Secciones
Síguenos en:
Por guardar un tanque de guerra, jubilado es enviado a la cárcel
Tanque de guerra

El anciano tenía un viejo tanque de guerra de la Segunda Guerra Mundial.

Foto:

istock

Por guardar un tanque de guerra, jubilado es enviado a la cárcel

El anciano tenía un viejo tanque de guerra de la Segunda Guerra Mundial.

FOTO:

istock

El anciano, de 84 años, también tenía en su propiedad ametralladoras y más de mil municiones.

Un excéntrico coleccionista de Alemania tendrá que pagar 14 meses de prisión por tener algunos ‘juguetes’ que en su momento fueron letales armas de los ejércitos que participaron en la Segunda Guerra Mundial.

(Lea también: 'Hubo un error': Juan Diego Alvira responde a críticas por cambio de ‘look’). 

El anciano, de 84 años –su nombre se mantiene bajo reserva–, fue declarado culpable de tener posesión ilegal de armas. Y es que el hombre guardó un tanque de guerra, varias ametralladoras, un cañón antiaéreo, pistolas automáticas y más de mil municiones.

Su peligroso arsenal fue descubierto en 2015, cuando las autoridades de Alemania allanaron su propiedad durante una operación contra el tráfico ilegal de arte y otros objetos que, durante la nefasta época del nazismo, desaparecieron de la escena pública y con el transcurso de los años pasaron ‘de mano en mano’ a raíz de turbias transacciones en el mercado negro.

Desde ese entonces al anciano se le abrió un expediente que concluyó con la condena tras las rejas y una multa de 250 mil euros (más de 1 billón de pesos colombianos).

Además, tendrá que subastar o vender el tanque, de 45 toneladas, a algún museo o entidad autorizada al resguardo de artefactos históricos.

(Le puede interesar: ¿Son actuadas? Peleas de 'MasterChef' llegaron al defensor del televidente). 

Vale destacar que, según los datos del juicio, seguido muy de cerca por la prensa local de la ciudad de Kiel, el pensionado nunca ocultó su colección bélica, pues varios testigos y vecinos indicaron que él era un apasionado por este tipo de objetos.

Aunque un llamativo –y escabroso– detalle llamó la atención y puso sobre la mesa el peligro de poseer esta inusual colección en lugares domésticos: se supo que el anciano, durante un invierno, usó el tanque de guerra como una especie de 'barredora' para limpiar la nieve y despejar un pequeño tramo de la vía principal de su vecindario.

Más noticias

Tendencias EL TIEMPO

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.