Secciones
Síguenos en:
Diez restaurantes de tradición esenciales de nuestra gastronomía
Florida, café bogotano

Conocido por los bogotanos como salón de onces, café y restaurante, Florida es uno de los lugares emblemáticos de la capital.

Foto:

Federico Puyo. Archivo EL TIEMPO

Diez restaurantes de tradición esenciales de nuestra gastronomía

Visitarlos es un plan infaltable en sus ciudades. Algunos ya abrieron, otros esperan volver.

Durante la cuarentena, un jurado de expertos auspiciado por Andina seleccionó estos lugares icónicos, en un listado que llamó Patrimonios del Corazón, porque es imposible pensar a Cali sin las empanadas del Obelisco o Bogotá sin el chocolate de la Florida.

Los restaurantes tienen en común haberse convertido en sitios de encuentro a lo largo de los años. Todos han marcado las vidas de los comensales de las ciudades en donde se encuentran.

1. Salón Versalles (Medellín)
Salon Versalles

Imagen del primer piso del salón Versalles, de Medellín.

Foto:

Esneyder Gutérrez Cardona

En 1961, el argentino Leonardo Nieto quiso evocar los cafés bohemios de Buenos Aires en el espacio de Salón Versalles en Medellín. Recuerda su hija Marcela que allí se vendió pizza por primera vez en la ciudad y que por años fue sede de los nadaístas. En estos meses, Versalles hizo domicilios. Esta semana volvió a abrirse al público, ya no con 58 mesas, sino con 22.

(Lea el ABC de los restaurantes a Cielo Abierto, en Bogotá).

2.  La Estancia (Dos Quebradas, Risaralda)

La comida internacional con énfasis en platos como la cazuela de mariscos o la paella son la esencia de La Estancia. Un lugar de carácter familiar que atendía unas 220 personas en Risaralda. Durante la pandemia se mantuvo con oferta de comida para llevar. Hace dos semanas volvió a atender con reserva a un máximo de 100 personas.

3. Florida (Bogotá)
Florida, café bogotano

Onces bogotanas de Florida, sitio tradicional de tomar chocolate en la carrera séptima.

Foto:

Diego Caucayo. Archivo EL TIEMPO

Dice Elsa Martínez que la Florida, en la carrera séptima, ayudó a establecer en Bogotá la cultura de las onces. “Somos de los pocos lugares en Bogotá donde se toma cacao, diferente del chocolate”, dice. El lugar lleva 84 años ofreciéndolo junto con bizcochos de elaboración artesanal y platos fuertes. Ayer volvió a abrir para atender a un máximo de 70 personas.

(Puede interesarle: Un recorrido por la oferta de más de 20 cervezas artesanales colombianas, en el 2020).

4. Las Margaritas (Bogotá)
Las Margaritas

El restaurante Las Margaritas es el segundo más antiguo de Bogotá, tiene 118 años.

Foto:

Archivo EL TIEMPO

Las Margaritas lleva 118 años preparando cocina tradicional del interior. Además de sus célebres empanadas son íconos su ajiaco, el cuchuco con espinazo, la sobrebarriga, la lengua en salsa y sus tamales. Está cerrado (sin domicilios) temporalmente y dice Julio Ríos, al frente del lugar fundado por su tatarabuela, que volverá cuando pueda atender con seguridad a los clientes.

(Puede leer: En Antioquia ya abrieron restaurantes; así funcionan).

5. Heladería Americana

Este sábado la Heladería Americana abrirá sus terrazas para atender al público que ha sido fiel a su emblemático frozomalt por 83 años. El frozomalt es una preparación entre helado y malteada con base de chocolate y salsa de frutos rojos, con una galleta de la casa. Son famosas sus tortas, conos y su club sándwich.

6. Dónde Chucho (Santa Marta)

Jesús Trujillo ‘Chucho’ empezó vendiendo cocteles de camarones en la playa hace décadas. De ahí pasó a tener su propio negocio en el que se hizo famosa su ensalada llena de frutos de mar y otros ingredientes. Amplió su carta a platos más elaborados y abundantes, siempre con el fuerte de mariscos.

7. Narcobollo
Narcobollo

Bocados de la tradición costeña de Narcobollo.

Foto:

Cortesía Narcobollo

Un allanamiento por error a una casa donde solo se producían bollos y otros bocados costeños le dio el nombre a este restaurante cartagenero que se ha extendido hasta tener sedes en Barranquilla (la única que ya abrió al público), Bogotá y Miami. En el menú hay desde butifarras hasta arepitas de anís o de huevo pasando por la carne en posta.

8. El Obelisco (Cali)

El Obelisco, de más de 60 años de tradición, tiene una bahía al lado del río Cali, con mesas de parasoles al aire libre, que volvió a sacar para atender hace 15 días. Es un espacio para conversar y ver el atardecer (abre de 6 a 11 p. m.). Son famosas sus empanadas, pero ofrece también marranitas, aborrajados, luladas y platos típicos del Valle

9. La Tienda de Carmelita (Popayán)

En el centro de Popayán, esta tienda ofrece esas preparaciones que con los años le han dado identidad culinaria a la ciudad. Su oferta incluye desde el célebre postre Eduardo Santos hasta empanadas y tamales de pipián. Pasa por bocados dulces como las rosquillas y las repollitas con crema. Está también la emblemática carantanta.

10. La Puerta del Sol (Bucaramanga)
La Puerta del Sol - Restaurante Bucaramanga

La Puerta del Sol, restaurante emblemático de Bucaramanga.

Foto:

Cortesía La Puerta del Sol.

Este lugar tiene más de 60 años de tradición en Bucaramanga. Comenzó como restaurante de carretera de cocina local. Su plato más vendido es el típico santandereano con cuatro carnes: oreada, sobrebarriga, pollo y cabrito, con pepitoria, yuca y arepa. Hace domicilios y espera abrir en 15 días, para atender a 150 personas.

LILIANA MARTÍNEZ POLO
@Lilangmartin

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.