‘Somos una institución del rap porque nos lo hemos ganado’: La Etnnia

‘Somos una institución del rap porque nos lo hemos ganado’: La Etnnia

La banda bogotana fue nombrada patrimonio cultural de la nación y acaba de sacar su décimo álbum.

AUTOPLAY
'10', el nuevo álbum de La Etnnia
La Etnnia

Andrea Moreno / EL TIEMPO

Por: Simón Granja Matias
22 de septiembre 2019 , 12:56 a.m.

Los tres están parados en una esquina de la avenida 19, los buses pasan dejando su humareda atrás, los peatones caminan rápido, el cielo está gris, es Bogotá. Según La Etnnia, nada ha cambiado en su ciudad. Esta es una banda idónea para hablar sobre la urbe, narran la realidad del día a día de las calles capitalinas en sus canciones desde hace casi 30 años; “realidad clara, realidad oscura”, dicen. Los tres hermanos pertenecen a esa esquina y esa esquina les pertenece.

Los hermanos Pimienta (Kany, Kaiser y Ata) empezaron en el barrio Las Cruces a llamar la atención bailando ‘break dance’ siento apenas unos niños, “nos veían como unos locos que giraban en la cabeza, y mire dónde estamos ahora”, dice Kany, el mayor de los tres. Ahora, acaban de sacar su décimo álbum, '10', grabado en gran parte en Nueva York y que cuenta con colaboraciones de Alcolirykoz, Gab Gotcha, Thruway, Ali A. K. A. Mind y Primo Profit.Le puede interesar:

Con el 10.º llegaron, además, reconocimientos como el que le hizo la Cancillería: los nombró leyendas de la música colombiana; y el más reciente, su historia musical ahora es patrimonio cultural de la nación en la Biblioteca Nacional, donde reposan sus 10 álbumes, incluyendo, por supuesto, ‘Ataque del metano’, el primer disco de rap colombiano que marcó a tantas generaciones. Los tres llegan a un parque arriba del barrio La Candelaria, cerca de la Circunvalar, de fondo suena una sierra que raya un metal, las paredes grafiteadas, con su estilo de raperos se paran en unas escaleras. No hay mejor lugar para hablar con estos grandes.

¿Cómo les ha ido con el disco?

Kany: Pues bien, hermano. Hicimos un concierto hace unos días acá en el centro, lazamos el disco físico y en plataformas el mismo día. El evento estuvo bien concurrido, llegaron los ‘fans’. Vimos que entre el público había gente de todos los estratos sociales. En todos estos años nos hemos dado cuenta que la música une a la sociedad.

¿Cómo han logrado esa inclusión social en su música?

Kany: Desde un comienzo, cuando salimos con el ‘Ataque del metano’ en 1994, quisimos tener un lenguaje claro y no solo de jerga, no nos limitamos en los términos. Siempre se ha hecho música para todo el mundo. El mensaje que siempre lanzamos es general y la música se ha internacionalizado con las producciones, eso ha ayudado a que se haya creado una bomba.

Habla de un mensaje, ¿cuál es el mensaje del último álbum?

Kaiser: El mensaje específico es el que siempre ha manejado La Etnnia, si hablamos del grupo hablamos de inconformismo, de la voz de los que no tienen voz, hablamos del rap como un mecanismo para poder contar, de pronto, lo que no se puede hacer en determinado modo y en determinado momento. Esa es la esencia de La Etnnia, siempre ha sido contar las vivencias propias de las urbes, no solo de Colombia, sino de Latinoamérica, y ha sido narrar un poco la vida de una sociedad que muchas veces está en llamas.

Se ha dicho que este disco es volver a las raíces...

Kany: No, no, eso nos lo han dicho y la verdad no. Nosotros siempre hemos manejado el mismo concepto: la calle, las manifestaciones de vida, conceptos políticos... También nos han dicho que nos fuimos, pero no, nosotros nunca nos hemos ido. Nosotros siempre hemos estado acá, siempre hemos sido de esta zona, siempre hemos sido del barrio.

Ustedes son toda una institución del rap en Colombia, ¿cómo han visto que ha evolucionado el género en el país? Hay nuevos raperos, nuevas movidas...

Kany:
Pues esa cuestión de que somos una institución es un tema que nos hemos ganado porque nosotros hemos trabajado mucho por la cultura aquí en el país. Nos hemos ganado a pulso estos logros, somos independientes, no tenemos un gran grupo detrás. Con el pasar del tiempo nos hemos ganado ese calificativo. Me parece que es normal que después de trabajar 25 años en esto, las nuevas bandas nos den ese respeto. Yo creo que es una cuestión de evolución. Nosotros desde que comenzamos hemos vivido la música en todos sus colores, estuvimos en la época del casete, del CD, ahora pensamos en nuestros propios vinilos, en las plataformas... mientras que otra gente que está empezando llega de una a las plataformas digitales y con toda una estructura ya montada para que difundan su música. A nosotros nos tocaba ir en bus a las emisoras, pedir que nos escucharan... ahora todo es más fácil, el camino se acortó para ellos.

¿Los colombianos están escuchando cada vez más rap?

Kany:
Sí, claro, el rap ha cogido más fuerza. Cuando comenzamos, hace 30 años, cuando bailábamos ‘break dance’ y nos parábamos de cabeza, nos tildaban de locos; entonces, ahora ve que suena en todo lado, sale en la televisión. El rap en Estados Unidos cogió el sartén por el mango, entonces ahora sí es más visible no solo en los guetos, sino en todos los estratos.

Ata: Antes eran contados con los dedos de una mano los grupos de rap en Colombia. Uno en Las Cruces, que otro en Ciudad Bolívar...

El rap colombiano de ahora, ¿cómo lo ven?

Kany:
Yo le soy honesto. La verdad no los escucho casi, yo me fijo más en lo que suena en Estados Unidos. Por ahí he escuchado a Alcolirykoz, a Ali, pero que me ponga a mirar qué está haciendo cada quien, no...

En el disco colaboraron con Alcolirykoz, ¿cómo fue eso?

Ata:
Nosotros ya habíamos trabajado con ellos en el álbum de ellos ‘Servicio ambulatorio’, en el 2017, entonces habíamos quedado que íbamos a hacer una colaboración para el álbum de nosotros y sacamos ‘Mi religión’, producido por el Arkeólogo, y la canción de ‘Raíces’ también tenemos la colaboración con él. Siempre hemos tenido buena relación con ellos, son parceros.

El mensaje del rap, en general, es sobre la cotidianidad de la calle, ¿cómo ven a Bogotá ahora que se están dando otra vez casos de descuartizados, y la violencia está en auge?

Kany
: Nosotros siempre hemos sido hijos de la violencia. Desde que yo tengo uso de razón la he visto. Por épocas hay bajonazos, se esconde la realidad, y otra vez vuelve a aparecer. Los descuartizados siempre han estado, dicen que volvió la mafia, que los mexicanos están acá, pero eso ha sido el terror de siempre. Nosotros venimos de un barrio popular donde para mí era muy normal ver en una Navidad a tres o cuatro muertos en el piso. Ahora está pasando lo mismo...

Kaiser: Nosotros ya estábamos cantando sobre eso hace 25 años. Escuche canciones del ‘Metano’, por ejemplo, ‘La vida en el ghetto’, después de tanto tiempo sigue sucediendo lo mismo.

Kany: Lo mismo con ‘Pasaporte sello morgue’, ‘Limpieza social...’ eso está pasando todavía. O ‘Nieve Colombia’, que se incrementaron los cultivos.

Nosotros venimos de un barrio popular donde para mí era muy normal ver en una Navidad a tres o cuatro muertos en el piso. Ahora está pasando lo mismo...

Del rap se ha dicho que por tratar de una forma tan cruda la violencia en las calles, la incentiva...

Kany:
No, uno lo que hace es que cuenta las historias que son reales, no les decimos vayan y maten. Esos son conceptos errados.

Ata: Yo creo que el rap, al contrario, ha ayudado mucho a que la gente salga de la violencia. En las comunas de Medellín, muchos no se han metido en las pandillas por el rap, igual acá, en Bogotá, salen de las calles por ponerse a bailar o a hacer arte. El hip hop ha ayudado mucho...

Kaiser: Incluso en Estados Unidos algunos raperos han sido invitados al Congreso para hablar sobre la visión que tienen sobre la violencia. El político convencional a veces no entiende, o se hace el pendejo sobre la realidad. Entonces, invitan a los raperos a hablar sobre esos temas, porque cambia y transforma vidas.

Kany: Hay raperos que son líderes de las comunidades. Eso de que fomenta la violencia no está bien.

¿Hasta cuándo va La Etnnia?

Kany:
Cuando nosotros empezamos en 1994, con el primer álbum, no nos imaginamos que íbamos a llegar al 10.º, ni siquiera al siete o al ocho. Entonces, ya de ahí para adelante se lo dejamos a la imaginación de la gente, porque siempre van a haber ideas para plasmar y cosas por decir, hay mucha gente que se quiere unir al proyecto y va a estar involucrada, y cuando hay ideas y talento, pues se van a seguir haciendo muchas cosas.

SIMÓN GRANJA MATIAS
Redacción Domingo

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.