‘Estoy listo para acuerdo que permita que no haya capuchos’: Quintero

‘Estoy listo para acuerdo que permita que no haya capuchos’: Quintero

El alcalde de Medellín habla del ingreso del Esmad a la Universidad de Antioquia.

Daniel Quintero, alcalde de Medellín

Daniel Quintero siguió el jueves el ingreso del Esmad a la universidad de Antioquia por cámaras.

Foto:

Cortesía Alcaldía de Medellín

Por: David Alejandro Mercado
23 de febrero 2020 , 09:57 a.m.

¿Quiénes son estos encapuchados? ¿Qué quieren? ¿A quién responden? ¿Por qué fabrican y lanzan explosivos desde la universidad? ¿Por qué los estudiantes les hacen caso?

Eso se pregunta el alcalde de Medellín, Daniel Quintero, tras la hecatombe mediática suscitada por el ingreso del Esmad a la Universidad de Antioquia el pasado jueves 20 de febrero en cumplimiento del Protocolo contra Explosivos en Universidades.

Tras lo ocurrido en la Alma Máter, el alcalde Quintero aseguró que la acción fue efectiva, pues el balance fueron dos policías lesionados y un encapuchado herido, en una acción previa a la intervención del Esmad.

El mandatario dialogó con EL TIEMPO sobre la situación que lo tiene en el ojo del huracán con un sector de la ciudad, que le critica ir en contra de sus posturas en campaña. Sin embargo, Quintero siempre tuvo claro qué hacer en caso de explosivos en Universidades.(Amplíe la información: La fuerte polémica por entrada del Esmad a la Universidad de Antioquia)

¿Usted cree que el protocolo está dando resultado?

No hubo un solo estudiante herido. El Esmad entró con una intención muy clara: recuperar el control de la universidad para devolvérselo a los estudiantes. En ese sentido, funcionó en su objetivo de actuar en caso de explosivos.

Pero sin duda, sería mucho más potente si le agregamos la participación de la mayoría universitaria para que la intervención del Esmad tenga que ser la última de las últimas alternativas.

¿Entonces es posible que se modifique?

Yo estoy listo para un acuerdo que permita que no haya más capuchos en el interior de la universidad y para que cuando estos utilicen explosivos para atentar contra las personas, sean retirados.

Las puertas están abiertas, lo que sí está claro es esa línea roja que hemos trazado: de ninguna manera vamos a permitir el uso de explosivos por parte de encapuchados, ni en las universidades ni en otra parte de la ciudad.

¿Con quién sería ese diálogo?

Yo creo mucho en el poder de la sanción social. Le aseguro con toda garantía que el 99 por ciento de los estudiantes rechazan a los capuchos, entonces, si todos se unen para establecer un protocolo de sanción social para sacar a los encapuchados, que son tan poquitos, ellos no vuelven. Estamos listos para ayudar a la construcción de ese protocolo.

¿Y si no se logra?

Si después de eso, se mantiene la presencia de explosivistas dentro de la universidad, vamos a ingresar a recuperar el control de esta.

¿Cuándo y cómo sería este diálogo?

El concejal Álex Flórez me ha pedido que construyamos una mesa de diálogo con estudiantes, representantes y otros actores que podrían aportar a construir ese protocolo que termine en una sanción social.

¿Usted ha propuesto algo?

He propuesto un pito para que lo tengan miles de estudiantes para que cuando vean a un encapuchado con explosivos todos piten y de esa forma los capuchos sepan que no son bienvenidos y no representan la forma de protesta de la mayoría.

¿Cree que hay connivencia entre estudiantes y encapuchados?

Más que eso, creo que tenemos un reto cultural porque es un proceso que lleva muchos años, donde se permitió que sucedieran este tipo de situaciones.

Hay que hacer un cambio cultural y no permitir que esto pase, máxime ahora cuando ya no solo se los están tirando a la fuerza pública, sino que hemos visto en las últimas semanas cómo se los lanzan a buses o a personas que pasan por allí poniendo en riesgo la vida de personas que no tienen nada que ver.

¿Cree que esta situación se pueda repetir en un futuro?

Hemos visto situaciones que se están replicando. Han utilizado aceite y cables para bloquear las vías, hemos visto que han utilizado radios para comunicarse, usan prendas similares para identificarse en grupos coordinados, por ejemplo, en algunos casos todas las capuchas son azules, otros tienen botas rojas, y así, lo que muestra un nivel de coordinación.

Prueba de ello es que hemos detectado cómo encapuchados entran a la universidad, como pasó en el ITM, donde unos 10 capuchos, que venían de afuera, se metieron en el plantón que había allí y nos sorprendió que los estudiantes que estaban allí, pacíficamente, no los rechazaron ni los consideraron ajenos a la marcha.

Creemos que hay temas de fondo que hay tratar, pero también pienso que esto está generando una reflexión profunda en los líderes de la marcha. Miré ayer, la marcha de los docentes (más de 3.000) fue totalmente pacífica y el mensaje de ellos con los capuchos fue claro: no los queremos aquí. Y no aparecieron.

Si los mismos marchantes rechazan a los encapuchados, ellos no aparecen.(Le puede interesar: Universidad Nacional rechaza el ingreso del Esmad a la U. de Antioquia)

DAVID ALEJANDRO MERCADO
Redactor de EL TIEMPO@AlejoMercado10

Rector de la U. de A. dice que no fue consultado

No era la primera vez que se autorizaba una intervención de miembros de la Policía Nacional dentro del espacio que ocupa la Universidad de Antioquia (U. de A.), pero revivió el viejo debate de la pertinencia o no de que miembros de la Fuerza Pública ingresen a los campus de educación y de la violación de autonomía universitaria.

Ocurrió el jueves 20 de febrero en el principal centro de educación superior de Medellín, luego de que encapuchados se tomaron un sector de la ciudad universitaria, pintaron grafitis, bloquearon vías y se enfrentaron a los miembros del escuadrón antidisturbios. Hacía ocho años que no se autorizaba una medida similar.

El Esmad ingresó y detrás de ellos policía de vigilancia y cuadrantes cercanos, adicionalmente policía con caninos antiexplosivos

Según las autoridades, luego del ingreso del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad), dos policías y un estudiante resultaron heridos.

“El Esmad ingresó y detrás de ellos policía de vigilancia y cuadrantes cercanos, adicionalmente policía con caninos antiexplosivos”, afirmó en un tuit, Esteban Restrepo, secretario de Gobierno de Medellín.

Tras la intervención policial, la administración municipal quedó en el ojo del huracán de las críticas de estudiantes, profesores y del propio rector de la universidad. Este último, aunque negó que se haya violado la autonomía universitaria, puso en duda la eficacia de la medida de fuerza y aseguró que nunca le consultaron la decisión.

“Aquí no hay una discusión de asuntos de autonomía universitaria... Pero si quiero dejar claro que en ningún momento se nos consulta, en ningún momento nosotros autorizamos”, dijo John Jairo Arboleda Céspedes, rector del Alma Máter.

Miembros de la Asamblea estudiantil, celebrada el viernes, dijeron que la Policía ejerció uso indiscriminado de la fuerza y que no hubo violencia de parte de los estudiantes.

De otro lado, integrantes del Consejo Académico le pidieron al Alcalde que establezca un diálogo con los sectores involucrados para construir una ruta que permita alejar las diferentes violencias de la ciudad universitaria y garantizar el derecho a la protesta.

Lupa del Concejo al caso

La polémica por el ingreso del Esmad a la Universidad de Antioquia llegó hasta el Concejo de Medellín, donde la mesa directiva, propuso en sesión plenaria la creación de una Comisión Accidental para hacerle seguimiento al protocolo de reacción contra explosivos en universidades.

La Comisión convocará a los diversos actores para que participen en el estudio de la situación de seguridad en las universidades y otros centros de estudios para, según el Concejo, “garantizar los derechos humanos en el marco de la protesta social”.

La iniciativa la coordinarán el presidente de la Mesa Directiva del Concejo, Luis Bernardo Vélez, y los vicepresidentes Dora Saldarriaga y Carlos Alberto Zuluaga.
Entre los sectores invitados a la Comisión están la Personería, la Procuraduría, la Federación Universitaria Nacional y la comunidad universitaria.

DAVID ALEJANDRO MERCADO
Corresponsal de EL TIEMPO
MEDELLÍN
En Twitter: @AlejoMercado10

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.