Secciones
Síguenos en:
Monjas en Irlanda rompieron cuarentena para hacer exorcismo
Monjas

Las dos monjas, Irene Gibson y Anne Marie, rompieron las reglas contra el coronavirus para participar de un exorcismo

Foto:

Tomada de la página GoFunMe

Monjas en Irlanda rompieron cuarentena para hacer exorcismo

El escándaloso hecho sucedió el pasado 8 de diciembre frente al Parlamento, en Dublín.

Dos monjas irlandesas han provocado un escándalo mayúsculo en ese país tras conocerse que participaron en una ceremonia de exorcismo con el fin de ‘expulsar los demonios, como ellas mismas han dicho, en un hecho que ocurrió el pasado 8 de diciembre, justamente cuando Irlanda afrontaba un estricta cuarentena para evitar el contagio del covid-19 en la población.

(Le puede interesar: El humorista 'Alerta' explota contra 'Sábados Felices')

De acuerdo con información revelada por Daily Mail y The Irish Examiner, entre otros medios locales, las hermanas Irene Gibson y Anne Marie, viajaron desde la ciudad de Cork hasta Dublín, en un momento en que los viajes de larga distancia estaban prohibidos en Irlanda y en una drástica medida que abarcaba también al Reino Unido y a buena parte de los países de Europa.

Las religiosas que hacen parte de la comunidad de las Carmelitas Descalzas del Sagrado Rostro de Jesús, recorrieron más de 200 kilómetros de distancia para poder asistir y dirigir la ceremonia de exorcismo del Dáil (Cámara de la Asamblea).

(Lea también: Hermanas gemelas deciden cambiar de sexo al mismo tiempo)

El Dáil es la cámara baja irlandesa del Oireachtas, que también incluye al presidente de Irlanda y Seanad Éireann, la cámara alta de la legislatura de ese país.

Las religiosas participaron del exorcismo y posteriormente asistieron a una tradicional misa en latín en Herbert Park, en Dublín. La reunión congregó a más 70 personas, cuando en ese momento, debido a las restricciones, el límite estaba fijado en reuniones de 15 personas.

Videos en las redes

En varios videos que fueron publicados en las redes sociales muestra el exorcismo y se observa al padre Giacomo Ballini, en el momento que hecha agua bendita en un edificio del gobierno irlandés.

También ora para que Satanás ‘abandone este lugar’. El padre le dice a los asistentes: ‘Ningún poder humano puede quitarle el derecho a decir misa’.

Se ha establecido que ni la comunidad del padre Ballini ni el grupo de las religiosas de Cork pertenecen formalmente a la Iglesia Católica. En público se presentan como auténticos representantes de la “verdadera fe católica de acuerdo con la sagrada tradición previa al Concilio Vaticano II”.

(No deje leer: Video: la descarada ‘autopedrada’ de un futbolista se vuelve viral)

Por ahora no se ha hecho ningún pronunciamiento oficial por parte de las religiosas.

ELTIEMPO.COM

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.