Impulsan estímulos sin precedentes para la cultura nacional

Impulsan estímulos sin precedentes para la cultura nacional

El Plan Nacional de Desarrollo incluye incentivos tributarios para la llamada economía naranja.

Estímulos para la cultura

Los estímulos del Mincultura a las industrias y proyectos culturales suman este año 22.000 millones de pesos.

Foto:

Archivo EL TIEMPO

Por: Julio César Guzmán
24 de mayo 2019 , 09:35 p.m.

En el Plan Nacional de Desarrollo (PND), que se firma hoy, en Valledupar, el Gobierno Nacional establece una serie de estímulos sin precedentes para la cultura nacional, con mecanismos que podrían atraer más de un billón de pesos en inversiones cada año. La meta es convertir a Colombia en un centro de producción cultural.

El presidente Iván Duque escogió una ciudad tradicionalmente asociada con la música para sancionar esta hoja de ruta, que en su articulado crea las Áreas de Desarrollo Naranja (ADN), concebidas como distritos creativos en donde será posible pagar obras por impuestos para infraestructuras culturales y creativas. Esto implica una transformación urbana, un atractivo para inversionistas y la aparición de nuevos puntos de encuentro ciudadano.

Las primeras zonas previstas en el país son La Licorera, en Cali; el Perpetuo Socorro, en Medellín; el Faneón, en Manizales; La Fábrica, en Barranquilla, y el Bronx, en Bogotá. En estas áreas se construirán proyectos de infraestructura que dan lugar a títulos negociables para pagar hasta el 50 por ciento del impuesto de renta. Este beneficio incluye empresas privadas, entidades estatales y personas del común.

Pero, además, el Plan Nacional de Desarrollo establece el incentivo fiscal más amplio otorgado a las industrias culturales en toda su historia: la deducción del 165 por ciento en el impuesto de renta para inversiones y donaciones en proyectos creativos.

Según Gonzalo Castellanos, experto en el diseño de políticas culturales y quien asesoró al Gobierno en el desarrollo de estos mecanismos, se trata de un punto cumbre en el sistema de financiación cultural para el país. “Se logró concretar un anhelo histórico de reequilibrar todos los sectores culturales y no solamente los que tienen visión industrial (...) los proyectos pueden recibir inversiones privadas y otorgar a los inversionistas incentivos tributarios. Fácilmente se puede pensar en que haya inversiones cercanas al billón de pesos anuales”.

Esta cifra, que engloba la inversión privada que atraerían los incentivos para la cultura, es muy superior a la inversión oficial que se da hoy (el presupuesto de Mincultura no llega a 200.000 millones de pesos de inversión, según este asesor).

Un tercer estímulo audiovisual previsto en el PND les apunta no solo a las películas, sino también a las series extranjeras, cuya producción se realice en el país, pero que no declaran renta en Colombia. Estas producciones recibirán un Certificado de Inversión Audiovisual descontable de ese tributo, equivalente al 35 por ciento de la inversión que se efectúe. Dicho certificado es negociable con las empresas que sí declaran renta en el país.

Y, además, se extiende por diez años la vigencia del Fondo Fílmico, que se creó para estimular los rodajes de películas en Colombia, tras la Ley 1556 de 2012. Los beneficios de este fondo (devolución del 40 por ciento de los gastos cinematográficos y 20 por ciento de los gastos de producción) se vencían en el 2022 y ahora quedan asegurados hasta el 2032.

En resumen, el objetivo del Gobierno, plasmado en un documento interno del Ministerio de Cultura, es que el crecimiento del valor agregado de las llamadas iniciativas naranja pase del 2,9 al 5,1 por ciento en el año 2022.

Cultura es inversión social

El diseño de este programa de apoyo a la cultura involucró no solo al ministerio, sino también a la Cámara de Comercio de Bogotá, a entidades regionales y nacionales y a diversos miembros del sector cultural.

Su iniciativa se aparta de la idea de apoyo caritativo y le apunta más al desarrollo económico. “Los recursos invertidos en cultura –sostiene Castellanos– no son un gasto, son una apuesta con réditos sociales, que se devuelve con creces. Los sistemas de apoyo al cine o a los espectáculos públicos devuelven a las cuentas nacionales tres veces el valor de esa apuesta. Es rentable, incluso desde el punto de vista económico”.

En este momento, los sectores culturales y creativos (agrupados bajo el denominador de economía naranja) aportan casi 2 puntos del producto interno bruto de Colombia.

Así lo entiende la ministra de Cultura, Carmen Vásquez (ver recuadro): “La cultura se entiende como un pilar del desarrollo integral del país y es una verdadera prioridad para el Presidente de la República, y siete ministerios y cerca de 20 instituciones hemos estructurado alrededor de 70 programas para incrementar los impactos sociales y económicos de la cultura y la creatividad”.

Es necesario recordar que los actuales incentivos vienen de administraciones anteriores. La política de impulso a la creatividad y las industrias culturales tiene ejemplos exitosos como la ley de cine, del 2003; la ley de espectáculos públicos, del 2011, y la Ley 1556 del 2012, que promovió los rodajes cinematográficos.

En virtud de estas normativas, casi la mitad (42 por ciento) de las 96.914 empresas que se crearon en el primer trimestre de este año en Colombia están enfocadas en actividades artísticas y de entretenimiento, según el más reciente informe de Confecámaras.

Muchos de estos proyectos trabajan hoy con base en convocatorias del Ministerio de Cultura o las secretarías regionales. Por ejemplo, este año los estímulos de esa cartera para proyectos culturales alcanzan los 22.000 millones de pesos (prácticamente duplica los que se entregaron el año pasado, que bordearon los 11.000 millones), según confirmó David Melo, viceministro de Cultura.

Falta reglamentación

También se escuchan voces que cuestionan la factibilidad de estos estímulos y la falta de reglamentación de lo que hoy se anuncia. La exministra de Cultura Mariana Garcés percibe el Plan Nacional de Desarrollo como ‘un sancocho’. “Las fuentes de financiación no han cambiado –dice Garcés–, son las mismas: al Plan Nacional de Estímulos dicen que le van a poner un recurso adicional, pero con vigencias futuras, no han abierto nuevas líneas de financiación”.

La exfuncionaria acepta que el PND tiene un enunciado macro interesante, pero insiste en que “las políticas públicas tienen objetivos y un plan de acción. Unas líneas, algo concreto. Veo enunciados, pero no un plan”.

Al respecto, el Ministerio de Cultura asegura haber trabajado con Findeter, entidad que tiene líneas de crédito especializadas en infraestructura cultural. Y propone acompañar la estructuración de los proyectos regionales a través del Sistema General de Regalías.

Gonzalo Castellanos, quien asesoró el Plan que se anuncia hoy, reconoce que esta visión se ha trabajado desde hace años, con diversos gobiernos y administraciones. Pero advierte: “No hay en Canadá, Nueva Zelanda, Estados Unidos u otros países iberoamericanos que son punta en la atracción de trabajos audiovisuales un sistema tan profundo como este de ahora”.

Y agrega una visión personal: “Imaginemos un país que desde la cultura viene haciendo memoria, resiliencia, transformación y paz, pero que a la vez se convierte en un gran centro de producción y circulación cultural. Un país con más artistas y menos congresistas, o con menos políticos o financieros o abogados”.

Así quedó el Plan Nacional de Desarrollo

Artículo 183. “Prorróguese la vigencia de la Ley 1556 de 2012 y del Fondo Fílmico Colombia hasta el 9 de julio de 2032”.

Artículo 184. “Las obras no nacionales de cualquier género o formato (...) darán derecho (...) descontable del impuesto de renta hasta por un valor equivalente al 35 % de la inversión”.

Artículo 185. Áreas de Desarrollo Naranja. “Se podrá promover la exención de un porcentaje del impuesto predial (...), del impuesto por la compra o venta de inmuebles y la exención del impuesto de delineación urbana”.

Artículo 186. Proyectos de economía creativa. “Inversiones o donaciones recibirán similar deducción a la prevista en el artículo 195 de la Ley 1607 de 2012 (165 % del impuesto de renta)”.

‘Es una apuesta ambiciosa’

En entrevista con EL TIEMPO, la ministra de Cultura, Carmen Vásquez, destacó los nuevos estímulos para la economía naranja:

“Hemos recorrido Colombia en un diálogo social por la cultura que nos permitió estructurar el Plan de Desarrollo en dos componentes: el primero, ‘Todos somos cultura, la esencia de un país que se transforma desde los territorios’, que fortalece nuestros programas para el fomento de las artes y la salvaguardia de la memoria y el patrimonio cultural de la nación.

“El segundo componente del plan es ‘Colombia naranja, desarrollo del emprendimiento de base artística, creativa y tecnológica para la creación de nuevas industrias’. Con base en las experiencias exitosas de las leyes del cine, la ley del plan extiende los incentivos fiscales de este sector a todos los proyectos en las artes y el patrimonio y a las mipymes en las industrias creativas y las creaciones funcionales.

“No creemos que ningún otro país en América Latina tenga una apuesta tan ambiciosa; los niveles de compromiso del Plan de Desarrollo del presidente Duque con la cultura y las economías creativas tienen entre sus referentes internacionales los casos de Corea, el Reino Unido y los países escandinavos”.

JULIO CÉSAR GUZMÁN
EDITOR DE EL TIEMPO
Twitter: @julguz

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sal de la rutina

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.