Con Nicolás, Colombia vivió un drama similar al del niño español Julen

Con Nicolás, Colombia vivió un drama similar al del niño español Julen

En 1980, el país vivió el drama de la caída de un niño de 17 meses a un pozo.

Nicolasito

El momento en que los soldados llevan el cuerpo del niño Nicolasito. 

Foto:

Archivo

Por: Armando Neira
18 de enero 2019 , 02:32 p.m.

En Colombia, la avalancha de tristes noticias es tan frecuente y dispersa que rara vez hay una que paralice a todos sus pobladores. Y cuando esto ocurre su desenlace es tan dramático como inesperado.

En 1980 hubo un caso similar al del niño de 2 años que cayó a un pozo de 107 metros de profundidad en la localidad malagueña de Totalán, en España, y que tiene en vilo a la península ibérica. Al momento de escribir este texto, allá se hacen esfuerzos para rescatarlo con vida.

Se llamaba Nicolás Gómez Rodríguez, de apenas 17 meses de edad. En la memoria colectiva quedó bautizado como Nicolasito. “Mi bebé de 17 meses se había ido al hueco. Corrí, le seguí gritando y no lo podía ver, solo se escuchaba su voz diciendo: ¡Mami! De inmediato mi pedido de auxilio fue atendido por Gregorio, uno de los trabajadores de la finca”, recordaría su afligida madre Amparo Rodríguez De Gómez que sintió que su propia vida se le iba en ese instante.

La tragedia de Nicolasito, ocurrida en 1980

Nicolás Gómez Rodríguez tenía 17 meses de edad (izquierda).​

Foto:

Archivo. EL TIEMPO

Pero, ¿Cómo fue a dar allí el niño? A las 9 y 20 minutos de la mañana del martes 28 de octubre de 1980, el pequeño se fue por un orificio en la tierra de 74 metros de profundidad y 35 centímetros de diámetro en la finca Andalucía, propiedad de su padre, el economista Óscar Gómez Iza, gerente de Davivienda en la ciudad de Pereira.
Nicolasito estaba dando sus primeros pasos y en ese instante seguía los pasos de su mamá, a través del jardín, cuando se fue a un pozo. ¿Por qué estaba allí? Seis meses antes se había perforado para extraer agua.

Una hora más tarde de ese martes, su padre regresó y en medio de la angustia tuvo la serenidad para encabezar el grupo de familiares, empleados y vecinos que iniciaron un intento de rescate.

Así, por ejemplo, el ingeniero Hugo Delgado, quien había dirigido la perforación del pozo, entregó precisos detalles para poner ductos de oxígeno y extractores de aire con el propósito de que el niño respirara.

En el desespero, hubo voluntarios que trataron de entrar directamente por el hueco como un bombero que fracasó en su intento. Lo había hecho porque era el más flaco del departamento.

Nicolasito

Portada del diario EL TIEMPO registrando la muerte de Nicolasito.

Foto:

Archivo

Un informe técnico del área geográfica dio esperanzas para encontrarlo. Decía que aunque el pequeño seguía resbalando por el hueco de 74 metros, podría detenerse a 22 metros de profundidad en una saliente rocosa. Se trataba de un material a través del cual no habían podido penetrar las brocas de perforación en la época de la construcción del pozo.

Entonces se intentó hacer un túnel paralelo. Los avances, sin embargo, fueron fallidos porque se encontró una roca y corrió el temor que se causara un deslizamiento que tapara al niño. Mientras que voluntarios trabajaban con improvisadas cañas, palos, lazos, cabuyas y 6 buldóceres y 2 retroexcavadoras que se habían traído por los socorristas, una romería rodeaba el lugar clamando al cielo por la vida de Nicolasito.

En este entonces, el medio de comunicación más poderoso en el país era la radio. Todas las emisoras transmitían en directo. El eco de la información se extendió desde Amazonas hasta La Guajira, del Chocó al Vichada. No se movía una hoja en el país, la gente estaba paralizada.

“Al terminar la mañana del jueves el balance era desalentador. En las últimas 7 horas solo se avanzaron 2 metros y a la 1 de la tarde, la rabiosa impotencia fue golpeada nuevamente. La gigantesca perforadora encontró lodo. Las brocas giraban en el vacío sin avanzar un milímetro”, escribiría en una detallada crónica Armando Caicedo G en este diario.

“Mientras tanto, los helicópteros iban y venían en caóticas misiones, una vez trayendo una extractora de lodo, otra los ingenieros mexicanos expertos en demolición rocosa, más tarde las lámparas de carburo, luego un repuesto de Cali, tres brocas nuevas de Medellín... Hasta los gringos expertos en rescate de la Zona del Canal de Panamá llegaron en los sucesivos vuelos”, escribiría sobre la magnitud de la operación que se montó para sacarlo de allí.

El viernes a las 3 de la tarde se llegó por fin a donde estaba el niño. En esos tiempos, Colombia tenía 28 millones de habitantes. Alguien escribió que ese instante 28 millones de corazones quedaron paralizados de emoción. En un país azotado tan frecuentemente por el dolor, por fin se aferraba a un hecho en el que la vida se había impuesto. Pero no.

“Una de las personas que más nos apoyó fue el padre Darío Castrillón, quien en ese entonces era Monseñor de Pereira. Él fue el encargado de darme la noticia, a las 3:30 de la tarde, del 31 de octubre de 1980, que habían sacado el cadáver de mi hijo”, relataría su madre en un testimonio dado a la revista Soho.

La tragedia de Nicolasito, ocurrida en 1980

El cadáver del niño fue hallado a las 3:30 de la tarde, del 31 de octubre de 1980.

Foto:

Archivo. EL TIEMPO

Por eso, para muchos, oficialmente se consignó que Nicolasito murió el día del Halloween aunque el dictamen médico diría que solo vivió 24 horas desde el momento en que la tierra lo atrapó.

Muchos padres les explicaron a sus hijos en las ciudades que la festividad de Día de las Brujitas quedaba suspendida y que en su lugar debían rezar por el alma del pequeño.

El caso del pequeño Nicolasito no solo se llevó toda la atención de los medios de comunicación de la época, sino sirvió de inspiración para que el cantante Luis Javier Piedrahita, conocido con el nombre de Fausto, quien en ese momento era uno de los artistas más queridos en Colombia, le rindiera un tributo al niño con la canción Nicolás.

La tragedia de Nicolasito, ocurrida en 1980

Después de la muerte de Nicolás (foto), sus padres tuvieron otro bebé, al que también llamaron igual.

Foto:

Archivo. EL TIEMPO

“Nicolás, Nicolás, Nicolás (…) te fuiste cuando más queríamos verte (…) Solito como un hombre con tu suerte…” / “Nicolás, Nicolás, Nicolás” / “En esta Navidad y junto a un nuevo sol jugando tú estarás como entre sueños por todo el universo frente al niño Dios”, era una de estrofas de la composición. La pieza también reflejaba la tristeza de una madre al perder a su hijo y la sensación de impotencia que los mayores recuerdan con pesar.

Yo con el corazón le agradezco a este país que entregó su corazón ante la tragedia de mi hijo Nicolasito

Años después, en 1987, a los 18 meses de vida, Jessica McClure Morales cayó en un pozo de 25 centímetros de ancho a siete metros de profundidad en Estados Unidos. La CNN retransmitió en directo el rescate de manera interrumpida, que fue seguido por millones de espectadores en el planeta. También fue en un mes de octubre, el día 14.

El hecho generó la solidaridad y se convirtió en una noticia internacional gracias, en buena medida, a la cadena de noticias de CNN, que decidió seguir cada etapa del rescate y consiguió una audiencia que la posicionó internacionalmente.

Por la similitud, en Colombia, otra vez, se recordó con pesar lo ocurrido. “Yo con el corazón le agradezco a este país que entregó su corazón ante la tragedia de mi hijo Nicolasito”, contaría su madre. Tiempo después, ella y su esposo tuvieron otro bebé y lo bautizaron Nicolás.

ARMANDO NEIRA
Editor de cultura
​@armandoneira

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá:

Sal de la rutina

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.