Secciones
Síguenos en:
El escabroso crimen de una mujer que fue asfixiada y luego quemada
Violencia contra las mujeres

Violencia sexual.

Foto:

Juan Pablo Rueda / EL TIEMPO

El escabroso crimen de una mujer que fue asfixiada y luego quemada 

no es hora de callar
No es hora de callar

A 25 años fue condenado el autor del crimen que conmocionó a Neiva. Víctima tenía 29 años.

A 25 años de cárcel fue condenado Juan Diego Aldana Vargas, un joven de 22 años hallado responsable por el asesinato de Lina Marcela Puentes Ninco, en hechos que sucedieron la madrugada del domingo 10 de febrero del año pasado en una vivienda del barrio Puertas del Sol, en Neiva, Huila.

Por muchos ha sido catalogado como uno de los crímenes más escalofriantes de los últimos años en Huila toda vez que el cuerpo de la mujer de 29 años, madre de 4 hijos, presentaba golpes contundentes en el tórax, hematomas en el cráneo, herida en la oreja izquierda, así como traumas en la boca, nariz, una mejilla, y la frente.

La investigación de la Fiscalia determinó que, tras golpearla, la estranguló y su deceso en el lugar de los hechos se produjo por asfixia mecánica.

Se concluyó que "la colocó en situación de indefensión para asfixiarla por estrangulamiento”.

(Le puede interesar: A hombre con coronavirus en Buga no le hicieron controles al llegar)

Para no dejar huellas del asesinato, Aldana Vargas pretendió incinerar el cuerpo sin vida y a esa conclusión llegaron los investigadores por el olor a quemado que ese día detectaron en la vivienda donde el cadáver estaba envuelto en un colchón.

"La golpeó de manera inmisericorde", dijo la Fiscalía.

El crimen sucedió a la 1:30 de la madrugada de ese domingo 10 de febrero en la vivienda de Aldana Vargas, a la que los dos llegaron después de departir en un bar de la zona industrial de Neiva, donde la mujer laboraba y donde él la conoció horas antes.

Una cámara del bar se convirtió en prueba fehaciente del hecho pues captó el momento cuando los dos abandonaron ese lugar.

(También: Estadounidense fue capturado tras abusar de niña en piscina de hotel)

Juan Diego Aldana fue acusado del delito de feminicidio agravado pero, tras un preacuerdo o negociación con la Fiscalía, avalada por un Juez, la conducta fue degradada a feminicidio simple y en consecuencia la pena aplicada fue de 25 años de cárcel.

Ese día el crimen fue conocido tras una llamada del padre del joven a la Policía de Neiva para alertar pues su hijo le había comentado del hallazgo del cuerpo de una mujer en su vivienda.

En la llamada a su padre, el joven incluso le manifestó "que la había embarrado, que la había cagado" y todo esto llevó a la Fiscalía, sumado a otras pruebas, a concluir que se trataba del autor del asesinato.

En medio de las audiencias la familia de Lina Marcela aún espera que Aldana diga las razones por las cuales le quitó la vida.

NACIÓN

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.