Esta es la Fórmula 4, la categoría en la que debuta Sebastián Montoya

Esta es la Fórmula 4, la categoría en la que debuta Sebastián Montoya

El hijo de Juan Pablo comenzará su participación en el campeonato desde este sábado.

Sebastián Montoya

Sebastián Montoya, piloto colombiano.

Foto:

Prema Power

Por: JOSÉ CLOPATOFSKY
31 de julio 2020 , 08:37 p.m.

Sebastián Montoya empieza este fin de semana su proceso como automovilista en la liga formativa que tiene la FIA para promover jóvenes pilotos a través de las categorías que desembocan en la Fórmula 1. Tendrá tres carreras este fin de semana en la pista de Misano, que componen la primera de las siete fechas que hará el recortado calendario, que lo llevará posteriormente a Imola, Red Bull Ring, Mugello, Monza, repite Imola y cierra a comienzos de diciembre en Vallelunga, en las afueras de Roma.

La categoría es la Fórmula 4 italiana, que es parte de un programa mundial con autos de similares características pero que tienen campeonatos regionales o nacionales para bajar los costos de participación y tener así una concurrencia masiva y multinacional. Dentro de todos estos torneos el de Italia es el de mayor nivel técnico por el profesionalismo de los equipos y la selectividad de los pilotos, todos jóvenes y la mayoría novatos.

Sebastián correrá en el Prema Power, equipo italiano basado en Vicenza, que es una de las escuadras más fuertes pues es dominante y protagonista con sus equipos en las Fórmulas 2 y 3 y le ofrece toda la escalera para su desarrollo.

Le puede interesar: (Mindeporte ve 'difícil' que el fútbol regrese en todas las ciudades).

¿Cómo es el proceso que le espera? Luego de haber corrido en karts en niveles internacionales bajo la dirección y formación de su papá, sobra decir que se trata de Juan Pablo Montoya, el cambio de vehículo significa un aprendizaje gradual pero mucho más complejo pues debe abordar todos los reglajes del monoplaza, desarrollar con sus ingenieros los estudios del performance, planear estrategias de pista, acumular muchos kilómetros de competencia y lograr resultados y puntos.

El automóvil es muy exigente pero es igual para todos. Es un chasís italiano Tatuus, con motores Fiat Abarth de 1400 c.c. con turbocargador que llegan a los 160 caballos que los aceleran muy fuerte y pasan los 200 kilómetros por hora. La parte más esencial es que tienen alerones por lo cual los pilotos deben aprender y dominar todas las implicaciones de la aerodinámica y el número de llantas, de diseño para carreras, es limitado por lo cual su uso y consumo son claves.

El campeonato, por ser un programa oficial de la FIA, concede puntos para la superlicencia de la F1 para cuya expedición se exige un mínimo de 40 puntos en la F4, F3 o F2, entre otras categorías de monoplazas. Si Sebastián gana el campeonato obtiene 12 puntos por lo cual necesitaría más de tres años invicto en el torneo y, además tener 18 años cumplidos para recibir la superlicencia. De alguna manera, este acumulado es simbólico porque los puntos caducan a los 2 años de obtenidos y por edad debería desechar al menos 12 y por lo tanto tendrá que buscarlos en la F3 a la cual debería pasar en cuanto sus resultados y avances lo sugieran.

También lea: (Se prenden las alarmas: Nairo dice que siente dolor en la rodilla).

Por lo pronto, lo importante es que se inicia su carrera deportiva con el mejor soporte y enseñanza que ha tenido desde niño bajo la tutela de su papá. En los ensayos preliminares de esta fecha clasificó cuarto y quinto, lo cual indica que tiene la velocidad y puede ser una gran joya en bruto para tallar gracias a que goza a su lado las mejores herramientas. Y está en la edad justa, 15 años y 4 meses, que proyectados con los pasos por las categorías que deberá asumir, la F3 y la F2, le darán la madurez y experiencias necesarias para aspirar a correr en el Mundial, mediando también grandes resultados.

Paradójicamente, después de haberlo llevado de la mano desde sus primeras vueltas en un kart, su papá no lo podrá acompañar en este estreno porque corre este domingo en Road America, en el campeonato Imsa, donde defiende el título ganado el año pasado. Juan Pablo Montoya tiene ahora 44 años, de los cuales ha estado en pistas con autos en los últimos 28 y ha transitado todas las mayores categorías del automovilismo ganando en todas las modalidades. El punto es muy alto. El tiempo para lograrlo, aunque cada vez es más estrecho, luce generoso y su talento ya se ha calibrado por lo alto.

JOSÉ CLOPATOFSKY
Director de Motor

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.