‘Prefiero no ser una leyenda’: Beto Cuevas

‘Prefiero no ser una leyenda’: Beto Cuevas

El exvocalista de la banda chilena La Ley celebra sus 30 años de carrera musical con un nuevo álbum.

Beto Cuevas, cantante chileno

El artista, Beto Cuevas, exvocalista de la banda chilena La Ley, nació en 1967 en Santiago de Chile.

Foto:

Alex Cruz / EFE - Archivo EL TIEMPO

Por: LILIANA MARTÍNEZ POLO
04 de septiembre 2018 , 07:59 a.m.

Beto Cuevas siempre supo que su vida estaría en el arte –dice que fue dibujante desde que nació–, pero la música como camino fue una decisión posterior. “No pensaba ser cantante –expresó–. En algún momento de 1988, cuando me tomé un año sabático para conocer mi país, pues me había ido de Chile cuando tenía 3 años, conocí a mis excompañeros de La Ley y empezamos a ensayar, una cosa llevó a la otra y en poco tiempo teníamos el reconocimiento de la ciudad y del país”.

Han pasado tres décadas desde ese momento y Beto Cuevas –hoy solista, antes voz líder del grupo chileno La Ley– celebra sus 30 años de carrera musical con la producción de un álbum que verá la luz el año entrante. A manera de aperitivo ha dejado ver el video de su nueva versión de la canción ‘Fuera de mí’, uno de sus éxitos más sonados cuando hacía parte de La Ley, y que no ha dejado de cantar en 18 años, desde que la grabó. En esta versión, lo acompaña nada menos que Ana Torroja.

“Siempre me gustó Mecano –dice acerca de esta colaboración–. Así que cuando pensamos en trabajar en esta versión de 'Fuera de mí', sentimos que sonaba como de Mecano y nos pareció que Ana Torroja sería la invitada perfecta. Me puse en contacto con ella y me dijo que del repertorio de mi carrera, la que más le gustaba era esa canción. Así que solo fue ponernos de acuerdo y trabajar juntos en una versión supermágica”.

Es el punto de partida de un nuevo álbum, ¿Cuál es el siguiente?

El nuevo disco saldrá en el primer trimestre del 2019. La mitad de las canciones son originales, algunas con duetos. La otra mitad son del pasado, porque el año que viene cumplo 30 años de carrera musical y está bien hacer una retrospectiva, por eso sale ‘Fuera de mí’. El próximo sencillo, en octubre o noviembre, es ‘Rosas en el lodo’, con un concepto más de años 70. Mis invitados son Catalina García y Santiago Prieto, de Monsieur Periné.

¿Cómo le fue con los colombianos?

Creo que va a ser un exitazo. Como nunca he hecho una canción de este ritmo y ellos son lindas personas, además de talentosos y profesionales, estamos viendo dónde y cómo hacemos un video.

¿Cómo ha sido elegir lo que va del viejo repertorio?

Definitivamente, algunas canciones tienen algo especial, que nos hace querer volver a darles vida. Es lindo el proyecto, estoy feliz de trabajar con gente buena onda. La personalidad es un detalle importante, porque uno graba con alguien y cada uno toma su camino, pero cuando trabajas con gente positiva, todo tiene sentido y además puedes desarrollar amistades. Eventualmente se pueden concretar otros proyectos. Estoy contento de haber logrado estas colaboraciones.

El reencuentro con La Ley duró poco… dos años (2014-2016)

Nos separamos en el 2005. Después le dediqué mi tiempo a mi carrera en solitario. Hice dos discos: ‘Miedo escénico’ y ‘Transformación’. Después fue el reencuentro. En esos dos años recordé por qué me había separado. Son cosas de la vida, somos seres humanos. Al final no fue tan lindo. Pero me quedo solo con los buenos recuerdos. Les deseo lo mejor a mis compañeros de grupo y que sean felices.

¿Qué es lo mejor de estar en un grupo y lo mejor de ser solista?

Como grupo, la hermandad que se va creando en el día a día. De ser solista, lo bueno es la experiencia y saber aplicar lo aprendido en la primera etapa. Ahí viene la madurez, las decisiones que tomas. Lo que he aprendido como solista es que, aunque parezca un camino solitario, compartes mucho con personas en lo creativo. Lo bueno es que si algo no funciona, está la posibilidad de tomar tu camino. No estás casado con nadie, tú decides para dónde ir.

¿Por qué se cree que a La Ley le fue más difícil ser reconocida en Chile que en otros países?


No es que nos costara más. Nos hicimos famosos en Chile en 1991 y en España, en 1993. Nos presentamos en Viña del Mar. Pero, sucede que cuando eres un artista muy ‘cool’ en el ‘underground’ y pasas a ser popular viene una contradicción. Al principio no entendíamos que no siempre van de la mano. Entonces: o eliges ser popular, hablarles a las masas y aprovechar esa tribuna para transmitir un mensaje o te quedas en el ‘underground’ haciendo música para músicos. Tuvimos la visión de decidir: “Si no les gustamos a los críticos, les vamos a gustar a las masas”.

Beto Cuevas, cantante chileno

Beto Cuevas, cantante chileno.

Foto:

Warner Music

¿Qué balance hace de esas decisiones?

Me quedo con los momentos agradables de hacer este camino. Todo forma el carácter, todo ha servido. Soy de la filosofía de que todo lo que sucede es perfecto, porque lo que llega te lleva a tomar decisiones y estas te llevan a otro lugar. Después descubres que no estarías donde estás sin esa circunstancia.

¿Cómo es el proceso de creación de las canciones nuevas?

Por lo general es la guitarra la que me lleva a las canciones. Cuando trabajo con personas nuevas aprendo de ellos y eso me hace mejor músico. La música es un constante aprendizaje, a menos que sientas que eres una leyenda o un ídolo y que nadie te puede enseñar nada. Supongo que ese sería el momento de retirarse. Pero creo que voy a querer siempre vivir y aprender, hasta que, a lo mejor sorpresiva o inesperada, me toque pasar al otro lado.

No creérselo parece más difícil para los artistas con fama, cuando hay tanta gente diciéndoles: eres el mejor y el más lindo...

Agradezco las palabras amables cuando la gente mira de esa manera. Pero, créeme, ya estoy lo suficientemente grande. Sé perfectamente quién soy sin necesidad de que me digan. Sé cuáles son los puntos positivos y negativos… Tener los pies sobre la tierra es importante para seguir un camino con perspectiva y no pensando que todo lo que uno hace es perfecto.

¿Cómo se protege de eso?

Trato de seguir siendo un poco inocente en algunas cosas, para seguir sorprendiéndome, de pronto con un acorde que puede ser sencillo para quien tiene la teoría, pero esa inocencia me permite crear. Entonces, por eso trato de no aprender mucha teoría musical.

LILIANA MARTÍNEZ POLO
EL TIEMPO

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.