Secciones
Síguenos en:
Análisis: cara a cara, ¿por qué Egan es el mejor del Giro de Italia?
AUTOPLAY
Análisis: el gran golpe de EganAnálisis: el gran golpe de Egan
Ega Bernal

AFP

Análisis: cara a cara, ¿por qué Egan es el mejor del Giro de Italia?

El colombiano es líder y aumentó diferencias.

Egan Bernal y el Ineos salieron airosos de la etapa 11 del Giro de Italia, disputada este jueves entre Perugia y Montalcino (Brunello di Montalcino), de 162 kilómetros, con cuatro pasos en terreno destapado en el que el colombiano alejó a sus rivales directos por el título.

Las razones

Le puede interesar: (Más líder que nunca, esto dijo Egan tras la etapa 11 del Giro 2021)

1. La estrategia fue perfecta. Ineos hizo un trabajo de demolición en el arranque de la jornada, cuando llegaron los tramos sin pavimento. Hicieron ver mal a rivales como Remco Evenepoel, Vincenzo Nibali, Giulio Ciccone y al resto, porque las diferencias en la general no son tan estrechas como en el arranque del día.

Bernal puso a trabajar escalonadamente a sus hombres y al final remató de forma extraordinaria la faena. Cuando se vio solo, sin compañeros que ya habían hecho el trabajo y con un Evenepoel cediendo terreno, tomó el mando, solo, a su paso y aumento cada kilómetro la diferencia sobre el belga.

2. El ataque. El colombiano se aprovechó de las circunstancias. Trek, Movistar, Education First y el mismo Bora ayudaron para eliminar a Remco. En el último tramo se unieron, dieron relevos y aumentaron la diferencia sobre Evenepoel, que se hundió.

Remco Evenepoel

Foto:

EFE

Sin duda que todo le cayó como anillo al dedo para Egan, porque la labor de los Filippo Ganna, Salvatore Puccio y en el último tramo Gianni Moscon se unió al trabajo mancomunado de los equipos para sacar de rueda a Evenepoel.

Y después, tras los tramos de carretera sin pavimentar en los que el Ineos fue el amo y rey, Bernal lanzó su ataque, fue por Buchmann, liquidó a sus rivales y ganó segundos importantes en una etapa clave, como se esperaba.
Inquieta que al final Bernal no tuvo quién lo ayudara al final, se quedó solo, mientras que hubo escuadras que contaron con dos y hasta tres ciclistas. Punto para mejorar.

3. Gran golpe. Las diferencias en la general dicen que los grandes ganadores del día fueron Egan y el Ineos. Ya tienen a Aleksandr Vlasov a 45 segundos, a Damiano Caruso a 1 min 12, Hugh Carthty quedó a 1 min 17 s y a Simon Yates a 1 min 22 s. Ojo, ellos no han atacado. 

La idea era aprovechar el mal momento de sus contrincantes y el gran estado de Bernal para sacar diferencias en una jornada en la que estaba escriturado que pasaría algo. Remco pagó los nueve meses de recuperación, sufrió como un condenado y ya está alejado de una general que ve casi que perdida.

Le puede interesar: (Clasificaciones: así van los colombianos, tras la etapa 11)

Ciccone sufrió, no salió del llavero, pero también lo alejaron para hacer la carrera mucho más tranquila.

4. ¿Qué queda? Vlasov sigue siendo un hombre peligroso. Las diferencias son buenas, pero no del todo satisfactorias. El ruso es bueno en la subida y si sigue se convertirá en el gran aliado de Egan para ir por el podio, pero en el mano a mano pierde con el de Zipaquirá. 

Aleksandr Vlasov. Giro de Italia 2021

Foto:

AFP

Caruso está ahí, pero no es un corredor que mantenga una regularidad para luchar por el podio.- Carhty, en cambio, sí es peligroso. Viene de ser tercero en la Vuelta a España del 2020 y es un ciclista que remata bien las competencias, es un gran fondista.

Buchmann es regular y eso le da pie para seguir en busca del podio. Yates, a paso, se recupera de los malos momentos de la primera semana, todavía es peligroso, porque tiene experiencia y capacidades. 

Ojo, ninguno de los cercanos a Egan ha dado la cara, no han atacado, pero la culpa la tiene el mismo Bernal, que los ha sometido, no los ha dejado respirar. 

Le puede interesar: (Junior saca la calculadora: las cuentas para clasificar)

Remco pasa trabajado y seguramente en la alta montaña le pesará factura su falta de carreras y de ritmo, aunque lo puede agarrar. Verse abajo y frente a un inmenso Egan son factores para no reaccionar.

5. No se ha Ganado. Es claro que en lo que va del Giro Egan es el líder, el ciclista más completo, que tiene un buen equipo, pero la carrera no se ha acabado, falta toda la gran montaña.

Simon Yates.

Foto:

EFE

Bernal tiene esa ventaja, las grandes jornadas que están por venir. Vienen los ascensos duros y allí, si sigue así, reventará a sus rivales, pero eso nadie lo puede asegurar.

El Giro es una carrera cambiante, en la que todos los días pasa algo. Vienen etapas muy duras, exigentes, en las que usted puede ganar dos y hasta tres minutos, pero al día siguiente puede perder cuatro, cinco y hasta más minutos.

Por ahora, la salud de Egan es perfecta. Su espalda no ha molestado, pero nadie puede asegurar que no tendrá uno o varios días malos. Hay que ser realistas, ha demostrado que es el mejor, que no tiene rival, que cuenta con un gran equipo de respaldo y que si sigue asía será el campeón, pero el Giro no se ha acabado.

Lisandro Rengifo
Redactor de EL TIEMPO
@lisandroabel

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.