Mala memoria, una propuesta teatral con nueva voz generacional

Mala memoria, una propuesta teatral con nueva voz generacional

El crítico Alberto Sanabria habla del montaje que se presenta en Casa Quemada.

teatro

Columna sin telones.

Foto:

iStock

Por: Alberto Sanabria*
28 de noviembre 2019 , 06:26 p.m.

En Casa Quemada, una antigua casona de la localidad de Teusaquillo convertida en espacio creativo para jóvenes de diferentes expresiones artísticas, se está presentando el grupo Espectro Doméstico, conformado por egresados y estudiantes de último semestre de la Casa del Teatro Nacional, con Mala memoria, obra escrita y dirigida por Daniel Medina Chaparro, novel dramaturgo que empieza a destacarse en la escena capitalina.

Medina explora la comicidad que subyace en la trágica vida de cinco personajes ubicados en Bogotá en 1988, que a primera vista podríamos calificar como malhadados, seres a los que el destino parece que nunca favorecerá. Los dos protagonistas son Raúl (Camilo Medina), una especie de hamponcito que, según se insinúa en la obra, trabaja para alguna estructura criminal, y Álvaro (Felipe Prado), su hermano, un joven con deterioro cognitivo que resulta ser el más cuerdo de todos.

Álvaro podría representar el elemento paradójico de la estructura dramatúrgica. Recordemos que para Dürrenmatt, el gran dramaturgo suizo del siglo XX, el componente central del drama es la paradoja.

Mala memoria es una interesante muestra de cómo nuestros nuevos creadores, nacidos después de 1990, están leyendo el mundo de hoy.

Alrededor de esta pareja de hermanos gravitan tres presencias femeninas: una vecina maternal (Isabel Granados) que juzga y se conduele con la suerte de Álvaro; Salomé (Tsainú Gómez), la novia de Raúl, personaje con el que aparentemente no sucede nada, pero que termina dando sorpresas dentro de la historia, y Tajamiel, una simpática prostituta caleña (Susan Naranjo) que supuestamente se encargará de quitarle la virginidad a Álvaro.

Entre los dos construirán una de las escenas mejor logradas de la obra no solo por la humanidad que subyace en el texto, sino por la capacidad de los dos para escuchar y registrar la posibilidad de construir la comicidad. Mala memoria es una interesante muestra de cómo nuestros nuevos creadores, nacidos después de 1990, están leyendo el mundo de hoy.

Viernes y sábado, 7:30
p. m. Casa Quemada. Carrera 20 n.º 34 -51, Bogotá.


ALBERTO SANABRIA
ESPECIAL PARA EL TIEMPO
*Crítico de teatro sintelones@hotmail.com

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.