Secciones
Síguenos en:
Una egiptóloga antioqueña hará parte de una excavación internacional
Egiptóloga

Elizabeth Noreña investigará la historia del visir Amen-hotep Huy.

Foto:

Jaiver Nieto

Una egiptóloga antioqueña hará parte de una excavación internacional

Elizabeth Noreña hará parte de una misión que busca resolver un enigma histórico de ese país.

Junio de 2009, Elizabeth Noreña se encontraba lejos de su natal Medellín. El paisaje, esta vez, era distinto y era todo lo que había soñado. Sus ojos apreciaban tumbas, pirámides de faraones, jeroglíficos y el portentoso río Nilo. En Luxor, una ciudad ubicada al sur de Egipto, pudo apreciar el enclave del Valle de reyes y reinas de ese lugar antiguo, que hoy no borra de la memoria.

Ahora, casi 12 años después, regresará. No será en plan de turista sino como una egiptóloga que hará parte de una misión internacional que investigará la historia del visir Amen-hotep Huy, que es el equivalente a un primer ministro en la actualidad pero que en la época no le servía a un presidente sino a un faraón y esta vez se trataba de Amen-hotep III.

La tarea también será en Luxor pero esta vez se tratará de escudriñar y contar algo que no se ha descubierto y que tiene unas páginas blancas en la historia egipcia.

Hasta ahora se conoce que el visir le servía a Amen-hotep III (Imperio Nuevo, hacia 1360-1353 a.C.), quien fue el papá de Amen-hotep IV, más conocido como Akenatón, el faraón esposo de Nefertiti que eliminó alrededor de 2.000 deidades de Egipto y declaró al Sol como único dios, conocido como Atón. Pero hay un vacío en la historia que Elizabeth y otras personas entre antropólogos, arqueólogos y egiptólogos deben resolver.

“¿Pero qué pasa? Se han encontrado evidencias de que este cambio religioso comenzó desde el papá, es decir de Amen-hotep III y este visir estuvo en unos años finales de reinado de Amen-hotep III y los primeros de Amen-hotep IV y hay unos años que están como perdidos en la historia que podría, primero, deducir que hubo corregencia y confirmar también desde cuándo comenzó este cambio religioso”, comentó Noreña.

(Le puede interesar: El autódromo de Bello, que estuvo frenado, estaría listo en el 2022)

Un egiptólogo tiene  más claridad del presente y hacia dónde vamos cuando reconocemos los orígenes y muchas de las respuestas que se encuentran en esos orígenes

Regalo de navidad

Elizabeth tenía 7 años cuando comenzó a interesarse del antiguo Egipto.

“Creo que mi recuerdo más remoto, es de una profesora en primaria, de sociales, que nos mostró un libro con imágenes de las pirámides y para esa navidad, en vez de pedirle al niño Dios un juguete o una muñeca, le escribí una carta pidiéndole una enciclopedia de Egipto y el niño Dios me cumplió ese sueño”, recordó.

Desde ahí empezó a coleccionar revistas sobre la antigua cultura egipcia y a pasar horas y horas viendo documentales en History Channel, National Geographic, Discovery, y YouTube.

Estudiaba de forma autodidacta mientras aprendía de trigonometría o cálculo en el colegio.

Al terminar undécimo se inscribió de manera secreta en la Universidad Americana de El Cairo para estudiar egiptología.

La aprobación llegó un mes después, pero sus padres le aconsejaron que por ser menor de edad estudiara primero algo en Colombia. Entonces, estudió en la UPB no solo licenciatura en lenguas modernas, carrera de la que se graduó en el 2004, sino que se especializó en la enseñanza del inglés y en literatura.

Inmersa en los cursos, entre estudiantes, exámenes y colegas, llegó algo soñado en junio de 2009, cuando viajó en una excursión, con un grupo de una academia de danza árabe, que recorrió El Cairo, Alejandría (que es su ciudad favorita), el Mar Rojo, Luxor y otros lugares que solo había podido ver en las revistas, en páginas internet o en las películas de hollywood.

Pero uno de sus recuerdos especiales se remonta a un safari de tres días en el desierto del Sahara con una comunidad beduina.

“Fue una experiencia totalmente reveladora porque en las parte de las otras ciudades vas a estar descrestado por la arquitectura faraónica, pero en esta experiencia en particular en el desierto lo que te va a descrestar es la inmensidad y el silencio porque no vas a encontrar estructuras construidas por el hombre sino que realmente ves es la inmensidad y escuchas que en el silencio también hay música. Fue la primera vez que vi estrellas fugaces, en una noche vi tres”, recordó.

(También puede leer: En Medellín buscan a más de 30 personas desaparecidas en las marchas)

Elizabeth, con un senet, que es un juego de mesa ideado en el Antiguo Egipto. Hace parte de su colección relacionada con el país africano.

Foto:

Jaiver Nieto

El cáncer y un proyecto de educación

La vida y el ritmo de trabajo de Elizabeth cambiaron en abril de 2019 cuando fue diagnosticada con cáncer de mama. La recomendación de su oncóloga fue bajarle al trajín porque las quimioterapias le exigían incapacidad.

“Dije, ya cumplí el sueño de hacer la maestría y ahora en Colombia no puedo ejercer la egiptología como tal porque no tenemos ese campo de acción en nuestro país, pero sí se puede hacer una divulgación académica y científica de lo que es la egiptología y traer a mi ciudad y a mi país qué es eso”, dijo.

Así fue que mientras batallaba con el dolor que le producía el cáncer, nació Egiptología en Medellín, que es portal web en la que ella misma dicta cursos de egiptología, el inframundo egipcio y escribas (lengua) para principiantes. Allí ya ha tenido alumnos de España, Australia, Uruguay, Argentina, Mexico y, por supuesto, Colombia. Incluso se ha alegrado porque tiene dos niñas en sus cursos, en los cuales generalmente tiene estudiantes entre 25 y 80 años de edad.

El cáncer desapareció. En noviembre de 2020 terminó el largo tratamiento y siempre agradece a Dios que su vida no se apagó y por eso ahora solo se dedica a su pasión por Egipto, dejó sus clases en la UPB y también da charlas en el Palacio Egipcio de Medellín, un edificio con arquitectura semejante al país de sus encantos que se ha dedicado a impulsar la cultura y la historia, ubicado en el centro de la ciudad.

(Le sugerimos leer: Cinco hospitales avanzan por desabastecimiento de oxígeno en Antioquia)

Luxor, Egipto, en donde la egiptóloga Elizabeth Noreña hará parte de la expedición internacional para estudiar sobre Amen-hotep Huy.

Foto:

Cortesía Instituto de Estudios del Antiguo Egipto

De manera paralela a las clases, se concentra en su abrazo a Egipto, de nuevo. Elizabeth fue de los 12 profesionales elegidos de una convocatoria que congregó a 5 mil inscritos de distintas partes del mundo.

El destino le sonrió. Ahora se prepara para volver. Esta vez con la meta de descubrir los misterios sobre el visir Amen-hotep Huy. La misión es dirigida desde el Instituto de Estudios del Antiguo Egipto, cuyos directores son Francisco Martín Valentín y la Teresa Bedman. Este, se encuentra ubicado en Madrid y es la décimo tercera vez que se realiza la campaña.

Su viaje será entre septiembre y diciembre de este año pero planea irse 15 días antes con su esposo, quien no conoce el país que a ella le encanta. Luego viajará al sur, a Luxor, en donde se concentrará en su trabajo como egiptóloga y en donde aplicará sus conocimientos en taxonomía, en clasificar, interpretar y descifrar todo lo del Egipto antiguo.

“Eso es lo que más llena el corazón de alegría, hay gratitud al instituto por esta oportunidad, a mi familia por el apoyo porque son muchos años de trabajo y estudio y ahora puedo vivir la egiptología. Ahora voy a hacer trabajo de campo, de sentirte egiptólogo en oficio”, dijo.

DAVID ANDRÉS CALLE ATEHORTÚA
EL TIEMPO MEDELLÍN
EN TWITTER: @davidcalle1

Más noticias de Colombia

-Celebridades se han unido a en vivos durante los disturbios en Cali

-En Barranquilla, 4 jóvenes siguen desaparecidos tras salir a marchar

-Paro nacional: manifestaciones en puntos de Bogotá; hay cierres en TM

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.