Así ven a Barranquilla quienes velan por su ambiente y movilidad

Así ven a Barranquilla quienes velan por su ambiente y movilidad

En la ciudad, que vive ‘nueva normalidad’, hay guías testigos de los momentos más duros del virus.

Guías Barranquilla

Los orientadores de movilidad ahora se concentran, en su mayoría, en impulsar el uso de las ciclorrutas.

Foto:

Archivo

Por: Deivis López Ortega
13 de septiembre 2020 , 03:24 p. m.

Después de cinco meses, Barranquilla vuelve a moverse. Reactivó sus actividades económicas, reabrió sus parques y todos los espacios de los mismos para la recreación de la ciudadanía, los vuelos del Ernesto Cortissoz volvieron a despegar, se habilitaron sus fronteras terrestres y hasta el deporte profesional ve su reacción.

(Lea también: La covid-fiesta que terminó en una brutal agresión que indignó al país)

Es la ‘nueva normalidad’ de una ciudad que a mediados de julio llegó a registrar en un solo día 2.106 nuevos casos de covid-19 y hasta 51 fallecidos en 24 horas también en el mismo mes y 90 por ciento en ocupación de UCI en ese entonces.

Ahora, que los reportes de contagios diarios, por lo general, bajaron a dos dígitos y los decesos a un dígito, esa normalidad es acompañada con medidas sin ‘pico y cédula’, por ejemplo, pero con la prohibición de fiestas, en el marco de la fase del aislamiento selectivo responsable.

Ante la vuelta gradual a las calles de los barranquilleros, esta vez EL TIEMPO no consultó a expertos, sino a los testigos directos y diarios de la movilidad en la ciudad, a aquellos que la viven desde sus labores, la cual los mantuvo de pie hasta en el peor momento de la pandemia, cuando las calles permanecían desoladas y solo ellos estaban afuera.

Se trata de los guarda parques y los guías del tránsito, quienes señalaron cómo ven a la capital del Atlántico después de la primera embestida del coronavirus, lo bueno y lo malo de la ciudad.

Entre ambas partes destacaron la transformación de la ciudad, el aporte fundamental de cada uno para que Barranquilla siga mejorando y lamentaron el comportamiento de algunos ciudadanos en las calles.

Luz Elena de Aguas hace parte de los 450 guarda parques que conservan estos espacios que, desde hace 10 años, se han venido renovando en 'La Arenosa’, brindándoles zonas verdes y cómodas fuera de casa a los vecinos en los barrios y en las principales calles de la ciudad.

De esa década, De Aguas ha sido testigo durante los últimos tres años, que empezó desempeñarse en la labor, de esta capital que no deja de moverse ni en las madrugadas, por lo que vela que estos parques permanezcan en buen estado.

Así lo ha hecho durante 36 meses, desde las siete de la mañana, cuando el cantar de los pájaros se confunde con el sonido de las bocinas de los vehículos enredados en el tráfico, hasta las cuatro de la tarde, cuando se respira tranquilidad en el área verde.

Sin embargo, es factible que le asignen otros turnos, como de 12 de la tarde a oho de la noche o de 10 de la mañana a seis de la tarde, pero siempre al frente del cuidado de los parques Villa Santos, Villa Carolina, Bulevar de la Castellana y en Bosques del Norte, donde se encuentra actualmente.

Guarda parques

Los guarda parques trabajan por conservar en buen estado los espacios verdes en la ciudad.

Foto:

Archivo Particular

“Los parques están muy bonitos, uno ve que las personas se sienten bien, cuando llevan a un niño o van ellos a hacer un picnic. Las personas van con una buena actitud”, dice la mujer, quien limpia a diario el parque, arregla los jardines y, cada vez que puede, recuerda a los ciudadanos la importante de cuidar el lugar.

Pese a que, generalmente, estos nuevos espacios brindan una sensación de aire fresco y paz, lo que los convierte en ideales, según dice De Aguas, ella les agregaría un toque de sentido de pertenencia a sus usuarios, quienes en algunas ocasiones no se hacen responsables del accionar de sus mascotas.

De acuerdo con la guarda parques de Bosques del Norte, aunque en los parques hay hasta 20 canecas, cantidad que depende de la extensión del mismo, algunos visitantes no las usan y arrojan los desechos en el bien público.

(Le puede interesar: Sin bioseguridad fue recibido Junior en aeropuerto de Barranquilla)

A esa invitación, De Aguas le ha añadido un discurso pedagógico de autocuidado frente al covid-19, como mantener la mascarilla puesta y conservar el distanciamiento social; sin embargo, a algunos nos les cae bien las sugerencias.

“Muchas personas se molestan, nos les gusta que les recordemos que las zonas infantiles no son para adultos y entonces contestan mal. Hay algunos que no les gusta que le llamemos la atención y eso que lo hacemos de la mejor manera”, indica.

Con la vista puesta en la vía

Hace nueve años, el entonces mototaxista Alexánder Pérez acudió a una convocatoria para convertirse en uno de los 200 orientadores de movilidad que hoy tiene la ciudad.

Esos centenares de facilitadores del tránsito son los que andan en medio de la vía, con el silbato en la boca, coordinando con los gestos de sus brazos el tráfico en las vías de mayor circulación.

Y no solo lo logró, sino que su interés para trabajar en pro de los actores de la vía en Barranquilla lo llevó a capacitarse como técnico en seguridad vial, también en primeros auxilios, criminalística, entre otras especializaciones.

Para Pérez significa un beneficio desempeñarse en lo que le gusta y a la vez aportarle a la ciudad concientizando a sus habitantes mientras transiten en las calles y respetar las señales de tránsito.

Pero el comienzo no fue fácil, pues, según recuerda, tanto él como sus compañeros no eran aceptados por la ciudadanía, los cuestionaban “por vernos parados en la mitad de la calle y creían que éramos cualquier persona”.

Sin embargo, el tiempo les dio la razón y no solo están para evitar trancones, sino también para, por ejemplo, brindar los primeros auxilios en caso de accidentes y, como su cargo lo indica, orientar a la comunidad que transita.

De acuerdo con él, los primeros auxilios son lo que más le ha demandado actividad en su labor, pues no solo se concentra en las personas afectadas, sino en las personas que se aglomeran a curiosear, los vehículos cuyos conductores se detienen a ver lo que pasó y en la entrada y salida de ambulancias en la zona.

En esas anda a diario de las seis de la mañana a una de la tarde, aunque debe estar dispuesto a cumplir otras jornadas de tarde, en caso de que se le requiera. Y, por el covid-19, también debió apoyar los cercos sanitarios en los barrios.

Precisamente, por la pandemia, destaca las medidas que se han implementado para garantizar el autocuidado y el distanciamiento en el campo que es su fuerte, la movilidad. Por eso ve con buenos ojos la implementación e impulso que se le está dando al uso de las bicicletas y sus bicicarriles.

“La ciudad se está acogiendo a las normas poco a poco. En el norte tenemos los bicicarriles. Antes, los motociclistas invadían estas rutas exclusivas, pero con la labor que estamos haciendo, los conductores han acatado y muchos ciclistas pueden hacer uso de ellos sin ningún riesgo”, dice el hombre, de 42 años.

Sin embargo, lamenta que aún existan personas incrédulas con la pandemia y no tomen sus cuidados, y solo acaten las medidas si es un policía o un comparendo los que los obligan.

“No debería ser así, debería ser una conciencia social de cada uno, ya que el uso del tapabocas minimiza la contaminación”, opina Pérez, quien hace un par de meses, cuando las calles estaban desoladas, seguía aportando a la movilidad desde los barrios.

Ahora, cuando la ciudad entró a la ‘nueva normalidad’ y los trancones empiezan a asomar, Pérez se turna entre las calles 75 y calle 84, zonas traumáticas referente al tráfico de la ciudad, y donde se busca que los bicicarriles aporten a que el tránsito fluya con menos carros y más bicicletas.

(Le puede interesar: Así escondían 551 kilos de coca que halló la Policía en Barranquilla)

Siendo así, los testigos permanentes de una ciudad en constante movimiento destacan infraestructura, movilidad y medidas contra el covid-19, pero cuestionan actitud de algunos ciudadanos.

Deivis López Ortega
Corresponsal de EL TIEMPO
En Twitter: @DeJhoLopez
Escríbeme a deilop@eltiempo.com

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.