¿Es castiza la frase colombiana: 'Me regala una gaseosa, un tinto...'?

¿Es castiza la frase colombiana: 'Me regala una gaseosa, un tinto...'?

El experto en lenguaje Fernando Ávila resuelva la duda en su columna El lenguaje en el tiempo.

libros ávila

¿Por qué Juanpis?

Foto:

Archivo particular

Por: Fernando Ávila*
25 de febrero 2020 , 06:29 p. m.

Cita: “El sacerdote De Roux respondió”. Comentario: Esta frase me hace recordar cierta norma más de urbanidad y etiqueta que de ortografía.

El antenombre para un sacerdote católico es padre, “el padre De Roux”; para un obispo, monseñor; para el papa, su santidad; para un policía, agente; para una mujer casada, señora; para una mujer soltera, señorita.

Los antenombres don y doña son muy respetuosos. Don es el acrónimo de la locución ‘de origen noble’, y doña, su femenino. Los dos se usan con el nombre de pila y no con el apellido, “don Pedro”, y no “don Rodríguez”; “doña Marta”, y no “doña Pérez”.

El antenombre señor, en cambio, va mejor con el apellido, “señor Martínez”, “señor Gómez”, aunque los muchachos de los centros de llamadas insisten en decirnos “señor Fernando”, “señor José”.

Se escribe “padre De Roux” si va el apellido solo. Si, en cambio, se antepone el nombre de pila, “De” baja a minúscula, “padre Francisco de Roux”.

Gazapos de entrevistados

Cita: “Es inadmitible que juguemos 46 minutos” (DT de fútbol). Mejor: “... inadmisible...”, ‘que no se puede admitir’. Su contrario es admisible, no admitible.

Cita: “El presupuesto se los entregamos a las EPS” (funcionaria de Salud). Mejor: “... se lo entregamos...”, con el pronombre lo en singular, pues se refiere al complemento directo “el presupuesto”, singular, y no al indirecto, “a las EPS”, plural.

Cita: “Se fugaron veintiún personas” (funcionario de Seguridad).

Mejor: “... veintiuna personas”. Los números terminados en uno, como veintiuno, van apocopados ante sustantivo masculino, “veintiún internos”, y en femenino ante sustantivo femenino, “veintiuna personas”.

El masculino se usa cuando va pospuesto, “apartamento veintiuno”, “puesto treinta y uno”, “artículo cuarenta y uno”.

Quejas

Fernando Arango Guarín se queja de que alguien diga “¿Me regala una gaseosa?” cuando la quiere comprar.

Comentario: Es una cariñosa forma de cortesía. La palabra regalo alude a exquisitez, suaviza el “¿me vende?” y tiene la bendición del Diccionario de americanismos, 2010.

No se suele usar para compra de carros, aviones, edificios, sino para compra de empanadas, gaseosas y tintos.

Martha Pilo pide que no se diga “veinte veinte”, sino “dos mil veinte”, al mencionar el año 2020.

Respuesta: Para la Academia lo correcto es “dos mil veinte”, pero “veinte veinte” es una denominación graciosa, simpática, útil para efectos publicitarios y perdonable en el lenguaje coloquial.

José J. Arias se queja de lo cansón que resulta el excesivo uso de la locución “por sus siglas en inglés”.

Respuesta: Todo exceso es vicioso (o cansón), pero a veces viene bien informarle al lector, por ejemplo, “CIA, por sus siglas en inglés, Central Intelligence Agency” (las siglas son las iniciales).

FERNANDO ÁVILA*
*Experto en redacción y creación literaria
@fernandoavila52
Preguntas: feravila@cable.net.co

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.