Recuerdos de Alberto Rada, rey vallenato fallecido este fin de semana

Recuerdos de Alberto Rada, rey vallenato fallecido este fin de semana

El acordeonero siempre quiso evocar la figura del juglar que tocaba, cantaba y componía.

Alberto Rada Ospino

Alberto Rada Ospino, rey vallenato 1993. Fallecido en noviembre de 2019.

Foto:

Festival de la Leyenda Vallenata

Por: Cultura
01 de diciembre 2019 , 09:45 p.m.

Hijo de un legendario juglar, Alberto ‘Beto’ Rada, fallecido este sábado 30 de noviembre tenía claro que debía darle una corona en el Festival de la Leyenda Vallenata a su familia.

Su padre era Francisco ‘Pacho’ Rada, un juglar de la música de acordeón, nacido en Plato (Magdalena), virtuoso músico y analfabeta, que no obstante se convirtió en una leyenda del acordeón. Así que Alberto, nacido en 1941, El Difícil, creció en el ambiente musical propicio para que a los 8 años estuviera tocando el acordeón que lo hizo grande y a la postre le dio la corona de rey vallenato en 1993.

Pero esta corona no fue un triunfo fácil. Se presentó 15 veces al festival antes de conseguirlo. “Fui testigo de varias de sus participaciones -comenta el rey vallenato Jaime Dangond-, porque siempre fui un seguidor suyo. Y recuerdo bien cuando él ganó: Hubo una satisfacción grande en Valledupar y en todos los amantes del folclor vallenato, porque decían: ‘Por fin ganó Beto Rada, ya se lo merecía’”.

Lea también: 25 años del accidente aéreo en el que murió Juancho Rois

Por lo mismo, Dangond recuerda que era uno de los pocos concursantes que se presentaba en cada competencia con canciones de su autoría y no solo las interpretaba en el acordeón sino que las cantaba en una época en la que estaba de moda llevar cantantes profesionales a que acompañaran al acordeonero en la competencia.

Antes que él, por ejemplo, había ganado Álvaro López con Jorge Oñate como voz acompañante. Así que Rada quería mantener esa magia juglaresca de tocar, componer y cantar, de la que su padre (y también su abuelo) habían sido representantes.

Tenía una forma de tocar muy cadenciosa, tocaba lento, además cantaba bonito, con la magia de los antiguos

“Fue poco conocido y difundido -admite Dangond-. Para uno conocer bien su trabajo tiene que adentrarse en los festivales y escudriñar las grabaciones. Tenía una forma de tocar muy cadenciosa, tocaba lento, además cantaba bonito, con la magia de los antiguos. Dejó una escuela, no en el sentido de que los acordeoneros toquen exactamente como él, pero sí dejó viva esa intención de que regresaran a la figura del acordeonero completo”.

Rada vivió muchos años en Valledupar, donde falleció, a los 78 años, en una clínica donde estaba internado. En una comunicación, el Festival de la Leyenda Vallenata lo describió como un “luchador y defensor del vallenato clásico”. Muchos artistas grabaron su canciones, entre ellos Silvestre Dangond, Diomedes Díaz, Farid Ortiz, Miguel Herrera y Rafael Santos.

REDACCIÓN DE CULTURA

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.