7 proyectos buscan descontaminar las aguas que llegan al río Medellín

7 proyectos buscan descontaminar las aguas que llegan al río Medellín

Con el Plan de Saneamiento y Manejo de Vertimientos, EPM trata el 84 % de las aguas residuales.

PTAR San Fernando

La modernización y ampliación de la Ptar San Fernando, en Itagüí, se espera tenerla concluida a finales de este año. Las obras comenzaron en enero del año pasado.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Por: David Alejandro Mercado
18 de marzo 2019 , 05:10 a.m.

Mediante una inversión que supera los 2,7 billones de pesos, Empresas Públicas de Medellín (EPM) le apuesta al saneamiento de las aguas residuales que le llegan al río Medellín.

Esta inversión está dividida en siete proyectos que hacen parte del Plan de Saneamiento y Manejo de Vertimientos que se resumen en una acción de recolección, el transporte y el tratamiento de las aguas residuales, que son aquellas provenientes de baños, lavaderos, lavadoras, jardines, patios y duchas de hogares, comercios e industrias.

Las más importantes son las dos Plantas de Tratamiento de Aguas Residuales (Ptar) Aguas Claras y San Fernando, ubicadas en el norte y sur del valle de Aburrá, respectivamente.

Actualmente, aseguró EPM, los municipios del área metropolitana cuentan con cerca de 4.600 kilómetros de redes de alcantarillado en operación y en estas dos Ptar más del 84 por ciento de las aguas residuales generadas en hogares e industrias son tratadas y devueltas al río Medellín en condiciones óptimas de saneamiento, evitando que allí lleguen más de 140 toneladas de materia orgánica al día.

Hay que aclarar que no estamos tratando las aguas del río, sino las que llegan al río desde los hogares o las industria

“El propósito del saneamiento es recolectar las aguas residuales, llevarlas a la planta para allí tratarlas y devolverlas al río. Hay que aclarar que no estamos tratando las aguas del río, sino las que llegan al río desde los hogares o las industrias”, aclaró Santiago Ochoa Posada, vicepresidente de Agua y saneamiento de EPM.La meta es que con este Plan de Saneamiento y Manejo de Vertimientos, EPM logre tratar cerca del 95 por ciento de las aguas residuales del Aburrá gracias a la construcción de 400 kilómetros de redes de alcantarillado (incluye modernización y ampliación), así como la adecuación de nuevas obras de infraestructura y el mejoramiento de las existentes.

1. Ptar San Fernando, Itagüí
PTAR San Fernando

La modernización y ampliación de la Ptar San Fernando, en Itagüí, se espera tenerla concluida a finales de este año. Las obras comenzaron en enero del año pasado.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Esta Planta, que opera desde el 2000, recibió una inyección financiera de 180.000 millones de pesos para modernización y ampliación y poder así mejorar la capacidad de tratamiento.

“Pasaremos de una capacidad de tratamiento de 1,4 a 1,8 metros cúbicos por segundo y mejorará la retención de residuos sólidos lo que disminuirá los tiempos de mantenimiento y suspensión de la planta”, explicó el directivo.

La modernización requirió una inversión de 43.000 millones de pesos y las obras comenzaron en febrero del 2016 y terminaron el pasado mes de mayo. La ampliación, en cambio, inició obras en enero del 2018 y se espera que en diciembre de este año estén terminadas. La inversión fue de 130.000 millones.

2. Ptar Aguas Claras, Bello
Obras de infraestructura que espera Colombia en 2018

La Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR) de Bello (Antioquia) entró en operación después de presentar más de 2 años de retrasos en sus obras.

Foto:

Juan Augusto Cardona / Archivo EL TIEMPO

Aunque será inaugurada a finales de abril del 2019, la Ptar Aguas Claras, en Bello puso en operación las dos primeras líneas de tratamiento desde octubre del 2018, que actualmente tratan más de 3 metros cúbicos por segundo de aguas residuales y extrae alrededor de 25 toneladas de residuos y material contaminante. La inversión  para esta obra fue superior a los 1,5 billones de pesos,

“Somos la primera gran ciudad del país que logra una cobertura del 84 por ciento de las aguas residuales tratadas de manera secundaria, lo que quiere decir que no solo estamos removiendo arenas y flotantes, sino también materia orgánica a través de un proceso biológico”, aseguró Ochoa.

Esto permitirá, prosiguió, que las aguas tratadas que retornan al río aumente el oxígeno disuelto en la corriente de agua lo que permitiría el surgimiento de mayores especies de vida en el río.

3. Interceptor Sur

Un interceptor es una infraestructura subterránea, de mayor capacidad, instalada a un lado del río Medellín y que lleva las aguas residuales hasta las Ptar.

La construcción del Interceptor Sur, que llevará dichas aguas provenientes de Caldas y La Estrella hasta la Ptar San Fernando, estará construida en el 2021 y beneficiará a 110.000 personas.

La inversión para llevarla a cabo es de 190.000 millones de pesos y los trabajos comenzaron en octubre del 2018.

4. Iguaná - La García
Plan para descontaminar el río Medellín

En La iguaná han identificado por lo menos 100 descargas. Allí planean sanear el 90 por ciento de este afluente.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Descarga se le denomina a la acción de verter o depositar aguas residuales a los ríos o quebradas.

En el sector la Iguaná, hasta San Cristóbal, identificaron cerca de 100 descargas que contaminan la quebrada la Iguaná, por lo que EPM invertirá 229.000 millones de para instalar 27 kilómetros de redes de alcantarillado y 35,5 de redes de acueducto.“La quebrada quedará saneada en un 90 por ciento y actualmente hemos construido 10,7 kilómetros de redes y esperamos terminar a finales del próximo año”, expresó Pilar María Patiño, líder del proyecto.

5. Centro Parrilla
Plan para descontaminar el río Medellín

La tecnología sin zanja evita que haya más afectaciones en la vía para las comunidades impactadas.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Desde el 2015, en el centro de Medellín se trabaja para modernizar 41,6 kilómetros de redes de acueducto y 48,2 de alcantarillado. Las obras terminarán en abril de este año y se invirtieron 275.500 millones de pesos.

Esta obra se realizó con cinco tipos de tecnología sin zanja, que indica un mínimo de excavación y menos afectación a las comunidades.

6. Otras cuencas

Con una inversión de 235.000 millones de pesos, EPM pretende construir, reponer y modernizar 57 kilómetros de redes de alcantarillado en 11 cuencas, 9 de Medellín y 2 de Bello.

También incluyen trabajos en 33 kilómetros de redes de acueducto. Las obras, informó EPM, comenzaron en 2015 e irán hasta el primer trimestre del 2020.

7. Rodas - Piedras Blancas - El Salado

En las cuencas Rodas (Bello), El Salado (Girardota) y Piedras Blancas (Copacabana) invirtieron 100.500 millones de pesos para construir, reponer y modernizar las redes, acometidas de alcantarillado y realizar obras complementarias.

“Se busca optimizar la infraestructura existente y mejorar la capacidad hidráulica de las redes de alcantarillado”, expresó EPM, que informó que dichos trabajos comenzaron en septiembre del 2017 y se extenderán hasta el primer trimestre del 2020.

A diciembre del año pasado, con estos proyectos han construido 138.190 metros de redes de 202.245 proyectados y han recolectado 252 de 408 descargas de aguas residuales.

DAVID ALEJANDRO MERCADO PÉREZ
Redactor de EL TIEMPO@AlejoMercado10

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.