Aparecen dos reveladoras páginas del diario de Ana Frank

Aparecen dos reveladoras páginas del diario de Ana Frank

El hallazgo literario muestra las páginas 78 y 79 que fueron tapadas por su autora.

Ana Frank

Investigadores holandeses hacen el anuncio del contenido de las dos páginas que Ana Frank cubrió en su diario.

Foto:

EFE

30 de mayo 2018 , 06:32 p.m.

Investigadores holandeses lograron descifrar dos nuevas páginas del Diario de Ana Frank, que habían sido teñidas por su autora y tapadas con papel kraft, indicó el museo que lleva el nombre de la joven y están en Ámsterdam (Holanda).

La propia Ana Frank puso tachones en esas dos páginas, la 78 y la 79, pero nuevas técnicas digitales permitieron descifrar su contenido: una donde contaba chistes subidos de tono y otra que recogía preguntas y respuestas sobre lo que debería decir una joven si le preguntan acerca de la educación sexual y la prostitución.

Los textos fueron escritos el 28 de septiembre de 1942, cuando Ana Frank tenía 13 años.

El estudio, que forma parte de una investigación permanente abierta por la Casa de Ana Frank, fue llevado a cabo por el Instituto Huygens de Historia Holandesa y el Instituto para Estudios de Guerra, Holocausto y Genocidio (NIOD).

Las dos páginas mencionadas provienen del primer diario comprobado que escribió la joven.

Además, los textos revelan más información sobre la personalidad de Ana Frank “como niña, adolescente y escritora”, según comentó Peter de Bruijn, del instituto Huygens.

Los expertos consideraron que este descubrimiento refleja “un intento cauteloso de escribir más que un diario, donde se mezclan la realidad y la ficción” y presenta a una adolescente que expresó abiertamente sus inquietudes respecto a la sexualidad.

Sobre por qué cubrió estas páginas, De Bruijn explicó que la niña “no podía arrancar hojas de su diario”, pero “estaba avergonzada” de algunas de las cosas que escribió.

Ana Frank murió en febrero de 1945 en el campo de concentración de Bergen Belsen, en Alemania, y su diario, que abarca su escondite entre 1942 y 1944 en un refugio de un edificio en el centro de Ámsterdam, fue encontrado más tarde y publicado como un importante testimonio de esa época.

Precisamente este escondite es hoy el famoso museo que es visitado por centenares de personas al año y que conserva la memoria no solo de parte de la familia Frank (en el campo de concentración murieron Ana, su madre y su hermana), sino que es el reflejo del sufrimiento de los judíos perseguidos por el régimen de Hitler.

EFE

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.