Secciones
Síguenos en:
Misión para liberar a monja secuestrada en África habría fracasado
Monja Gloria Cecilia Narváez, secuestrada en África

Monja Gloria Cecilia Narváez, secuestrada en África

Foto:

Tomado de video

Misión para liberar a monja secuestrada en África habría fracasado

La religiosa nariñense Gloria Cecilia Narváez está secuestrada en África desde el 2017.

Después de cuatro años y cuatro meses en poder de miembros del grupo Al-Qaeda en una aldea de Malí, cerca de Burkina Faso, ahora su familia no entiende cómo una misión internacional que se había desplazado desde Colombia hasta la frontera entre Burkina Faso y Benín, para traerla de regreso al país sana y salva, decidió regresar pero sin noticias de la misionera colombiana.

Muy indignado y pidiendo una clara explicación de lo sucedido, su hermano el docente Edgar Narváez aún no entiende cómo el Gobierno Nacional después de haberlo prometido, no devolvió con vida a la monja al seno de su hogar.

(Puede interesarle: Masiva caravana en Cali para despedir a Junior Jein).

Para la que él ahora es una “mala noticia”, había comenzado hace un mes y medio cuando un grupo encabezado por el Gobierno de Colombia viajó a Malí, con el fin de negociar la liberación de su hermana Gloria Cecilia.

Sin embargo, cuando esperaba la buena noticia de la anhelada liberación, recibió una inesperada llamada que hasta hoy lo tiene a él y sus familiares entre la incertidumbre y el enojo.

(Puede interesarle: En vivo: Sepelio de Junior Jein). 

“El jueves en la noche el capitán del Gaula de la Policía me llama y me dice, profe, estamos de regreso en Colombia, no sé por qué razón nos mandan a llamar, si todo estaba marchando bien”, le había manifestado.

Tampoco se explica el por qué del regreso de la delegación, si el plan de la misión era permanecer hasta el mes de agosto próximo.

(Lea también: Taxista fue a Metrocali y pidió perdón por lanzar piedra al MIO).

El jueves en la noche el capitán del Gaula de la Policía me llama y me dice, profe, estamos de regreso en Colombia, no sé por qué razón nos mandan a llamar, si todo estaba marchando bien

Narváez habló con la embajadora de Colombia en Ghana, Claudia Turbay, quien le mostró su sorpresa por el temprano regreso al país de los miembros de esa misión, sin siquiera despedirse.

“Ella me dijo: no sé que pasó ni quién dio la orden, si el general Vargas, si el general Murillo o si el mismo Presidente Duque, eso es inaudito”, comentó el afligido docente.

Incluso, la delegación se desplazó con el apoyo de las Embajadas de Francia, Italia y España, y hasta de un delegado del Vaticano, pero de un momento a otro la negociación se interrumpió sin darse ninguna explicación.

“Yo no sé qué fue lo que pasó”, admitió y dijo que cuando habló con el general Vargas sobre el tema le había dicho “que eso es cuestión del grupo, que el grupo estaba cansado y que tenían que cambiarlo”.

(Puede interesarle: Reconciliación entre músico caleño que estuvo retenido y la Policía). 

Esperan que no oculten nada

Su reacción no se hizo esperar cuando advirtió: “pero cansado de qué si apenas hace un mes había llegado a Malí y la orden del presidente era estar hasta el mes de agosto”.

Ante tan pronto regreso dijo: “yo quiero saber por qué el grupo estando bien y que a la hermana ya la iban a traer, de un momento a otro la misión se interrumpió y todo se truncó, las hermanas Franciscanas han quedado muy tristes y desoladas”.

Narváez no quiere pensar que ni a él ni a su familia el Gobierno le esté ocultando algo, además porque de la delegación hizo parte la Cruz Roja Internacional.

Precisamente este organismo le envió una carta con fecha 1 de mayo de 2021 escrita en francés por la monja dirigida a su familia en Pasto, en la que solamente les dice que se encuentra bien de salud y que el grupo terrorista que la tiene en su poder la había cambiado a otro grupo denominado Apoyo a Musulmanes.

(Puede interesarle: Carro asignado a congresista fue robado y recuperado en sur de Cali).

Ella dice que rueguen a mi Dios Todopoderoso para que la liberen, que saludos a la familia y que ella se encuentra bien

“Es una carta muy corta que apenas me llegó hace dos días, ella dice que rueguen a mi Dios Todopoderoso para que la liberen, que saludos a la familia y que ella se encuentra bien”, advirtió.

Aunque en medio de la mala noticia hay una buena y es que la religiosa se encuentra con vida, su familia le exige al Gobierno Nacional una explicación sobre el por qué regresó la misión que iba a negociar su liberación.

Narváez ahora no oculta su desesperación y se formula varias preguntas: ¿por qué el Gobierno mandó a llamar al Grupo? ¿por qué no dejaron que el grupo trabajara allá? ¿cuál es la razón verdadera?

Tampoco acaba de entender por qué razón si el trabajo que debía desarrollar estaba en Malí, decide regresar al país sin entregarle a la familia una explicación razonable.

Sabe que la delegación alcanzó a llegar hasta la frontera con Burkina Faso, es decir, estuvo muy cerca del lugar donde al parecer estaría la religiosa.

“Pero ahora están aquí en Colombia cruzados de brazos, mientras la hermana se encuentra allá presa y sola, es increíble un país que no se preocupe por una religiosa secuestrada allá hace cuatro años y medio”, anotó con resignación Edgar Narváez.

(Lea también: Denunciarán retención de un policía en zona de bloqueo en Cali). 

Más noticias de Colombia

Así serán este año las fiestas de San Pedro en Neiva

Falso futbolista se dio la gran vida en Colombia sin gastar un peso

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.