El general retirado que tendrá a cargo la seguridad en Medellín

El general retirado que tendrá a cargo la seguridad en Medellín

El general (r) José Gerardo Acevedo habló de su nuevo cargo en la alcaldía de Medellín.

Secretario de Seguridad de Medellín José Gerardo Acevedo

El general (r) José Gerardo Acevedo fue designado como secretario de Seguridad de Medellín 2020-2023

Foto:

Esneyder Gutiérrez

Por: David Alejandro Mercado
10 de enero 2020 , 10:26 p.m.

Aunque es nuevo en el cargo de secretario de Seguridad, el brigadier general (r) José Gerardo Acevedo tiene una experiencia y trayectoria como pocos en Medellín en temas de seguridad y convivencia ciudadana.

Llevar las riendas de Policía Antioquia, Policía Metropolitana del Valle de Aburrá (Meval) y la subdirección de Seguridad y Convivencia del Área Metropolitana del Valle de Aburrá (AMVA) es palmarés suficiente para ocupar este demandante cargo en la administración Quintero.

Un cargo lleno de retos. Un incremento en la tasa de homicidios, en delitos, 60.000 jóvenes en riesgo de ser reclutados, combatir 10 de los 23 Grupos Delincuenciales Organizados (GDO) del país, un hacinamiento de casi 2.000 personas en las salas de paso de la Policía, entre otros.

Desafíos que el general (r) ya conoce, pero que abordará ahora desde otra perspectiva y sin uniforme. El nuevo secretario de Seguridad dialogó con EL TIEMPO sobre esta nueva etapa.

A pocos años de haber salido de la comandancia de la Policía Metropolitana ¿Por qué aceptó este cargo?

Finalizando el 2019, siendo subdirector de Seguridad y Convivencia del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, el señor alcalde me citó a entrevista y me preguntó la posibilidad de acompañarlo en su gobierno como secretario de Seguridad. Sin titubear dije que sí.

La razón: yo duré 33 años en la Policía y está en mi ADN servirle a la comunidad. Creo que todavía soy útil y conozco muy bien la ciudad, el valle de Aburrá y el departamento. Ese conocimiento y experiencia la pongo al servicio de la ciudadanía.

Todo ese trasegar ¿qué le aporta a este nuevo cargo?

La contextualización que tengo del territorio y de lo que sucede alrededor, incluso en el país. Conozco la mayoría de autoridades que están en Medellín, la dirigencia y a los ciudadanos, al igual que las dificultades puntuales que los aquejan.

Como comandante de la Meval fui hasta el último rincón de la ciudad y eso es algo positivo porque me ha enseñado a interactuar con los ciudadanos y los Policías.

Desde que salió de la Meval (2016) a este nuevo cargo ¿qué cree que ha cambiado en las dinámicas de la criminalidad en la ciudad?

Los delitos están ahí. Las estructuras criminales van evolucionando y van cambiando, pero yo opino que van en decrecimiento en cuando al poder que tienen sobre el valle de Aburrá.

Antes usted encontraba que había una sola persona que direccionaba a todas las estructuras criminales, pero con el tiempo algunas han ido desapareciendo y han aparecido otras, pero que no obedecen a un solo actor, sino que hay varias cabezas.

De igual forma siguen generando terror y tienen sus rentas criminales, eso no se puede negar.

¿Qué encontró en el empalme con la anterior alcaldía?

Encontramos un informe detallado de cómo está la dependencia y qué programas se implementaron y otros en alerta porque no se pueden parar, como los programas enfocados en niños, niñas y adolescentes.

Tenemos que continuar con algunas cosas de la administración anterior, que también las conozco bien porque fui comandante de la Policía Metropolitana en el primer año de esa alcaldía. Algunas continuarán y otras se van a revaluar.

Pero hay que tener en cuenta que hay un plan de Gobierno que eligió la ciudadanía al votar por el alcalde Daniel Quintero, dicho plan ahora tiene que desarrollarse en un Plan de Desarrollo. Después de este, aparecerá el Plan Integral de Seguridad y Convivencia Ciudadana, que es obligatorio y que contendrá los programas y estrategias que vamos a realizar.

¿Y qué diagnóstico hace de este empalme?

Lo que funciona tendrá que seguir porque la idea es que con una nueva administración las cosas mejoren. Yo creo que hay que agradecer los esfuerzos que han hecho las administraciones anteriores. Que el resultado no haya sido el óptimo eso ya es otra cosa que hay que evaluar, estudiar y analizar.

Secretario de Seguridad de Medellín José Gerardo Acevedo

El general (r) José Gerardo Acevedo fue comandante de la Policía Antioquia y de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá

Foto:

Esneyder Gutiérrez

¿Pero qué complementaría su secretaría? Porque el alcalde Quintero habló de “ponerle corazón” a la estrategia de seguridad. ¿Más inversión social?

Exactamente. La premisa es que cada vida es sagrada y sin importar cómo los quieran categorizar, si buenos o malos, hay que respetarla. Pero cuando hablamos de oferta institucional en inversión social no es solo esta secretaría, también las demás dependencias.

Otro aspecto es el tejido social. Acompañar a las organizaciones sociales y colectivos ciudadanos, e inclusive fortalecerlos.

¿Al fin cuántas estructuras criminales hay en Medellín? unos dicen que 10 grandes y 84 subestructuras, otros dicen que 94 estructuras y 197 subestructuras; y algunos hasta hablan de 350 ‘combos’.

Todas las cifras son correctas. Medellín tiene 10 Grupos Delincuenciales Organizados (GDO) que coordinan 84 Grupos de Delincuencia Común Organizada (GDCO), quienes a su vez también tienen pequeñas estructuras.

Eso genera confusión en la ciudadanía porque no sabe que hay jerarquías y cada pequeña subestructura tiene su nombre, algunas, incluso, mutan su nombre según la cuadra, pero es la misma banda criminal.

Ya, en cuanto a número de integrantes, la fuerza pública tiene un estimado (3.300 entre todas según el último reporte) de acuerdo a las informaciones, pero no necesariamente es un número puntual pues a medida que se van capturando unos van surgiendo otros, que por lo general son menores de edad que son instrumentalizados y que no podemos vincularlos a estos grupos, pero sí los están utilizando. Ese es un tema puntual que vamos a abordar.

¿Hay alguna de esas GDO a la que le tengan más énfasis o que haya incrementado su accionar criminal? En años pasados se habló mucho de ‘La Terraza’ y ‘El Mesa’.

‘La Terraza’ es histórica…pero todas tienen su línea investigación y miramientos por parte de la Fuerza Pública. A medida que se vayan protocolizando las pruebas y judicializaciones se van haciendo los operativos.

Le puede interesar: La Terraza, unas de las más temidas bandas criminales de Medellín

Una de las primeras acciones que han implementado es sobre el armamento ilegal ¿por qué?

Antes la mayoría de homicidios se cometían con arma de fuego, actualmente, estadísticamente van apareciendo las armas blancas y los asesinatos con arma de fuego van disminuyendo, sin embargo se siguen presentando en su mayoría.

Pero quiero aclarar que lo de las recompensas son medidas de choque, no es toda la estrategia que vamos a utilizar. Es una pequeña parte, que ojalá no la tuviéramos que utilizar, pero lo tenemos que hacer, debido a las primeras muertes violentas que tuvimos en este año.

Lo de las recompensas son medidas de choque, no es toda la estrategia que vamos a utilizar

Volviendo al tema de los jóvenes, el diagnóstico en Medellín es que hay 60.000 jóvenes en riesgo de ser reclutados por bandas criminales y de esos, 4.600 están en alto riesgo ¿sí es posible ‘arrebatarle’ a estos jóvenes a la criminalidad?

Este no es un tema nuevo, los actores armados están instrumentalizando a nuestros jóvenes (100 por ciento de las GDCO lo hacen según la alcaldía anterior). Lo que queremos es que en esa judicialización de esos actores criminales vaya acompañado el delito de instrumentalización de menores. Si esto pasa, no tendrán rebajas de penas frente a cualquier negociación.

Mejor dicho, queremos quitarle ‘el piso’ a la delincuencia, porque las autoridades capturan y capturan, pero ellos ya tienen ahí abajo unos jóvenes reclutados y eso es lo que queremos evitar.

Hay programas puntuales sobre este tema de la niñez, pero se darán a conocer cuando se presente el Plan de Desarrollo ante el concejo.

La alcaldía anterior invirtió en más de 2.700 cámaras de vigilancia, pero las cifras de delitos ha crecido ¿funciona la tecnología en temas de seguridad?

En mi opinión es fundamental, los delincuentes también cambiando sus formas de actuar a medida que los vamos atacando y a nosotros nos toca hacer lo propio.

Considero que la tecnología ayuda a agilizar procesos, pero los resultados no son inmediatos porque también hay que capacitar personal, analizar cómo el uso de estos nuevos dispositivos se lleva ante un estrado judicial. Pero estoy seguro que a futuro va a dar muy buenos resultados y desde esta dependencia le daremos más apoyo tecnológico.

Un ejemplo son las cámaras de reconocimiento de placas LPR. A mí todos los días me llega información de captura de fleteros gracias a estos dispositivos.

Es evidente que se tendrán que revaluar algunos temas, pero por ejemplo los drones serán fundamentales, por ejemplo, ante la ausencia de Policías que hay actualmente en el país. No como reemplazo, pero sí como un apoyo.

¿Cuál será la estrategia para reducir homicidios, que han venido a la alza?

El alcalde siempre ha dicho que la vida es sagrada y en ese sentido todo el esfuerzo estará enfocado en ese aspecto. Las metas y objetivos los pondremos de acuerdo a lo que nos diga el Plan de Desarrollo.

Tenemos buenos augurios, actualmente hay una reducción del 43 por ciento en los nueve primeros días del año y llevamos cuatro días seguidos sin homicidios.

Pero el esfuerzo no puede solo de las autoridades, también de la ciudadanía y de ahí la importancia de crear cultura ciudadana en torno al valor de la vida. De allí la importancia de fortalecer los colectivos ciudadanos y de fortalecer la inversión social.

El acompañamiento no es solo ir al territorio, es también acompañar a las familias de las víctimas y a las personas que se sientan amenazadas o que su vida esté en peligro. Todo hace parte de un protocolo de prevención del homicidio que ya fue socializado.

Secretario de Seguridad de Medellín José Gerardo Acevedo

El general (r) José Gerardo Acevedo fue designado como secretario de Seguridad de Medellín 2020-2023

Foto:

Esneyder Gutiérrez

¿Qué opina del supuesto ‘pacto de combos’ que hubo en 2019 que influyó en la disminución de homicidios?

Yo a veces siento que son injustos con el esfuerzo que hace la institucionalidad. Si hubo –o hay– un pacto es entre criminales, no con las autoridades. Pero si entre bandas criminales están haciendo esos arreglos, es por el esfuerzo y las acciones de la institucionalidad, que los llevó a decirse “no matemos más gente”.

Aquí hemos dado golpes duros con captura de cabecillas y cuando una estructura criminal se ve afectada, conversa con la otra que también está afectada para mantener las cosas en calma.

Si entre bandas criminales están haciendo esos arreglos, es por el esfuerzo y las acciones de la institucionalidad, que los llevó a decirse 'no matemos más gente'

¿Estaría de acuerdo con una negociación de sometimiento con las estructuras criminales?

Ese es un tema que hay que acompañar normativamente. Nos tenemos que ajustar a las normas que tiene el país y con las estrategias del Gobierno Nacional. Si se quieren someter, bienvenidos, pero guardando la normatividad que existe.

El hacinamiento es otro tema que preocupa en la ciudad ¿qué se hará al respecto?

Se fortalecerá la construcción del centro de reclusión para sindicados, que será primordial para nosotros. Con secretaría de Infraestructura desde ya estamos viendo como aceleramos ese tema para darle salida a esta problemática de tener casi 2.000 personas en esta situación.

¿Cree que se logró recuperar el centro? Hay quejas de que cambió la fachada pero no las dinámicas

El centro sí viene cambiando. Pero hay que tener en cuenta que esta es la zona que más personas recibe día a día (cerca de un millón diario) y que es una zona llamativa para los delincuentes.

También convergen varias situaciones que impactan negativamente el tema de seguridad, como prostitución, lugares nocturnos, estructuras criminales que operan como empresas y habitantes en condición de calle. Todas estas son variables que convergen.

Allí, muchas de las riñas u homicidios que ocurren son por temas de convivencia, algo que no debería ser así, pero sí muestra un cambio. Pero seguirá siendo un foco para atender en esta alcaldía.

Otra crítica a la seguridad es que hay control (capturas) pero no desmantelamiento de bandas criminales ¿Qué opina al respecto?

Tienen toda la razón y hay que ser realistas con esto. Porque uno captura y quita cabecillas, pero ellos tienen la capacidad para renovar otra vez la estructura criminal, por eso es fundamental cortar de raíz el problema que ya le dije, de instrumentalización de menores, porque ellos son como el piso del cual se sostienen. Cuando quitan a alguien de arriba, suben a otro y van subiendo y subiendo.

Por eso es que ahora los cabecillas no están durando tanto y la idea es que llegue el momento en que no haya quién reciba ese mando, para eso es fundamental trabajar en el tema de la niñez y que en la judicialización se aplique el delito de instrumentalización de menores.

DAVID ALEJANDRO MERCADO PÉREZ
Redactor de EL TIEMPO@AlejoMercado10

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.