La banda Primus ya está lista para tocar en Bogotá

La banda Primus ya está lista para tocar en Bogotá

La agrupación se presenta este martes. EL TIEMPO conversó con su cantante y bajista, Les Claypool.

Primus

Les Claypol (derecha) lidera la banda desde hace más de 30 años.

Foto:

Foto: cortesía Flora Music

Por: Andrés Hoyos Vargas
20 de enero 2019 , 10:05 p.m.

“Voy a tocar el acordeón en Colombia”, dice con una gran carcajada Les Claypool, uno de los mejores bajistas del rock y líder de la banda Primus. La agrupación tiene en su haber el reconocimiento de no ser tan predecible y mezclar un poco de rock, 'funk' y hasta unos cuantos rastros de jazz, en una receta musical que irrumpió en plena década de los años 90.

Es más, Claypool llegó a experimentar con el 'thrash metal' junto a Blind Illusion (en 1988) y hasta audicionó para ser parte de Metallica.

“No fue una etapa en la que se revelara lo que iba a ser mi música”, recuerda este artista estadounidense en una entrevista telefónica con EL TIEMPO.

Desde hace mucho tiempo bromea diciendo que lo que él hace es polka psicodélica, pero en realidad Primus, bajo el comando de este artista de 55 años, configuró una apuesta dominada por un sonido pegajoso, contundente y hasta divertido que, precisamente, se podrá apreciar este martes, a partir de las 8 p. m., en el centro de eventos Royal Center, de Bogotá (carrera 13 n.° 66-80).

Su recital, en esta ocasión con Larry Lalonde y sobre todo con Tim ‘Herb’ Alexander, amigo de infancia y baterista de la etapa de mayor brillo mediático de Primus, impone un cierto toque de nostalgia.

El juego que propondrá este concierto será el de anudar las emociones que causaron las casi más de tres décadas convertidas en canciones, inmersas en una evolución cada vez más compleja y sin pudor a la hora de escapar de los terrenos confortables del rock.

Claypool también viene a revelar su aventura sonora más compleja y posiblemente de las más interesantes: 'The Desaturating Seven', su más reciente trabajo discográfico.

“Siempre he pensado que lo mejor a la hora de hacer música es plantearse retos. Puede sonar obvio, pero ese ha sido el principio esencial con el que he trabajado desde siempre”, puntualiza.

“Por ejemplo, desde hace años venía trabajando en la idea de hacer música inspirada en el libro infantil 'The Rainbow Goblins' (1978), del autor italiano Ul de Rico, que me encantaba y con el que compartí muchos momentos con mis hijos narrándoles historias de duendes y coloridos mundos fantásticos, una pieza de arte que hablaba de cosas relacionadas con aspectos del ser humano que tienen relevancia en este momento”, explica.

También posiblemente habrá espacio para clásicos como 'Jerry was a Racecar Driver', 'Too Many Puppies', 'Welcome to this World', junto a una buena dosis de 'The Desaturating Seven', con 'The Rainbow Goblins', 'The Scheme', 'The Seven' o 'The Trek', entre otras.

“Va a ser un viaje interesante y más con Tim Alexander”, insiste. “Él es uno de mis mejores amigos y por situaciones de la vida ha salido y ha regresado varias veces a Primus. Yo, de hecho, también he explorado otros terrenos dentro de la música con proyectos como Oysterhead –con Trey Anastasio, de Phish, y Stewart Copeland, de los míticos The Police–, así como The Claypool Lennon Delirium (en el que se alió junto a Sean, el hijo de John Lennon); pero, sabes una cosa: estar con mis mejores amigos en esta etapa genera un ambiente muy bueno. Recuerda que las cosas no siempre estuvieron tan bien (…). Cuando grabamos el disco 'Antipop', la banda estaba totalmente fracturada”.

No todo es plata

Al bajista la idea de la fama no lo trasnocha. Es cierto que por muchos años apareció con la banda en el cabezote de la serie animada 'South Park' cantando la canción 'Going Down to South Park' y que músicos de la talla de Geddy Lee (bajista del grupo Rush) lo reconocen como una referencia importante como intérprete”; pero Claypool prefiere marcar distancia de esos halagos.

“Con Primus nos hemos comprometido a hacer buena música. Muchas veces la gente me pregunta: ‘¿Cuál crees que es el legado o por lo que quisiera que se recordara a Primus?’ Y yo les respondo: como esos chicos que no se dejaron encasillar de ninguna manera ni por situaciones monetarias o conceptuales”.

“Recuerdo que luego de nuestro primer álbum ('Frizzle Fry') y firmar con una discográfica grande, decidimos llamar el siguiente disco 'Sailing the Seas of Cheese' ('Navegando los mares de queso', que fue disco de Oro en 1991), porque sabíamos que nos estábamos metiendo en ese ambiente pop, que para nosotros era como un mundo de queso”.

El bajo es más chévere que la guitarra en muchos sentidos y tiene una mayor sensualidad

Además, complementa “honestamente todo lo que hicimos –musicalmente hablando–; está ligado más a lo que nos llena creativamente”. Comenta, además, el rey de las cuatro cuerdas para quien “el bajo es más chévere que la guitarra en muchos sentidos y tiene una mayor sensualidad”.

ANDRÉS HOYOS VARGAS
CULTURA
En Twitter: @AndresHoy1

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.