‘Mis canciones con una sinfónica no pertenecen a ningún tiempo’

‘Mis canciones con una sinfónica no pertenecen a ningún tiempo’

El 11 y 12 de octubre, Gilberto Santa Rosa se presenta en el Teatro de Colsubsidio, en Bogotá.

Gilberto Santa Rosa, músico puertorriqueño.

Gilberto Santa Rosa, músico puertorriqueño.

Foto:

Cortesía del artista.

Por: Olga Lucía Martínez Ante
09 de octubre 2019 , 08:18 p.m.

Imposible hablar con el salsero puertorriqueño Gilberto Santa Rosa –poco antes de sus dos conciertos en Bogotá, el 11 y 12 de octubre– y no preguntarle si la música ayudó a la salida de Ricardo Rosselló como gobernador de la isla.

“Sería injusto decir que fueron los músicos, y especialmente los reguetoneros, los que tumbaron a Rosselló. Estos últimos fueron voces importantes, pero hubo un pueblo que se unió de manera espontánea y así empezaron las manifestaciones. De inmediato se unieron artistas de música popular, que pusieron sus letras y sus voces, y eso ayudó a que el movimiento tomara fuerza. Fueron todos: las personas de a pie, los sindicatos, el sector privado y el poder popular”, dice Santa Rosa vía telefónica, mientras –cuenta– se toma un café.

Agrega que lo que pasó en su país en julio pasado, cuando Rosselló se vio obligado a presentar su renuncia tras publicarse unos chats muy comprometedores, tuvo un sello importante: “Lo hicimos de forma pacífica”.

Pero lo mejor es que ratificó que en Puerto Rico “todo es con música, algo vital; incluso protestamos con música. Es muy bonito que una isla tan pequeñita tenga ese don. Además, pienso que estamos empezando a vivir una época diferente, con muchos retos, pero si no aprovechamos la oportunidad, las consecuencias van a ser responsabilidad nuestra. Vivimos una etapa que puede cambiar el futuro”, dice.

En Puerto Rico todo es con música, algo vital; incluso protestamos con música. Es muy bonito que una isla tan pequeñita tenga ese don

Y mientras se decanta ese futuro de su isla, donde vive, Santa Rosa vendrá a uno de los países que más lo quieren, Colombia, para presentarse en el Teatro Colsubsidio, en el Festival Sinfónico. Durante dos noches, que ya están vendidas, ofrecerá conciertos en los que sus éxitos sonarán con la Orquesta Sinfónica de Caldas.

“Para cualquier cantante o instrumentista hacer algo con una sinfónica es otra dimensión, porque es con instrumentos que jamás usas en otros conciertos, y eso le da una sonoridad diferente”.

Poner su salsa en sonido sinfónico fue un proyecto que Gilberto Santa Rosa empezó en 1995, cuando la sinfónica de su país lo invitó a participar en un disco.

Cuenta que había unas canciones determinadas para esa producción y que él iba a poner su voz, pero su representante en esos días les dijo a los encargados de esta grabación que el salsero pasaba por su mejor momento y qué mejor que cantara sus temas.

“El maestro Cuco Peña, que hacía parte del proyecto, hizo la mayoría de los arreglos; y aunque hubo tropiezos con los puristas, por choques de conceptos, en ese año 95 se hizo el primer concierto y luego lo presentamos en Venezuela, Estados Unidos, Ecuador, Costa Rica y Colombia, entre otros países”.

Dice que es un formato que le ha dado muchas satisfacciones. “Tiene magia porque que no pertenece a ningún tiempo. Ahí está mi repertorio de los últimos 20 años y se puede hacer en cualquier momento”, dijo.

Para cualquier cantante o instrumentista hacer algo con una sinfónica es otra dimensión, porque es con instrumentos que jamás usas en otros conciertos, y eso le da una sonoridad diferente

Santa Rosa, además, habló de la polémica de los reguetoneros por la no inclusión de más de sus representantes en las nominaciones al Grammy Latino y les pide: “Sigan trabajando, porque, muchachos, esos reconocimientos no determinan el éxito. Es bonito recibirlos y compartirlos con el público, pero no se pueden distraer con ese tipo de cosas cuando lo que hay que hacer es trabajar”.

Buen consejo de un hombre que durante su carrera ha producido éxitos que han engrandecido la salsa, como Si no me ven llorando, Esas lágrimas, Ni te llamo ni te busco, Pa’ quererse no hay que verse, Vivir sin ella, Conciencia, Perdóname, Sin voluntad, Pueden decir, No quiero na’ regala’o, Me volvieron a hablar de ella y Conteo regresivo.

¿Dónde y cuándo?

11 y 12 de octubre, 8 p. m. Teatro Colsubsidio. Calle 26 n.° 25-40, Bogotá.
Boletería agotada.

OLGA LUCÍA MARTÍNEZ ANTE
CULTURA

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.