente gana el Giro, la Vuelta, y solo privilegiados como él ganan el Tour”, agregó.

Y como no puede apartarse de la bicicleta, algún día le propusieron comentar ciclismo en una emisora. Es el encargado de analizar el tema de las bielas y los pedales en el programa Panorama deportivo, con Édgar Martínez, en la emisora Radio Voces Latinas.

(Le puede interesar: Froome recibe el tesoro de la Vuelta a España, 8 años después)

Antonio Agudelo

Antonio Agudelo en la emisora en Toronto, Canadá.

Foto:

Archivo particular

Sigue la Vuelta a España, tal vez la carrera que más lo apasiona, pues su victoria en esa etapa en Alto Campoo es muy recordada.

“López está bien. Espero que Nairo se recupere del Tour, esté descansado y ojalá gane. Si lo está, dará la pelea. Colombia puede ganar la Vuelta”, dijo Antonio Agudelo, quien afirma que en Canadá no sufre de calor y que pocos le creen cuando cuenta la anécdota de por qué le pusieron ‘Tomate’.

LISANDRO RENGIFO
Redactor de EL TIEMPO@lisandroabel​

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.