Emergencia por cuarentena en la isla más densamente poblada del mundo

Emergencia por cuarentena en la isla más densamente poblada del mundo

Está en Cartagena. Tiene una hectárea y habitan 779 personas sin agua potable, médico ni enfermeras.

Los recursos ya comienzan a escasear en una isla cuya vocación fue siempre la pesca, pero en los últimos años se dejó seducir por el turismo, que desapareció en tiempos de coronavirus.

Los recursos ya comienzan a escasear en una isla cuya vocación fue siempre la pesca, pero en los últimos años se dejó seducir por el turismo, que desapareció en tiempos de coronavirus.

Foto:

Cortesía/ Juan Muñoz

Por: John Montaño 
11 de abril 2020 , 11:20 a.m.

En el corazón del Golfo de Morrosquillo, en medio del mar Caribe, los habitantes de Santa Cruz del Islote piden ayudas humanitarias y solicitan al Ministerio de Salud enviar una comisión para que realice en la comunidad la prueba de coronavirus.

En esta isla, jurisdicción del Parque Nacional Natural Corales del Rosario y San Bernardo, habitan hoy 779 personas en una hectárea, según el último censo realizado por el consejo comunitario por solicitud del Ministerio del Interior.

(Le puede interesar: Uso de tapabocas obligatorio en transporte público de Barranquilla)

Pese a que desde el Distrito confirman que en esta comunidad no hay sospechosos de portar el covid- 19 o personas enfermas, advierten que de la isla, y la zona, los últimos turistas salieron en la primera semana de marzo, cuando ya el virus había tocado suelo patrio.

“Nosotros, por iniciativa propia cerramos la isla desde hace 20 días para todo el mundo, incluso hay habitantes que se quedaron por fuera, porque nuestro objetivo es que ese virus, ni ningún mal, le llegue a nuestra comunidad”, le dijo a EL TIEMPO Yerlis Berrio, representante legal del consejo comunitario de la isla, ubicada en el archipiélago de San Bernardo, zona insular de Cartagena de Indias,

La alcaldía de Cartagena y la empresa privada llegaron la semana pasada a la zona con 300 mercados, que fueron repartidos entre Santa Cruz del Islote e Isla Múcura.

La Armada y la Gobernación de Bolívar se sumaron el fin de semana a la misión humanitaria con más mercados y agua potable, en un barco cisterna, porque la isla carece del líquido vital.

En el conjunto de islas que conforman el archipiélago, incluidas las islas de Múcura y Titipán,  habitan 1.350 personas que hoy están aisladas, sin servicios de salud, vulnerables a la pandemia debido a hacinamientos, y con dificultades para el abastecimiento de víveres que llegan desde de los puertos más próximos de Rincón del Mar, Berrugas y Tolú, en el departamento de Sucre.

Pese que la isla tiene puesto de salud, no hay médico ni enfermera, y la luz es suministrada a través de plantas eléctricas o pequeños paneles solares en un puñado de hogares.

Pese que la isla tiene puesto de salud, no hay médico ni enfermera, y la luz es suministrada a través de plantas eléctricas o pequeños paneles solares en un puñado de hogares.

Foto:

archivo particular

En Santa Cruz del Islote, que paradójicamente tiene la forma de un mapa de Colombia cubierto por un 'collage' de 118 viviendas, la conformación de nuevas familias ha hecho que la construcción crezca de forma vertical, aumentando el hacinamiento en los hogares, donde hoy, como en todo el territorio nacional, y gran parte del planeta, se vive el confinamiento como medida sanitaria contra el coronavirus.

La isla no cuenta con ningún servicio público y, según el Distrito, el 40 por ciento de los hogares aún arrojan las heces fecales al mar, el resto de la comunidad usa pozos sépticos.

“Pedimos con urgencia programas de planificación familiar debido a la sobrepoblación de la isla y el hacinamiento que estamos viviendo, también necesitamos agua potable debido a la distancia acá el agua es el bien preciado”, señala Ramiro de Hoyos, inspector de Policía de la isla.

Acá todos son familia: herederos de un ramillete de apellidos comunes donde abundan los Cardales, Morelo, De Hoyos, De Lahoz, Julio, Castillo y los Berrio. Y la prole sigue creciendo.

Por iniciativa propia cerramos la isla para todo el mundo, porque nuestro objetivo es que ese virus ni ningún mal lleguen

"En la isla tenemos puesto de salud, pero no hay médico ni enfermera, y la luz es suministrada a través de plantas eléctricas o pequeños paneles solares en algunos hogares", sostiene Andy Morelo, presidente de la junta comunal de la isla. 

Santa Cruz del Islote, con sus casas apeñuscadas, sobresale en las aguas cristalinas del mar Caribe, en el corazón del Golfo de Morrosquillo.

“Los puertos más cercanos son Rincón del mar, Berrugas y Tolú en Sucre, de allí nos abastecemos, pero el transporte en lancha es el más costoso: 30 mil pesos por persona, y para ir hasta Cartagena el pasaje en lancha vale 60 mil pesos”, recuerda Yerlis Berrio.

La líder detalla que durante la cuarentena, el dueño de un granero en Tolú toma lista de los víveres que requiere la gente y los lleva en una lancha.

Los puertos más cercanos son Rincón del mar, Berrugas  y Tolú en Sucre, pero el transporte en lancha es el más costoso: 30 mil pesos por persona, y para ir hasta Cartagena el pasaje en lancha vale 60 mil pesos

Los puertos más cercanos son Rincón del mar, Berrugas y Tolú en Sucre, pero el transporte en lancha es el más costoso: 30 mil pesos por persona.

Foto:

archivo particular

No obstante, los recursos ya comienzan a escasear en una isla cuya vocación fue siempre la pesca, pero en los últimos años se dejó seducir por el turismo, que desapareció en tiempos de coronavirus.

La isla es, según expertos, la más poblada del planeta por metro cuadrado, lo que hoy pone en riesgo a su población, mayoría niños y adultos mayores, ante la pandemia global de la covid- 19.

“Lo que más nos preocupa ante esta pandemia es que hay casas en las que conviven hasta dos y tres familias”, agrega la representante legal del consejo comunitario.

La capitanía de Puerto de la zona está haciendo cumplir el aislamiento social preventivo en la pequeña isla a la cual llegaron con un psicólogo y un epidemiólogo con los que han trabajado temas como la tolerancia para evitar la violencia intrafamiliar y temas básicos como el lavado de manos.

Muchos de los habitantes de la isla trabajan en algunos hoteles de isla Múcura, que hoy tienen sus puertas cerradas.

No obstante, los empresarios de estos hoteles hoy hacen campañas, llevan ayudas y llaman a las autoridades a mirar a la isla más poblada del planeta a donde nadie quiere que llegue el coronavirus.



JOHN MONTAÑO
Redactor de EL TIEMPO
Cartagena
En Twitter: @PilotodeCometas 

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.