Las zonas más complejas de Antioquia por acciones de grupos criminales

Las zonas más complejas de Antioquia por acciones de grupos criminales

El comandante de la Séptima División habló de los resultados frente a estas estructuras organizadas.

Juan Carlos Ramírez

Minería ilícita y narcotráfico son las principales formas de financiación de los grupos criminales.

Foto:

Guillermo Ossa / EL TIEMPO

Por: Heidi Tamayo Ortiz
28 de julio 2019 , 06:45 a.m.

Las noticias de los últimos días dan cuenta de los alcances de los grupos criminales organizados para tener el control en algunas zonas de Antioquia. La semana pasada, durante dos días consecutivos, el Eln incineró varios vehículos en la vía que conecta al Norte y al Bajo Cauca de Antioquia.

Las denuncias de extorsiones en esta zona persisten y se mantienen actividades como la minería ilegal y los cultivos ilícitos.

Aunque las acciones de las estructuras delincuenciales se extienden a todas las subregiones del departamento, hay una zona priorizada por las Fuerzas Militares. Un área en la que hay un “corredor del crimen”, que se disputan el ‘Clan del Golfo’, los ‘Caparros’, el Eln y las disidencias de los frentes 36 y 18 de las Farc.

Esa zona abarca Norte de Santander, Santander, el sur de Bolívar, el sur de Córdoba y finaliza en el norte de Chocó. En Antioquia, incluye el Bajo Cauca y Urabá.

El general Juan Carlos Ramírez, comandante de la Séptima División del Ejército Nacional, habló con EL TIEMPO sobre la situación que viven estos territorios y las acciones de la Fuerza Pública, en los primeros seis meses de 2019, para contrarrestar el actuar delictivo de los grupos armados ilegales.

¿Cuál es el comportamiento de los grupos ilegales en ese “corredor del crimen”?

Están en una lucha por el territorio para tener el control de las rentas ilegales: narcotráfico (las áreas sembradas de coca) y extracción ilícita de yacimientos mineros o minería ilegal. Lo quieren sacar hacia Venezuela, el mar Caribe, a través de Urabá, o el océano Pacífico, a través del norte de Chocó.

Esas áreas priorizadas las recibió la Séptima División y focalizó las operaciones en el Bajo Cauca y el sur de Córdoba con la Fuerza de Tarea Aquiles, conjuntamente con Ejército, Armada y Fuerza Aérea y coordinada con la Policía Nacional. Esta área nos la entregaron terminando el año 2018 con un incremento del 200 por ciento en los homicidios, respecto al mismo periodo del año anterior.

En el Bajo Cauca tenemos más de 6.000 hombres dedicados estos seis meses a operaciones sostenidas en el tiempo y el espacio. Nos dimos un plazo de los primeros tres meses para estabilizar el área y, a partir de abril, entrar con la parte social porque se quiere pasar de un control militar a uno institucional. El homicidio, a hoy, lo tenemos en menos 26 por ciento en el Bajo Cauca.

Loading...

Loading...

¿Cuáles son los avances en erradicación de cultivos ilícitos?

Se han erradicado más de 5.000 hectáreas de coca, focalizado en el Bajo Cauca porque queremos generar en esta área un cambio en el actuar criminal. Allí tenemos más de 300 soldados dedicados a erradicar, con unos grupos móviles de erradicación que tienen más de 200 personas. Estamos erradicando entre Tarazá y Cáceres y en Ituango, en el Norte del departamento. Son 27 pelotones del Ejército, que equivalen a más de 400 hombres, contando Bajo Cauca e Ituango, dedicados a erradicar.

En esa tarea, ¿qué han observado respecto a la cadena de narcotráfico?

El ataque a la cadena del narcotráfico nos ha dejado ver que los semilleros están en el Bajo Cauca e Ituango, las matas sembradas también están en Ituango. Los laboratorios de pasta base de coca están en estas mismas áreas, pero los laboratorios de clorhidrato de cocaína ya no están allí, sino que los hemos encontrado en el oriente antioqueño y, algunos, en Urabá.

Desde enero, hemos incautado más de 130 laboratorios para la producción de pasta base de coca, lo que significa un incremento en 57 por ciento, respecto al mismo periodo del año pasado, cuando llevábamos 83. Y de laboratorios de clorhidrato de cocaína hemos encontrado 9, la mayoría en el Oriente y Urabá.

También hemos visto que antes lo que producía Antioquia era para consumo externo, pero hoy casi el 45 por ciento se está quedando para consumo interno y el valle de Aburrá es el que más demanda.

¿Y cuáles son los resultados de operaciones contra la minería ilegal?

Hemos focalizado el esfuerzo contra la extracción ilícita de minerales en el Bajo Cauca. Desde enero, se han capturado 334 personas, especialmente en esa subregión, 54 por ciento más que el mismo periodo del año pasado. Pero, también hemos destruido una maquinaria dedicada a minería ilegal, como son 142 dragas, de las cuales el 90 por ciento ha sido en el Bajo Cauca, y que es un incremento del 223 por ciento porque el año pasado iban 44.

También hemos destruido 59 unidades de maquinaria amarilla y hemos intervenido 212 unidades para la producción minera, un 500 por ciento más porque el año pasado llevábamos 33

Entre los grupos criminales organizados, ¿cuál es el que más daño causa?

El ‘Clan del Golfo’ es en este momento el grupo armado organizado que más daño le está haciendo al territorio porque está generando extorsión y temor en la población civil, por los homicidios selectivos y múltiples. Por eso, hemos focalizado la operación contra ellos y es el grupo armado que más hemos golpeado.

Desde enero, les hemos capturado 714 personas, que son de la estructura armada, pero también de los llamados puntos, es decir, personas que trabajan para ellos generando información y los sicarios, personas que tienen un arma corta, un radio o un celular y ayudan a generar los homicidios en el Bajo Cauca y el sur de Córdoba.

¿Y cómo es la situación con el Eln?

El Eln, en el área de la Séptima División, tiene dos estructuras: una que está en todo el Chocó y otra que está en el sur de Bolívar, el Bajo Cauca y el Nordeste antioqueños. En total en esta área, el Eln tiene alrededor de 750 bandidos en armas. Este año, por la presión de las operaciones, se han hecho 49 presentaciones voluntarias de integrantes del Eln.

Le hemos capturado 82 integrantes y 8 han muerto en combates. A la fecha les hemos afectado a cabecillas como alias Manuel, Guacharaco (autor de la quema de vehículos en los últimos 5 años entre Yarumal y Caucasia) y ‘Cañitas’, un segundo al mando, participante en homicidios de soldados, policías y población civil en el Bajo Cauca. De los 21 cabecillas que ha logrado neutralizar la Séptima División en estos seis meses, 6 son del Eln.

¿Y de los otros grupos?

De los ‘Caparros’ capturamos a alias Ratón, el Mudo y Caremalo. De los residuales de los frentes 18 y 36 capturamos a alias Samuel, Patepalo, Lázaro, Totoy y Jairo. Y del ‘Clan del Golfo’ capturamos a alias Panelo y David o el Negro.

Entonces, ¿quiénes son los más buscados en este momento?

En la estructura del Eln el más buscado es alias Nelson, que es el cabecilla de la subregión del Bajo Cauca. En el frente de guerra del Chocó del Eln son alias Bernardo, Santiago y Marta la Abuela. En el residual del 36 es alias Cabuyo, en el residual del 18 es alias Ramiro. En el ‘Clan del Golfo’ estamos con alias Bigotes, el Montañero y Chirimoyo. En los ‘Caparros’ son alias Caín y Flechas.

¿Qué papel han jugado los combates en los resultados?

Las zonas priorizadas coinciden con las 34 alertas tempranas de la Defensoría del Pueblo, que nos da la recomendación de incrementar el número de operaciones y los puestos de control. Cuando llegamos a esos lugares, encontramos la presencia de grupos armados organizados, lo que ha incrementado los combates. El año pasado, a la fecha, llevábamos 40 y este año llevamos 112 en el área de Bajo Cauca, sur de Córdoba, Ituango, Briceño, Urabá y norte del Chocó.

También se ha denunciado incremento de artefactos explosivos sembrados.

Para frenar el avance de las operaciones militares y atentar contra la población civil, estos bandidos empiezan a sembrar artefactos explosivos. Hemos encontrado en Briceño (Norte), que era uno de los municipios libres de sospecha de artefactos explosivos, en Ituango y en las áreas de erradicación del Bajo Cauca. A la fecha, desde enero, hemos perdido cinco hombres, entre amputados y muertos, por artefactos explosivos.

¿Cuáles son las alianzas que se están dando entre estos grupos delincuenciales?

Estamos viendo que hay alianzas en el Bajo Cauca y el sur de Córdoba entre los ‘Caparros’, el Eln y los residuales contra el ‘Clan del Golfo’ por el comercio de la coca. Mañana fácilmente la alianza puede cambiar, todo es un interés en la comercialización de la pasta base de coca y la salida del clorhidrato de cocaína que va hacia las costas.

Heidi Tamayo Ortiz
Redactora EL TIEMPO
En Twitter: @HeidiTamayo

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.