‘Satanás’ vuelve al infierno bogotano en novela gráfica

‘Satanás’ vuelve al infierno bogotano en novela gráfica

El libro de Mario Mendoza llega en formato de viñetas hechas por el ilustrador Keco Olano.

Libro Satanas

Las ilustraciones son de .

Foto:

Cortesía Editorial Planeta

Por: ANDRÉS HOYOS VARGAS
11 de diciembre 2018 , 10:30 p.m.

“Hoy somos una jauría de todos contra todos”, reflexiona el escritor colombiano Mario Mendoza al repasar un poco esa sensación que atrapó en su libro Satanás, una versión ficcionada del brutal caso de Campo Elías Delgado, un excombatiente de Vietnam que empezó ese día asesinando a su madre y acabó disparando a un grupo de comensales en un restaurante de Bogotá el 4 de diciembre de 1986. En total, dejo 29 muertos.Tras 32 años de ese episodio judicial, ahora Mendoza le ha dado un nuevo aire a la novela que publicó en el 2002 sobre este hecho, adentrándose en el universo de las viñetas y los trazos de la novela gráfica.

Satanás se asoma en las vitrinas de las librerías respirando también un extraño halo de relevancia y una vida marcada por una serie de hechos inquietantes.

“Cuando esta idea empezó, teníamos claro que se habían cumplido los 15 años del premio Seix Barral que recibió la novela en España. Al igual que tres décadas de la masacre de Campo Elías, y justo acababa de ocurrir el asesinato de la niña Yuliana Samboní, en el 2016. Fue en la misma zona, en horas cercanas y además el mismo mes”, dice Mendoza.

“Fue algo inquietante (refiriéndose a las coincidencias). Pero también vimos que los asesinos relámpago (un modelo en el que Campo Elías Delgado sería algo así como el precursor en el país) han venido surgiendo entre la década de los noventa y en los dos mil con más presión, y era la oportunidad para contar la historia”.Mendoza se unió al arquitecto e ilustrador caleño Keco Olano para dar forma a esta nueva narrativa en viñetas de su novela.

Libro Satanas

Ilustración de 'Satanás'

Foto:

Cortesía Editorial Planeta

Olano, precisamente, es recordado por su trabajo en la novela gráfica El taxista llama dos veces (junto con Juan Carlos Rodríguez y Antonio García Ángel).

“Yo, la verdad, me identificaba mucho con la obra de Mario Mendoza (...) Las descripciones que él tiene de la ciudad, la atmósfera (...). Para mí no fue difícil sumergirme en su trabajo. En realidad fue un proceso natural”, explica el ilustrador.
En sus reuniones de trabajo, tanto Mendoza como Olano coincidieron en esa imagen dantesca y urbana de una ciudad salvaje y las conexiones de ambos lenguajes (el literario y el visual) para dar forma a una obra que se lee rápido y no pierde esa profundidad esencial a la hora de hablar del hastío, la violencia y la opresión, elementos que se revelaban en la fuente original.

Satanás tiene diez capítulos, en los primeros se cuentan las historias de tres personajes (María, el pintor y el sacerdote) que gravitan alrededor de quien detona el conflicto: Campo Elías Delgado.

“Los primeros son de esos tres personajes, luego viene uno dedicado a Campo Elías y luego, cuatro con los otros personajes de nuevo, y cierra Campo Elías. En el 2007 se hizo la película Satanás, dirigida por Andi Baiz y cuyo guion era de él y no tenía que ver con la novela; mientras que acá sí es mío”, explica Mario Mendoza.

Libro Satanas

Ilustración de 'Satanás'

Foto:

Cortesía Editorial Planeta

“En la novela gráfica se ve a Bogotá como un ser vivo que se va transformando. Para recrear esos espacios hice mucho énfasis no solo en lo arquitectónico, sino que busqué captar el espíritu de los lugares”, insiste Keco Olano, quien estuvo en el apartamento de Campo Elías Delgado. “No era lo mismo hacer una recreación con los planos de la investigación de la Sijín”, asegura.

En ese ejercicio, Olano encontró detalles interesantes, como que las alcobas de Delgado y de su madre (a la que odiaba profundamente) estaban enfrentadas; que compartían un baño diminuto y que en la cocina (en la que la mujer sería asesinada y quemada por su hijo) existía una vía de evacuación por el lado de la zona de ropas.

“Una cosa curiosa fue que recibí una propuesta de remodelación de Pozzetto (el restaurante en el que Campo Elías perpetró la masacre), eso me permitió tener una conciencia de algunos detalles, del espacio y de las texturas de ese lugar, que parece haberse quedado capturado en 1986”, explica el ilustrador.

Acerca del ‘renacimiento’ de esta obra, Mendoza reconoce que siempre existió la intención de acercarla a las nuevas generaciones de lectores para contarles un hecho que marcó el país.

“Claro, es una manera de poder contarles a los jóvenes hechos que sucedieron antes de que ellos nacieran (...). La novela gráfica tiene una conexión especial con las nuevas generaciones, a la par que con otras personas de diferentes edades. Este Satanás tiene su propia alma, pero no atenta con el espíritu de la original”, finaliza.

Libro Satanas

La propuesta gráfica de 'Satanás'.

Foto:

Cortesía Editorial Planeta

ANDRÉS HOYOS VARGAS
CULTIURA Y ENTRETENIMIENTO
@AndresHoy1

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.