Johana Bahamón lanza su libro 'Historias privadas de la libertad'

Johana Bahamón lanza su libro 'Historias privadas de la libertad'

Tiene ocho historias de personas que buscan segundas oportunidades. Será presentado el 17 de junio.

AUTOPLAY
El Tiempo en vivo: Johanna Bahamón y Jineth Bedoya
El Tiempo en vivo: Johanna Bahamón y Jineth Bedoya

Cortesía Planeta

Por: Cultura
17 de junio 2020 , 05:42 p.m.

Fue rápido decidir los nombres de las personas cuyas vidas se contarían en 'Historias privadas de la libertad', el libro de Johana Bahamón.

Están las de Emma, Daniel, Cindy, Isabel, Silvia, Ulises, Gilberto y Claribel, así, solo con sus nombres. Todos están en el corazón de la creadora y presidenta de la fundación Acción Interna, que un día fue actriz de televisión.

El libro se presentará el 17 de junio, a las 6 p. m., en una charla de la autora con la periodista Jineth Bedoya, que se verá por ELTIEMPO.COM, el canal de YouTube de EL TIEMPO y por planetalibros.com.co.

Bahamón, de 37 años, ya no actúa un libreto: actúa, del verbo actuar, haciendo, consiguiendo, buscando, solucionando para alrededor de 30.000 privados de la libertad en el país, recluidos en 32 cárceles.

Encontró mucha de su razón de ser en la cárcel El Buen Pastor, de Bogotá, en el 2010, cuando fue jurado del reinado que se hace el Día de las Mercedes, patrona de los detenidos.

(Lea también: Fundación de Johana Bahamón alza la voz por la población carcelaria)

Eran sus días de fama en la serie 'Tres Milagros', que hoy repite RCN. “Y me pasó algo: cuando salí de allí, yo quería volver allí, necesitaba volver”.

A buena parte de su entorno le pareció una locura y que se le quitaría con los días. Pero no. Ya lleva una década en este camino.

Así empezó este trabajo, que la ha llevado a recibir varios premios, con el que ha hecho labor social y del que ha aprendido mucho.

En el libro está todo ese paso de las historias que incluyó y también su propio camino, como mamá, esposa y gestora.

“Estar en la cárcel es muy duro para los privados de la libertad, se trata de una población estigmatizada y la gente que está afuera no entiende que esa frase de ‘que se pudra en la cárcel’ es terrible, que no debería decirse”, afirma.

(Lea además: Johana Bahamón es la Mujer Cafam 2020)

Isabel es uno de los personajes de su libro, un ser que aprendió de sus errores y de lo malo sacó lo bueno: cuando Bahamón la conoció en la cárcel de Cartagena, se convirtió en sus “manos derecha e izquierda para montar el restaurante (una de sus propuestas exitosas que fue incluida en la revista 'Time', cerrado porque la cárcel fue trasladada y por la emergencia). Hoy, Isabel está en la penitenciaría de Ipiales y me sigue ayudando mucho”.

También está Cindy, una entusiasta del teatro, lo primero que trabajó Bahamón con los internos porque era lo que más conocía.

Hoy existen grupos organizados en varias cárceles, los cuales, pese a la emergencia, no han parado. Incluso harán este año, de manera virtual, el festival teatral que se realiza desde hace algún tiempo.

Estar en la cárcel es muy duro para los privados de la libertad, se trata de una población estigmatizada y la gente que está afuera no entiende que esa frase de ‘que se pudra en la cárcel’ es terrible

Edilma es otra de sus cercanas y actualmente le ayuda desde la cárcel de Ibagué, donde se encuentra, mientras que Gilberto ya está fuera y sigue su camino, esforzándose mucho y poniéndole todas las ganas.

Ulises es otro de los personajes del libro. Él todavía tiene una búsqueda, pero ha ido muy de la mano con Bahamón, quien no suelta a ninguno.

Y así, sucesivamente, las historias van pasando por las páginas. Entre capítulo y capítulo, Bahamón cuenta qué hace Acción Interna: les da a las personas que están en las cárceles clases de yoga, meditación y teatro; becas de estudio y asesoría jurídica, entre otros. A los pospenados les ayuda a buscar trabajo.

En medio de esta emergencia ha conseguido que empresas de bioseguridad y aseo donen productos a los presos y a los guardias y trabajadores de los penales. “En muchas de las cárceles no hay ni siquiera un buen servicio de agua y ya todos conocemos las condiciones de hacinamiento”, dice. Su objetivo es llegar a las más de 130 cárceles de Colombia y a toda su población, con segundas oportunidades.

Mientras tanto, en su casa está Evelyn, la hija de Claribel, una de las presas que conoce y que la nombró acudiente de esta pequeña de 3 años, quien sigue motivando a Bahamón a cambiar la historia de muchas personas que “ni siquiera han tenido una oportunidad”, dice con seguridad.

Que el libro salga en esta época le parece importante: “Cuando todos estamos en nuestras casas, cuidándonos, es bueno que generemos empatía por aquellos que cumplen condenas”.

CULTURA
EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.