Instagram, una forma de hacer dinero con el arte

Instagram, una forma de hacer dinero con el arte

Artistas plásticos y diseñadores gráficos la usan para promover su trabajo y vender sus obras.

Luis Carlos Cifuentes

En Instagram, los artistas prefieren compartir el proceso de sus obras, a través de imágenes y de la herramienta de historias. 

Foto:

Captura de pantalla del Instagram de Luis Carlos Cifuentes

Por: Laura Guzmán Díaz
17 de septiembre 2018 , 11:10 a.m.

Tradicionalmente, la galería de arte ha sido ese espacio en el que se exhibe y se promueve el trabajo de los artistas y en donde los clientes reciben asesoría para adquirir obras de arte. Con redes sociales como Instagram esta dinámica ha cambiado y los artistas se dan a conocer por sí mismos.

Para Jairo Valenzuela, director la galería Valenzuela Klenner, en Bogotá, esta dinámica no afecta el trabajo de los galeristas, “siempre y cuando el artista trabaje con la galería lealmente. Es decir que, si alguien manifiesta interés por alguna de las obras mostradas en este medio, la idea es que el artista remita al interesado con la galería y no directamente. Si el artista no tiene representación en una galería, pues es una herramienta interesante, pero si se usa bien”.

Instagram sirve mucho para trabajo, algunos coleccionistas extranjeros han llegado a mi taller gracias a que me siguen

“Sirve, pero no es fundamental”

Desde hace tres años, Marcello Castellani usa su cuenta para mostrar el proceso de sus obras, no el resultado final. “Instagram sirve mucho para trabajo, algunos coleccionistas extranjeros han llegado a mi taller gracias a que me siguen”, dice.

Además, cuenta que le ha ayudado a conseguir exposiciones y difundir las clases de pintura que dicta. “Sirve para visibilizar el trabajo, pero no siento que sea fundamental y todos caemos en ese error, pues empezamos a medir nuestro trabajo, día a día, en 'likes' (me gusta) y en seguidores”. Para que funcione, se remite a los expertos que dicen que hay que publicar dos imágenes al día, con etiquetas. “Funciona, pero ya no lo hago porque es ponerse una presión innecesaria encima”.

“Uno busca trascender”

En 2016, el artista Luis Carlos Cifuentes hizo un retrato de Mick Jagger, en arequipe y sobre una oblea. Su idea fue tan exitosa que se volvió viral en redes sociales. “Me di cuenta de que para la gente los procesos eran más interesantes que la obra misma y ahí empecé a hacer contenidos específicos para las redes, como un retrato de Donald Trump en una zanahoria o de Nicolás Maduro en un banano", cuenta. 

La galería 360° se interesó y expuso una serie de retratos en 2017. “No es algo desinteresado, uno busca trascender los espacios que tiene y conseguir seguidores. Además, obtiene ingresos y visibilidad”, dijo en una charla de Creative Mornings, en julio de este año.

“Más contacto con los compradores”

“Ha sido una herramienta de trabajo. Publico regularmente y trato de subir tres imágenes a la semana y hacer historias, relacionadas con mi taller. He ganado cierto número de seguidores, también gracias a cuentas de arte que repostean mi trabajo”, cuenta Andrés Kal, artista plástico.

Una vez, subí una imagen y a la hora ya había vendido la obra

Para él, Instagram es una fuente de ingresos y el trabajo se da a conocer más que en las galerías físicas, pues se quedan con un porcentaje de las ganancias y, a veces, no se vende la obra. También, “uno tiene más contacto con compradores y coleccionistas de todo el mundo. Una vez, subí una imagen y a la hora ya había vendido la obra”, cuenta. Sus consejos: no mezclar vida laboral y personal, ser constante y selectivo con el contenido.

Ver esta publicación en Instagram

#studio #wall

Una publicación compartida de Rossina Bossio (@rossinabossio) el

“Podría quitarle negocio a las galerías”

Daniel Martínez, ‘Gavilán’, cuenta que usa Instagram para compartir lo que hace y no para vender. “A la gente le gusta ver el proceso de creación y en mi cuenta se ve mi evolución. La mayoría de trabajos los he conseguido por ahí y si alguien me refiere da mi usuario y no mi teléfono", dice. 

"Es una herramienta que recomiendo, siento que ahora hay un cambio de Facebook a Instagram y para la que gente que trabaja en algo visual sirve porque es un mensaje directo y no hay un texto extenso”, cuenta. Además, cree que “podría quitarle negocio a las galerías, pero el galerista también logra que la obra se venda en ciertos círculos artísticos”, cuenta Gavilán. 

LAURA GUZMÁN DÍAZ
Cultura y Entretenimiento
En Twitter: @The_uptowngirl

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.