Boyacá hace compromiso para paro sin Esmad ni encapuchados

Boyacá hace compromiso para paro sin Esmad ni encapuchados

La Gobernación del departamento quiere apostarle a una jornada ‘sin miedo y sin violencia’.

Marchas

El próximo 21 de noviembre, sindicatos y estudiantes del país saldrán a las calles a protestar.

Foto:

Cesar Melgarejo

Por: Nación
20 de noviembre 2019 , 08:24 a.m.

Este lunes se llevó a cabo un consejo de seguridad ampliado precedido por la Gobernación de Boyacá en el cual, respecto al paro nacional de este jueves 21 de noviembre, las autoridades determinaron no tener presencia de agentes del Esmad durante la movilización.  

Esta reunión contó con la participación de líderes de la protesta y autoridades del departamento, entre los cuales estuvo el gobernador Carlos Amaya. Allí se firmó el acuerdo ‘#21N en Boyacá: sin miedo, sin violencia’, en el cual la marcha pacífica es el gran propósito.

“El acto se convirtió en un hecho de confianza y de democracia, ahondando en la realidad del departamento como territorio de paz, mediante la realización de compromisos para garantizar los derechos, tanto de los manifestantes como de la ciudadanía en general”, señaló la Gobernación de Boyacá.

Dentro de los acuerdos más importantes, se encuentra el compromiso de la Policía Nacional para no hacer presencia con el Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad).

Este compromiso se mantendrá si las movilizaciones no presentan ninguna situación de violencia o de actos de vandalismo, y pretende evitar enfrentamientos entre los manifestantes y la fuerza pública.

“Como experiencia de líder estudiantil, sé que cuando hay Esmad en las calles, eso lo que hace es alterar los ánimos”, señaló el gobernador Amaya.

Sin embargo, este escuadrón estaría en los comandos de la Policía de Boyacá y de la Policía Metropolitana de Tunja en caso de que sea necesaria su presencia en las calles. Los agentes, por medio de un compromiso entre la Policía y la Procuraduría, estarían debidamente identificados con su número en el casco y en el chaleco.

“Lo que queremos es que no haya policías civiles en la movilización, sino que todos estén uniformados”, puntualizó Amaya, quien agregó que los estudiantes habían presentado una queja en la que se señalaba que el número de identificación en los cascos y chalecos de los uniformados no coincidían.

Lo que sí se hará en el departamento es la instalación de Puestos de Mando Unificado (PMU) permanentes durante este día, los cuales estarán en la Gobernación y en las principales ciudades de Boyacá, “en los cuales estarán representantes de los intervinientes en la reunión para garantizar los derechos de los manifestantes y que no se generen actos de violencia”, según lo anunciado por las autoridades.

También se tendrá un protocolo de desbloqueo de vías, el cual no contempla el uso de la fuerza para tal fin. Por el contrario, y en caso de que esta situación se presente, la Policía hará presencia con un vocero de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) y con personas de diálogo social de la Gobernación, quienes se pondrán en contacto con representantes de las Mesas de Derechos Humanos para darle paso a una concertación y lograr, de esta manera, el desbloqueo.

Por otro lado, los estudiantes anunciaron que promoverán el no uso de capuchas durante las marchas. Lo que se busca es que no sean las autoridades las que hagan el llamado de atención, sino que sean los mismos manifestantes quienes pidan que se quiten las capuchas durante la marcha.

La medida de la no presencia del Esmad ya se había llevado a cabo en el departamento en algunas ocasiones, la cual tuvo buenos resultados, según las autoridades. Y aunque esta, en últimas, tenga sus riesgos, se espera que los manifestantes ayuden a que se conserve durante toda la jornada de protestas.

“Lo que pasa es que con los ánimos tan crispados, por supuesto acarrea un riesgo, pero yo confío en que el departamento dé una muestra de civilismo en las movilizaciones, y que con este gesto también los líderes y los manifestantes respondan con que ellos mismos generen medidas de autocontrol para evitar que hayan desmanes y demás”, dijo Amaya.

Al final, lo que quieren las autoridades del departamento, es que Boyacá le dé ejemplo al país el próximo 21 de noviembre, con un mensaje de diálogo y mediación antes que el del uso de la fuerza. Además, buscan que no haya miedo por parte de quienes salen a protestar ni de quienes quieran abrir sus negocios y quieran salir a trabajar con normalidad.

NACIÓN

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.