Labfarve, un compromiso de calidad en la elaboración de productos

Labfarve, un compromiso de calidad en la elaboración de productos

Por medio de las BPM, se mantienen los más altos estándares de seguridad y calidad en los productos.

fsd

   

Foto:

Crédito: Labfarve

Por: CONTENIDO PATROCINADO - Leidy Barajas, Directora de Calidad LABFARVE 
30 de octubre 2019 , 09:49 a.m.

Por lo general los consumidores buscan productos con la más alta calidad, que cumplan con sus expectativas y que sean seguros, para lograr esto las empresas deben llevar a cabo una serie de procedimientos, tener un equipo de trabajo calificado, la estructura correcta, materiales y equipos apropiados.

Cuando se habla de calidad se hace referencia al cumplimiento de las especificaciones en un producto, un servicio o un proceso, para lograr su conformidad y la satisfacción del cliente. En este concepto se incluye la inocuidad, que nos asegura un producto libre de microorganismos que puedan causar enfermedades al consumidor. Usualmente estos llegan a los productos por malas prácticas de manufactura.

¿Por qué es importante mantener las Buenas Prácticas de Manufactura (BPM)?

Para toda empresa que se dedique a fabricar un producto, como un alimento, medicamento, fitoterapéutico y cosmético es fundamental hacerlo con calidad y esto se logra implementando y manteniendo las Buenas Prácticas de Manufactura (BPM) que son un conjunto de normas, que dan directrices para el personal, la infraestructura, los equipos, la documentación y los procesos que se convierten en los 5 pilares fundamentales para el cumplimiento de las BPM.

Las BPM deben ser adoptadas como una forma de trabajo del día a día por cada empleado, para lograr la calidad de los productos y los procesos.

En la industria de los fitoterapéuticos es prioridad la seguridad y la eficacia de los productos que se fabrican; esto se establece desde la investigación, diseño y el desarrollo de los mismos. El control de calidad de cada lote fabricado es necesario para garantizar los estándares del producto, y el cumplimiento de las expectativas que el cliente o consumidor espera del mismo.

Un producto que no cumple con las BPM en toda su cadena productiva, desde la elaboración hasta la distribución, pone en riesgo la salud del consumidor y compromete negativamente la eficacia esperada del producto.

¿Qué caracteriza a LABFARVE en términos de calidad?

Todos los productos han sido resultado de una investigación científica, cumpliendo las fases requeridas para garantizar la seguridad y la eficacia de estos.

En nuestra empresa el tema de calidad está plenamente interiorizado en todos los procesos, personas y acciones, debido a que trabajamos de manera proactiva y preventiva, mitigando cualquier riesgo alrededor de las BPM que nos pueda llevar a tener un producto, proceso o servicio fuera del estándar de calidad que exigen las normas.

Iniciamos desde el cultivo de nuestra materia vegetal, donde contamos con Buenas Prácticas Agrícolas para plantas medicinales, con la finalidad de asegurar el material vegetal de partida, base de los productos que elaboramos.

Contamos con una planta de producción de fitoterapéuticos recertificada por el Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos (Invima), en BPM en el año 2017; una planta de cosméticos con miras a la certificación voluntaria en BPM para el año 2020; y una planta de fórmulas magistrales médicas, cumpliendo las Buenas Prácticas de Elaboración exigidas por la autoridad regulatoria.

Adicionalmente, LABFARVE cuenta con una planta de extracción de material vegetal, asegurando la calidad y especificaciones técnicas para la elaboración estandarizada de nuestros productos.

Contamos con Laboratorios de control de calidad de microbiología, análisis fisicoquímicos, cromatografía y cámaras de estabilidad en los que realizamos el monitoreo de nuestros procesos y productos, con métodos estandarizados y validados, asegurando el cumplimiento de las especificaciones establecidas para la fabricación y el producto terminado así como la determinación de la vida útil en el mercado.

Recomendaciones para los consumidores

Al comprar un producto elaborado por plantas medicinales el cliente debe observar que éste cumpla con una presentación adecuada, que lo encuentre solo en sitios autorizados para su venta como droguerías, farmacias droguerías, almacenes de cadenas y tiendas naturistas; que tengan un lote, fecha de vencimiento (los cosméticos por normativa no tienen fecha de vencimiento) y un registro sanitario, este último se puede verificar en la página de INVIMA.

Todo lo anteriormente dicho evita que la persona compre un producto fraudulento, que no haya sido fabricado con BPM y pueda llegar a causar una alteración a su salud y que pueda repercutir en daños irreversibles. En conclusión, la labor detrás del cumplimiento de las normas de BPM y de la definición de estándares de calidad se convierte en la ruta más segura y eficaz para dar tranquilidad al consumidor, confianza en la eficacia del producto y reconocimiento al fabricante en su labor de asegurar excelentes medicamentos fitoterapéuticos.

Artículo por: Leidy Barajas, Directora de Calidad LABFARVE Laboratorio de Farmacología Vegetal

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.