La metamorfosis de Miley Cyrus, ex Disney que popularizó el ‘twerking’

La metamorfosis de Miley Cyrus, ex Disney que popularizó el ‘twerking’

Miley Cyrus ha tenido una vida frenética desde que saltó a la fama con 11 años. Ahora se casa. 

Miley Cyrus

El ‘twerking’ protagonizado por Miley Cyrus junto con el cantante Robin Thicke, que generó la polémica durante la celebración de los premios MTV Video Music Awards del 2013.

Foto:

iStock

Por: Julia Alegre
29 de diciembre 2018 , 11:39 p.m.

Vestida con un traje largo de color blanco inmaculado al más puro estilo de la época dorada hollywoodiense y firmado por la diseñadora británica Vivienne Westwood, Miley Cyrus le dio el sí quiero a su pareja, el actor Liam Hemsworth. La ceremonia, a la que solo acudieron familiares y amigos muy cercanos, tuvo lugar en Tennessee, de donde es originaria la cantante. Cyrus fue la encargada de confirmar la noticia a través de su cuenta de Instagram con una tierna secuencia de fotografías de ella y su recién estrenado marido, acompañada de un escueto: “10 años después…”, a cuando se remonta su historia de amor, y la fecha del enlace, en vísperas de Nochebuena: “23.12.18”.

La joven de 26 años y Hemsworth, de 28, se conocieron hace una década en el rodaje de la película romántica La última canción, y desde entonces han mantenido una relación intermitente que finalmente ha acabado en boda. En el 2012 se comprometieron por primera vez, se separaron un año más tarde y no retomaron su idilio de manera formal hasta el 2016, cuando se fueron juntos a vivir a una mansión en California, Estados Unidos. El hogar familiar quedó arrasado por los incendios forestales que devastaron la zona el mes pasado.

A pesar de sus idas y venidas, Cyrus (Tennessee, Estados Unidos, 1992) y Hemsworth (Melbourne, Australia, 1990) son una de las parejas más consolidadas y estables de la industria. Él es un reconocido actor de Hollywood, hermano del también interprete Chris Hemsworth, más conocido este por su papel de Thor en la trilogía de Marvel.

Ella comenzó su carrera de la mano de la cadena Disney Channel, al protagonizar una serie en la que dio vida a Hannah Montana, estrella juvenil de ficción que en cada capítulo buscaba la manera de conciliar su día a día mundano con su alter ego musical. La producción, que se emitió entre 2006 y 2011, la catapultó a la fama mundial con apenas 11 años. De esa época surgieron varios trabajos discográficos y películas, la mayoría caracterizada como el personaje de la serie.

Corría el año 2013 cuando Cyrus mató –metafóricamente hablando– a Hannah Montana.
Esa niña cándida de ojos grandes y azules que se había ganado el favor del público con su inocencia aparecía ahora en el escenario de los MTV Music Awards convertida en una mujer adulta, sin tapujos, con el pelo corto y trasquilado por los laterales y ataviada con un minúsculo traje de baño.

Fueron los seis minutos y 32 segundos más comentados de la noche y que marcarían un antes y un después en el imaginario de los millones de fans de la estrella infantil.

De esa actuación surgió el twerking, ese intento de baile hipersexualizado y provocador que ejecuta la mujer, en este caso Cyrus, sacudiendo la zona posterior de las caderas contra la zona pélvica del hombre. El afortunado, en este caso, fue el cantante Robin Thicke. Para acabar de matar al mito, la joven le restregó la entrepierna a Thicke con un guante de espuma gigante y simuló una felación con su dedo. Coincidencia o no, ese mismo año Cyrus y Hemsworth pusieron fin a su relación y su compromiso, y la Universidad de Oxford, Reino Unido, incluyó la palabra twerking en su diccionario.

El mundo entero quedó consternado tras el espectáculo y la avalancha de críticas que recibió Cyrus solo es comparable a la que en su momento enfrentó Janet Jackson tras el show del Super Bowl del 2004, en el que Justin Timberlake le descubrió uno de sus senos. The New York Times, por ejemplo, acusó a la cantante de haber cometido “una agresión sexual” contra Thicke, quien no dudó en responsabilizar de toda la polémica a su compañera de escenario. Si a Timberlake le había funcionado la estrategia nueve años atrás, ¿por qué no a él?

La respuesta de Cyrus llegó en forma de más polémica y con más autoafirmación: el video de la canción Wrecking Ball en el que aparece desnuda sobre una bola de demolición. La joven no solo enterró al ídolo adolescente, sino que supo cómo rentabilizarlo: el sencillo fue el primer número uno que logró en Estados Unidos y fue el más reproducido de la historia el día de su estreno en YouTube: 17 millones en 24 horas. La revista Time también la eligió para ser uno de sus personajes del año.

Quedó tercera en la encuesta.

Mujer rebelde y activista

A Cyrus no se le puede negar su capacidad de reinventarse. Tras esta etapa de redescubrimiento personal, se alejó por un tiempo de la vida pública y reapareció en 2016 haciendo gala de una identidad más madura, pero no menos contestataria, con la que le decía adiós a su fase de reina del twerking. Debutó como coach en la versión gringa del programa La Voz, protagonizó la película de Woody Allen Crisis en seis escenas y se reafirmó en su rol de activista a favor de los derechos de la comunidad LGBTI –creó su propia fundación, Happy Hippie– y de feminista confesa, liderando varias campañas y movilizaciones –fue una de las cabezas más visibles del movimiento #Freethenipple (liberen el pezón)–. El 2016 fue también el año en el que retomó la relación con el que hoy es su esposo.

“Necesitaba demasiado cambiar. Y cambiar cuando estás con alguien es difícil. Tuvimos que volver a enamorarnos”, explicó en una entrevista para Billboard a principios de este mes, coincidiendo con la presentación de su último video Nothing Breaks Like Heart. En este hace una crítica mordaz del doble rasero que define a la sociedad estadounidense que tanto la cuestionó por la rebeldía que todavía hoy mantiene.

JULIA ALEGRE
EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sal de la rutina

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.