Los 50 Best de América Latina se mudaron de Bogotá a Buenos Aires

Los 50 Best de América Latina se mudaron de Bogotá a Buenos Aires

Capital argentina recibirá este 10 de octubre a chefs de los mejores restaurantes latinoamericanos.

celele

Sebastián Pinzón (izq.) y Jaime David Rodríguez, los chefs de Celele, restaurante cartagenero ganador del premio Miele One To Wach.

Foto:

Fotógrafo: Alexander Sánchez

Por: Liliana Martínez Polo
08 de octubre 2019 , 11:18 p.m.

Argentina será esta semana el foco de las miradas del mundo gourmet con la celebración, en Buenos Aires, de la ceremonia de los 50 Mejores Restaurantes de América Latina, el próximo 10 de octubre. Es la cuarta de las sedes que ha tenido esta ceremonia, derivada de los 50 Best del mundo y que lleva, con este, siete años dándoles a los viajeros gastronómicos del mundo una guía de lugares imperdibles para comer en diferentes ciudades del continente.

Antes, estas ceremonias, que rotan cada dos años, se hicieron en Lima, México y Bogotá. La realización de los 50 Best latinoamericanos en Argentina coincide felizmente con que el chef, cuyo restaurante ocupa el número uno en el listado mundial –Mauro Colagreco–, es argentino.

Sin embargo, aunque la lista latina se desprendió con independencia de la mundial –pues tienen diferentes votantes y los restaurantes que están en ambos conteos no necesariamente están en el mismo orden, y ahora hay diferentes reglas–, ambas conviven y cumplen la función de destacar lugares ante un público internacional.

Es innegable que el ranking latino les ha servido de trampolín a muchos restaurantes para que la visibilidad adquirida les alcance para conquistar a los votantes de la lista mayor. Un ejemplo: el caso del restaurante colombiano Leo, actual número 10 de la lista gracias al impulso que un año antes recibió cuando la chef Leonor Espinosa fue elegida la mejor cocinera de América Latina. Sus avances en la lista le permitieron entrar este año a la selección de los 50 Best del mundo.

El tema de las reglas ha sido una de las expectativas de la séptima lista de Latinoamérica, la que se conocerá mañana, en el escenario bonaerense Usina del Arte. Porque la lista mundial cambió sus normas y, desde este año, los restaurantes que alcanzan la primera posición quedan ya como ‘best of the best’ (mejor de los mejores) y no vuelven a entrar en competencia. No ha habido noticia que indique que el listado latinoamericano, que venía siendo fiel reflejo del mundial, vaya a seguir el mismo camino. Los número uno han sido los peruanos Astrid y Gastón (dos años seguidos), Central (dos años) y Maido, actual primer lugar (otros dos).

La hegemonía peruana en el primer lugar y la posibilidad de que algún restaurante de otro país llegue al número uno es una de las expectativas de esta ocasión. Otra es conocer los nuevos ingresos del conteo: el año pasado, la entrada más alta fue El Chato, restaurante bogotano liderado por el chef Álvaro Clavijo.

Por lo pronto, comensales, representantes de la industria gastronómica, los 50 chefs cuyos lugares clasificaron este año y periodistas especializados en el tema se concentrarán no solo en la ceremonia, sino también en las actividades de antesala, como son los chef’s talks, en los que distintos cocineros entablan debates acerca de temas de actualidad del sector. Y, por supuesto, estarán buscando una mesa en los diez restaurantes argentinos presentes en el actual listado.

Estos son: Don Julio, un steak house que está ubicado en el número 6; Tegui, liderado por el chef Germán Martitegui (puesto 11); Mishiguene, una propuesta que se inspira en las recetas de las abuelas judías del mundo llevadas a una presentación contemporánea (puesto 18); Chila, del chef Pedro Bargero (19), Elena (32), El Baqueano (36), Gran Dabbang (38), Aramburu (42), Proper (44) y Narda Comedor (46).

Son diez de 50, un buen número. En comparación, Colombia –que, además, fue sede durante dos años– tan solo tiene cuatro establecimientos en lista: Leo (10), Villanos en Bermudas (15), El Chato (21) y Harry Sasson (23).

Sin embargo, en la antesala de esta premiación, Colombia ya cuenta con un galardón. El de Miele One To Watch, otorgado al restaurante Celele, de Cartagena.

Celele, de Cartagena, una promesa gastronómica

Antes de que abriera sus puertas en Getsemaní, Celele era un restaurante que comidistas locales –y algunos de fuera– estaban esperando con ansiedad.
Sus chefs, Jaime Rodríguez y Sebastián Pinzón, habían hecho una labor de investigación traducida en los menús de las cenas clandestinas que se convirtieron en imperdibles de los viajeros que visitaban Cartagena.

Celele se hizo realidad apenas en noviembre pasado con toda esa experiencia que recogió, y no solo con los ingredientes humildes de la costa Caribe colombiana para ponerlos en bellas y sabrosas presentaciones, sino con la artesanía local para exaltarla en el menaje del lugar.

Sebastián Pinzón representó el país recientemente en el concurso Young Chef, de S. Pellegrino, la principal marca patrocinadora de los 50 Best. No alcanzó a ganar como mejor de América Latina en esa contienda, pero ahora, junto con Rodríguez conforman un equipo invitado de honor a la ceremonia al obtener el Miele One To Watch, que podría hacer ver su restaurante como uno revelación o prometedor.

Sin embargo, en la antesala de esta premiación, Colombia ya cuenta con un galardón. El de Miele One To Watch, otorgado al restaurante Celele, de Cartagena

“Nos explicaron que One To Watch es como el restaurante en ascenso –indicó Jaime Rodríguez–. El que más posibilidades tiene de entrar en una próxima clasificación. Se le hace reconocimiento al restaurante nuevo que, sin entrar en la lista oficial, queda en la mira. No solo porque recibió votos para ingresar esta vez, sino porque se examina su trabajo y lo interesante que pueda ser para merecer este premio”.

Al igual que los cocineros cuyos restaurantes entran en los 50 Best, Rodríguez y Pinzón sabían hacía rato del premio adquirido, pero solo se hizo público la semana pasada. Ha sido el tercero de los galardones anunciados a manera de antesala, así como el de Carolina Bazán, chef de Ambrosía (Chile), como mejor chef mujer de América Latina, y el de Pedro Schiaffino, como American Express Icon Award.

“Celele ha sido un producto coherente, siempre ha mostrado la verdad; siempre estamos mostrando el trabajo de los productores y artesanos –agregó Rodríguez–. Esa honestidad es algo que la gente ha visto bien. Así que creo que esto es el resultado de la reacción del público, y nos hace sentir muy orgullosos”.

Entre los retos actuales de Celele está fortalecer el equipo. “Queremos tomarlo todo con calma, enfocarnos en que la gente que vaya al restaurante siga comiendo rico, siga aprendiendo sobre el Caribe colombiano y disfrutando de conocer sus productos y el origen”.

“De parte mía –concluye el chef–, pienso que esta lista se ha convertido en una herramienta de provecho para la cocina de los países y una plataforma en la que podemos hacer el boom para mostrar la gastronomía colombiana”.

LILIANA MARTÍNEZ POLO
CULTURA Y ENTRETENIMIENTO@Lilangmartin

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.